Chapter

1 Introducción

Author(s):
Rita Mesias
Published Date:
August 2016
Share
  • ShareShare
Show Summary Details

Esta Guía se ha elaborado como ayuda para las economías que participan o están considerando participar en la Encuesta Coordinada sobre la Inversión Directa (ECID). Esta Guía también pretende ser de utilidad para las economías que ya participan en la ECID ofreciendo directrices estadísticas que pueden resultarles útiles a los compiladores para mejorar la calidad de sus datos sobre inversión directa. Actualiza la Guía de la ECID publicada en 2010 a fin de incorporar aclaraciones basadas en la experiencia adquirida por el Fondo Monetario Internacional (FMI) en la implementación de la ECID y en la preparación de la Guía de Compilación de la Balanza de Pagos y la Posición de Inversión Internacional (GC MBP6). En este capítulo se explican el objetivo y los antecedentes de la ECID y la estrategia adoptada para su implementación, y se resume la forma en que está estructurada la Guía.

Objetivo de la Encuesta Coordinada sobre la Inversión Directa

1.1 La ECID es una iniciativa mundial de recopilación de datos estadísticos impulsada por el FMI. El objetivo de la ECID es mejorar la calidad de las estadísticas sobre las posiciones de inversión directa en la posición de inversión internacional (PII) y la disposibilidad de estas estadísticas desglosadas por economía de contraparte inmediata1. Por lo tanto, la ECID contribuye al objetivo de elaborar datos transfronterizos “de quién a quién”, complementando la Encuesta Coordinada sobre la Inversión de Cartera (ECIC), y permite comprender mejor las interconexiones financieras.

1.2 Concretamente, el objetivo de la ECID es recopilar, compilar y divulgar datos sobre las siguientes partidas:

  • Datos completos y armonizados sobre las posiciones de inversión directa, desglosados en acciones y otras participaciones de capital o en instrumentos de deuda, y en el caso de los instrumentos de deuda, desglosados en activos y pasivos, por economía del inversionista directo (ID, en el caso de la inversión directa en la economía declarante), o por empresa de inversión directa (EID, en el caso de la inversión directa en el exterior)2.

  • Se procura obtener datos sobre las posiciones de inversión directa en la economía declarante y en el exterior; sin embargo, en el caso de las economías cuya inversión directa en el exterior no sea sustancial, los datos sobre las posiciones de inversión directa en la economía declarante serán suficientes para participar en la ECID.

  • Asimismo, la ECID recoge, como categoría recomendada, datos sobre posiciones entre empresas emparentadas, y sobre las posiciones netas de los intermediarios financieros residentes.

1.3 La participación en la ECID representa un compromiso firme de mejorar los datos sobre las posiciones de inversión directa y de llevar a cabo una encuesta exhaustiva o un censo, tanto en las economías que ya están produciendo tales estimaciones como en las que aún no lo hacen. Los resultados de la ECID (datos y metadatos)3 deben declararse al FMI, el cual publica la información no confidencial en su sitio web (véase http://data.imf.org/CDIS)4.

Antecedentes

1.4 Desde sus comienzos el FMI ha usado datos agregados sobre la balanza de pagos para llevar a cabo su trabajo de supervisión y elaborar análisis económicos. En la última década, el FMI ha centrado la mira cada vez más en los datos sobre posiciones5 y en los datos desglosados por cada economía de contraparte. Por ejemplo, la ECIC se puso en marcha en 1997 bajo los auspicios del FMI para que las economías recopilaran de manera coordinada datos bilaterales sobre las posiciones de inversión extranjera de cartera, y a partir de los datos correspondientes a 2001 pasó a ser una encuesta anual. La Decisión sobre la Supervisión adoptada por el FMI en 2007 puso aun mayor énfasis en la necesidad de contar con datos sobre las economías de contraparte. Asimismo, desde hace muchos años el Banco de Pagos Internacionales (BPI) ha venido recopilando datos bancarios bilaterales6, y la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio Exterior y Desarrollo (UNCTAD) ha venido recopilando datos bilaterales sobre saldos (posiciones) y flujos de entrada de inversión extranjera directa7 al igual que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y la Oficina Estadística de la Unión Europea (Eurostat), que recopilan conjuntamente datos sobre inversión directa bilateral proporcionados por sus países miembros.

1.5 Tras el éxito de estas iniciativas, el Departamento de Estadística del FMI (STA) ha determinado que la inversión directa es un área de alta y creciente importancia, y que los datos al respecto pueden y deben mejorarse. A diferencia de otros tipos de financiamiento transfronterizo, la inversión directa aporta a la economía receptora no solo recursos financieros adicionales sino también otras ventajas, como transferencia de tecnología y conocimientos especializados de gestión. Por lo tanto, la inversión directa refuerza el potencial de crecimiento de la producción, el valor agregado y el empleo en las economías; además, hay estudios que indican que, como fuente de financiamiento externo, la inversión directa es menos volátil que las inversiones de cartera y otras inversiones.

1.6 En 2005, el Directorio Ejecutivo del FMI reconoció la necesidad de mejorar las estadísticas sobre inversión directa y avaló la propuesta de STA para estudiar la factibilidad8 de llevar a cabo una ECID que generase datos sobre inversión directa relativos a las economías de contraparte. Como parte del estudio de factibilidad, se indagó sobre el grado de interés de unas 80 economías en participar en una encuesta coordinada sobre la inversión directa en la economía declarante y en el exterior. La respuesta fue abrumadoramente a favor de realizar una ECID sobre la inversión directa en la economía declarante, y muy positiva en cuanto a una ECID sobre la inversión directa en el exterior9. Asimismo, en su reunión de octubre de 2006, el Comité del FMI sobre Estadísticas de Balanza de Pagos (Comité de Balanza de Pagos) aprobó la realización de la ECID. El FMI tomó la decisión de proceder a su realización en marzo de 2007.

1.7 En un comienzo se fijó como fecha de referencia para la ECID el 31 de diciembre de 2009. En la reunión que celebró en Shanghai, China, en noviembre de 2009, el Comité de Balanza de Pagos respaldó la propuesta del FMI de realizar la ECID con una periodicidad anual. En diciembre de 2010 el FMI dio a conocer los resultados de la ECID de 2009. Participaron 72 economías, y a la fecha de prepararse esta actualización el número de economías participantes había aumentado a alrededor de 100.

Estrategia para la implementación de la ECID

1.8 Para llevar a cabo la ECID el FMI adoptó una estrategia práctica que consiste en cuatro pilares. El primer pilar fue la preparación de la Guía de la ECID, que quedó finalizada en 2010 (y que ahora se actualiza con esta edición de la Guía)10. El segundo pilar fue el envío de invitaciones a todos los países miembros del FMI y a algunos otros países a participar en la ECID (esta etapa tuvo lugar en 2007). El tercer pilar consistió en los programas de capacitación y los talleres que se celebraron en diversas regiones durante el período 2008-2012 para facilitar la participación en la ECID de un gran número de economías desarrolladas, en desarrollo y de mercados emergentes de todo el mundo. El cuarto pilar fue la participación de organizaciones internacionales y regionales en la promoción activa de la ECID entre sus países miembros.

1.9 La ECID se lleva a cabo anualmente y el FMI procura de manera continua ampliar la participación y mejorar la calidad de los datos declarados. Como parte de estos esfuerzos, el Departamento de Estadística se puso en contacto con determinados participantes en la ECID en 2013–2014 a fin de llamar su atención sobre las amplias asimetrías bilaterales entre los datos de la ECID que habían declarado y los datos declarados por sus principales economías de contraparte (véanse más detalles sobre esta iniciativa en el capítulo 6). Para divulgar los datos y metadatos de la ECID STA actualizó en diciembre de 2014 el sitio web de la ECID (http://data.imf.org/CDIS), que incluye mapas, cuadros y otros documentos pertinentes, así como nuevas herramientas en línea que permiten a los usuarios descargar datos adaptados a sus propias necesidades. Asimismo, el FMI proporciona de manera continua asesoramiento y capacitación en materia de inversión directa por medio de cursos y talleres en la sede del FMI en Washington y en las distintas regiones, y asistencia técnica, como parte del programa de trabajo de STA para el fortalecimiento de las capacidades.

1.10 Las Normas Especiales para la Divulgación de Datos (NEDD) Plus11 fueron establecidas en 2012. Las NEDD Plus incluyen nueve categorías de datos adicionales, que la economía adherente se compromete a cumplir en su totalidad para fines de 2019. Estas categorías de datos incluyen, entre otras cosas, la participación en la ECID12.

1.11 Actualmente, al participar en la ECID las economías se comprometen a suministrar al FMI los resultados de los datos básicos dentro de los nueve meses posteriores a la finalización del año de referencia; el FMI debe divulgar los resultados dentro de los 12 meses siguientes a la finalización del año de referencia. En ese momento también deben suministrarse al FMI datos revisados o datos básicos más detallados para los años anteriores (véase el párrafo 4.25).

También deben presentarse los metadatos de la ECID, y deben actualizarse de modo que reflejen los datos más recientes declarados sobre la ECID.

Datos que se compilarán para la ECID

Datos básicos

1.12 Las economías que participan en la ECID han acordado compilar la siguiente información:

  • Para la inversión directa en la economía declarante: El valor de las posiciones acumuladas tanto en participaciones de capital netas como en instrumentos de deuda netos (declarando por separado los activos y pasivos de instrumentos de deuda), según la economía de contraparte del inversionista directo inmediato (primero), en la fecha de referencia (31 de diciembre).

1.13 Además, se solicita a las economías que proporcionen la siguiente información sobre la inversión directa en el exterior, cuando sea significativa:

  • Para la inversión directa en el exterior: El valor de las posiciones acumuladas tanto en participaciones de capital netas como en instrumentos de deuda netos (declarando por separado los activos y pasivos pertinentes), según la economía de contraparte inmediata (primera), en la fecha de referencia (31 de diciembre).

1.14 Para ambos tipos de inversión directa, en la economía declarante y en el exterior, deben usarse los valores en libros de las EID. Los conceptos y principios de la sexta edición del Manual de Balanza de Pagos y Posición de Inversión Internacional (MBP6) del FMI y de la cuarta edición de Benchmark Definition of Foreign Direct Investment (BD4) de la OCDE se utilizan, en la medida de lo posible, como base para compilar los datos que se declaran en la ECID.

1.15 Con la ECID se pretende obtener datos sobre inversión directa según la economía de contraparte inmediata, como parte de los conjuntos de datos básicos. En los casos en que la información bilateral sea confidencial, se solicita a los compiladores presentar desgloses regionales que no comprometan el carácter confidencial de los datos. Dichos desgloses regionales son de menor valor analítico que los desgloses por cada economía, pero aun así resultan de mayor utilidad que una categoría general de “otros datos” en la que se combinen todos los datos confidenciales y los datos no clasificados en otras partidas13 en una sola cifra sin asignación regional.

Partidas adicionales

1.16 Las economías pueden tener interés en recopilar datos sobre partidas adicionales para su propio uso; sin embargo, no se solicita que se suministren estos datos al FMI. Revisten especial interés:

  • Sector (además del desglose de los datos por empresas residentes que son intermediarios financieros, solicitado en las planillas del FMI para la declaración de datos sobre la ECID).

  • Ida y vuelta de fondos.

  • Renta.

  • Transacciones financieras.

  • Valores de mercado calculados utilizando otras bases (las acciones no cotizadas deben declararse en la ECID utilizando específicamente como aproximación al valor de mercado el “valor contable de los fondos propios”, véase el párrafo 3.12).

  • Economía inversionista en última instancia14.

1.17 En el apéndice III se analizan más a fondo la clasificación por sectores, la renta de la inversión directa y las transacciones financieras, la valoración de mercado de las participaciones de capital, la economía inversionista en última instancia, los fondos en tránsito y la ida y vuelta de fondos.

Organización de la Guía de la ECID

1.18 La Guía está estructurada de la siguiente manera:

  • Capítulo 1: Introducción. Este capítulo proporciona información general.

  • Capítulo 2: Unidades que serán encuestadas. Este capítulo ofrece orientación para establecer el marco de la encuesta de las unidades estadísticas que participan en actividades de inversión directa (es decir, las EID y los ID).

  • Capítulo 3: Información que debe recopilarse en la encuesta. En este capítulo se describe la información que debe recopilarse y se presentan los principios contables pertinentes, como el de valoración.

  • Capítulo 4: Compilación y declaración de estadísticas de inversión directa. En este capítulo se proporcionan orientaciones detalladas para compilar la ECID presentando los datos sobre la base de activos/pasivos y según el principio direccional. En este capítulo también se presentan algunos cuadros predefinidos para presentar los resultados de la ECID para su publicación en el sitio web del FMI.

  • Capítulo 5: Realización de una encuesta de inversión directa. En este capítulo se analizan algunas de las cuestiones prácticas relacionadas con la realización de la encuesta, se describen las principales tareas y se formulan recomendaciones en cuanto a plazos.

  • Capítulo 6: Consistencia y validación de los datos de la ECID. El propósito de este capítulo es brindar asistencia a los compiladores para mejorar la calidad de los datos sobre inversión directa mediante el uso de algunas herramientas recomendadas de autoevaluación y verificar la consistencia con los datos de la PII y la ECID por economías de contraparte (nuevo capítulo).

1.19 La Guía incluye cinco apéndices:

  • Apéndice I incluye las planillas de declaración de datos detallados sobre la ECID y el cuestionario sobre metadatos.

  • Apéndice II amplía el análisis del capítulo 2 sobre residencia y unidades institucionales.

  • Apéndice III describe la clasificación por sectores y explica con mayor detalle la ida y vuelta de fondos.

  • Apéndice IV presenta formularios modelo para la encuesta sobre inversión directa en la economía declarante y en el exterior. Estos formularios modelo se han actualizado y se han armonizado plenamente con las normas estadísticas internacionales15.

  • Apéndice V presenta los grupos regionales a la fecha de redacción de esta Guía.

Tanto los datos basados en los activos/pasivos como los datos basados en el principio direccional resultan útiles para fines analíticos. Por ejemplo, los datos basados en los activos/pasivos son consistentes con los datos monetarios, financieros y otros datos del balance, lo cual facilita la comparación entre estos conjuntos de datos. Los datos basados en el principio direccional ayudan a comprender la motivación de la inversión directa y tienen en cuenta el grado de control e influencia; en la presentación basada en el principio direccional, la inversión en sentido contrario puede interpretarse como un equivalente del retiro de inversiones; véase el párrafo 6.44 de la sexta edición del Manual de Balanza de Pagos y Posición de Inversión Internacional (MBP6). Se necesitan datos sobre la inversión directa desglosados por contraparte inmediata a fin de realizar un seguimiento adecuado de los flujos y saldos. Véanse en el capítulo 4 más detalles sobre los datos basados en los activos/pasivos y en el principio direccional.

Se alienta a las economías a proporcionar datos por separado sobre los activos y pasivos correspondientes a instrumentos de deuda. No obstante, dada la necesidad de preservar el carácter confidencial de los datos, se reconoce que en algunos casos las economías solo podrán proporcionar datos desglosados por economía de contraparte sobre las posiciones totales en instrumentos de deuda (compensando los activos y pasivos), o quizá con un grado de detalle aún menor. Véase en el capítulo 5 información adicional sobre cuestiones relativas a la confidencialidad.

En el capítulo 4 se presentan sucintamente la planilla de declaración de datos y el cuestionario de metadatos de la ECID.

En el apéndice I se incluyen las planillas detalladas de declaración de datos (en la economía declarante y en el exterior) y los cuestionarios de metadatos utilizados en el momento de redactarse esta actualización. En el sitio web del IMF dedicado a la ECID (sección de documentación) se incluirán las planillas y cuestionarios actualizados.

El enfoque del balance se centra en el examen de “datos sobre posiciones” (es decir, activos y pasivos) en una economía. La crisis de los mercados emergentes en los años noventa y principios de la década de 2000 puso de relieve que era necesario prestar mayor atención a las vulnerabilidades a través de la preparación de balances sectoriales. Dado que se basa en un examen minucioso de las posiciones en activos y pasivos (incluidas las posiciones bilaterales, que pueden provocar fuertes ajustes de los flujos de capitales), el enfoque del balance puede ser un complemento útil del análisis de flujos tradicional.

El BPI compila y publica estadísticas sobre títulos de deuda internacionales. Sus colecciones de datos fueron revisadas en 2012 para armonizarlas con las recomendaciones del Manual de estadísticas sobre títulos-valores (Handbook on Securities Statistics), que define un marco acordado a escala internacional para clasificar los títulos-valores. Véase una explicación de las revisiones introducidas en las estadísticas del BPI sobre títulos de deuda en Enhancements to the BIS Debt Securities Statistics, Gruić y Wooldridge (2012). Las estadísticas del BPI sobre títulos de deuda se publican en www.bis.org/statistics/secstats.htm. El Manual de estadísticas sobre títulos-valores puede consultarse, en inglés, en www.imf.org/external/np/sta/wgsd/hbook.htm.

Véase información adicional sobre esta base de datos en http://unctad.org/en/Pages/DIAE/FDI%20Statistics/FDI-Statistics-Bilateral.aspx.

Se estableció un grupo de trabajo para que examinara la factibilidad de llevar a cabo una ECID. El grupo de trabajo estuvo integrado por el Banco Central Europeo (BCE), Eurostat, la OCDE, UNCTAD, el Banco Mundial y el FMI. Asimismo, representantes de seis economías prestaron asistencia a la labor del grupo. Estas economías fueron Australia, Bélgica, Estados Unidos, la RAE de Hong Kong, el Reino Unido y Sudáfrica.

La encuesta sobre inversión directa en la economía declarante ha recibido más apoyo que la encuesta sobre inversión directa en el exterior porque en varios de los países encuestados la inversión directa en el exterior no resulta significativa y/o sería más difícil de medir.

La Guía de 2010 se elaboró sobre la base de las directrices y los aportes de un grupo de trabajo integrado por determinados países miembros del FMI y organismos internacionales. Los miembros de este grupo de trabajo fueron Brasil, Estados Unidos, Francia, Japón, México, Omán, los Países Bajos, la RAE de Hong Kong, el Reino Unido, la República Popular China, Sudáfrica, el Banco Mundial, el BCE, Eurostat, el FMI, la OCDE y la UNCTAD.

Aunque todos los suscriptores de las NEDD pueden participar en las NEDD Plus, estas están pensadas para las economías con sectores financieros de importancia sistémica. El interés en que un grupo más específico de economías refuerce sus actividades de divulgación de datos tiene por objeto mejorar la transparencia de los datos y ayudar a reforzar el sistema financiero internacional. La adhesión a las NEDD Plus es voluntaria, pero una vez que un país se adhiere, se compromete a cumplir con las normas más rigurosas sobre divulgación y calidad de los datos entre las establecidas por las distintas iniciativas del FMI en materia de datos.

En la Guía para adherentes y usuarios de las NEDD Plus se proporcionan más detalles sobre los requisitos de participación (véase información adicional sobre las NEDD Plus en www.imf.org/external/np/exr/facts/data.htm).

Véase en el 4.21 la definición de datos confidenciales y no clasificados en otras partidas.

Véase información adicional sobre la economía inversionista en última instancia en el anexo 10 de BD4, anexo III, y en los párrafos 4.156 y 4.157 del MBP6.

En la Guía de la ECID publicada en 2010, los formularios modelo se presentaban en el capítulo 3.

    Other Resources Citing This Publication