Estadísticas de la Deuda Externa: Guía Para Compiladores y Usuarios
Chapter

1. Panorama general

Author(s):
International Monetary Fund. Statistics Dept.
Published Date:
December 2014
Share
  • ShareShare
Show Summary Details

Objetivo de la Guía

1.1 La publicación Estadísticas de la deuda externa: Guía para compiladores y usuarios (la Guía) tiene como finalidad proveer directrices integrales para la medición y presentación de estadísticas de la deuda externa. En la Guía se formulan, además, recomendaciones para la recopilación de estos datos y para su uso con fines analíticos. La intención es contribuir al mejoramiento y a una mayor comprensión de las estadísticas de la deuda externa. Se quiere satisfacer de esta manera el interés de los mercados y de los encargados de formular las políticas por contar con mejores estadísticas de la deuda externa que faciliten la evaluación de las vulnerabilidades externas, en un período de mayor interdependencia de los mercados como resultado de las crecientes corrientes internacionales de capital. Asimismo, se atienden los intereses de los usuarios en mejorar la disponibilidad y la comparabilidad internacional de las estadísticas de deuda externa.

Enfoque conceptual adoptado en la Guía

1.2 La Guía contiene un marco conceptual para la compilación de las estadísticas de deuda externa. El marco está basado en el Sistema de Cuentas Nacionales 2008 (SCN 2008) y en la sexta edición del Manual de balanza de pagos y posición de inversión internacional (MBP6)1. Este enfoque promueve la coherencia y comparabilidad de las estadísticas de deuda externa con otras estadísticas macroeconómicas, como las estadísticas de balanza de pagos, la posición de inversión internacional (PII) y las cuentas nacionales2. En este marco conceptual la deuda externa incluye todos los pasivos, tal como se definen en el SCN 2008 (excluidos los pasivos por participaciones de capital y participaciones en fondos de inversión, y los derivados financieros y opciones de compra de acciones por parte de empleados) frente a no residentes; el monto total de estos pasivos se presenta como saldo bruto de la deuda externa3.

1.3 Se incorporan cuadros para la presentación del saldo bruto de la deuda externa y otros datos vinculados, tanto para el conjunto de la economía como por los sectores de los deudores. Mediante el uso de los conceptos que se presentan en los capítulos 2 y 3, los datos compilados y presentados con el formato del cuadro que aparece en el capítulo 4 proveen un panorama global y bien documentado del saldo bruto de la deuda externa de toda la economía. En el capítulo 5, dicho saldo se presenta en un cuadro que pone de relieve el papel del sector público; este cuadro es de especial interés para los países en que el sector público desempeña una función central en la obtención de préstamos del exterior, ya sea en calidad de prestatario y/o garante4.

1.4 En la Guía se presentan también otros principios contables para facilitar la compilación de series de datos útiles, desde el punto de vista analítico, para el estudio del saldo de la deuda externa bruta. La prioridad que los distintos países otorguen a la compilación de estas series de datos variará según las circunstancias. Pero series de datos tales como el calendario del servicio de la deuda (es decir, un calendario con información sobre los montos previstos y la fecha en que se efectuarán los pagos), la composición de la deuda externa desglosada por moneda extranjera (es decir, un indicio de la exposición de la economía a fluctuaciones del tipo de cambio) y los vencimientos residuales a corto plazo (es decir, la parte del saldo bruto de la deuda externa que tiene vencimientos programados dentro del plazo de un) pueden revelar información esencial sobre las vulnerabilidades externas que podría afrontar una economía. Del mismo modo, la Guía ofrece recomendaciones para la medición y presentación del saldo neto de la deuda externa, o sea, la deuda externa bruta menos los activos externos materializados en instrumentos de deuda. En el caso de las economías en que el sector privado participa activamente en los mercados financieros internacionales, este concepto y, más aún, el de saldo acreedor neto de la PII5, reviste especial importancia para evaluar la sostenibilidad de la posición con el exterior.

Estructura de la Guía

1.5 La Guía está compuesta por tres partes y contiene nueve apéndices:

1.6 Para facilitar la actualización de la información, las actividades que dedican a la deuda externa los organismos miembros6 del Grupo de tareas interinstitucional sobre estadísticas financieras (GTIEF) se presentan en el sitio web del grupo (www.tffs.org), no en la Guía misma, tal como se hizo con la versión de 2003. Estas actividades se presentan en cuatro secciones: 1) sistemas de gestión de datos, 2) disponibilidad de datos, 3) calidad de datos y 4) fortalecimiento de las capacidades.

Marco conceptual

1.7 La parte I está estructurada de la siguiente manera:

  • El capítulo 2 contiene una definición de la deuda externa bruta y explica en detalle los principios contables que deben seguirse para medir el saldo bruto de la deuda externa; el capítulo 3 describe la identificación de los sectores institucionales y los instrumentos financieros.

  • El capítulo 4 contiene un cuadro de presentación del saldo bruto de la deuda externa; la prioridad máxima la reciben los sectores institucionales, seguidos del vencimiento y luego el tipo de instrumento de deuda; el capítulo 5 contiene un cuadro de presentación de datos sobre la deuda externa pública y con garantía pública.

  • El capítulo 6 presenta más principios contables para la compilación de otras series de datos de utilidad analítica para el estudio del saldo bruto de la deuda externa; el capítulo 7 contiene cuadros de presentación adicionales (p. ej., el calendario de pago del servicio de la deuda y la deuda en moneda extranjera).

  • El capítulo 8 analiza la divulgación de información adecuada sobre el impacto de una reorganización de la deuda en la deuda externa; el capítulo 9 aborda los pasivos contingentes y contiene un cuadro para presentar la deuda externa sobre la base del riesgo final.

Compilación: Principios y práctica

1.8 En el capítulo 10 se ofrece una perspectiva general de los métodos de compilación. En los capítulos 11,12 y 13 se abordan, respectivamente, los métodos de compilación de los datos de la deuda externa del sector público, los datos sobre las sociedades captadoras de depósitos y otros sectores, y los datos sobre títulos de deuda.

Uso de las estadísticas de la deuda externa

1.9 En los capítulos 14 y 15 se examina el uso de los datos sobre la deuda externa con fines de análisis. Estos capítulos se han incluido para ayudar a los compiladores a ubicar su labor en un marco analítico y para asistir a los usuarios en la interpretación de los datos de los que se disponga. En el capítulo 14 se describe brevemente el análisis de la sostenibilidad de la deuda y se explican algunos de los coeficientes de endeudamiento más utilizados. En el capítulo 15 se destaca la necesidad de analizar los datos sobre la deuda externa en un contexto general.

Apéndices

1.10 En el apéndice 1 se presentan definiciones y clasificaciones detalladas de los instrumentos de deuda y transacciones específicas. En el apéndice 2 se analizan las operaciones de reporto pasivo y la forma en que deben registrarse en el saldo bruto de la deuda externa. En el apéndice 3 se presenta un glosario de términos de la deuda externa. El apéndice 4 describe la relación entre la deuda externa, la PII y las cuentas nacionales. El apéndice 5 explica la Iniciativa para los Países Pobres Muy Endeudados (PPME) y la Iniciativa para el Alivio de la Deuda Multilateral (IADM). El apéndice 6 presenta el Marco de Evaluación de la Calidad de los Datos (MECAD) para las estadísticas de deuda externa. El apéndice 7 explica el tratamiento de los atrasos en la deuda externa bruta. El apéndice 8 describe la compilación de la deuda externa del sector privado. Por último, el apéndice 9 enumera los principales cambios incorporados a la Guía con motivo de la adopción del MBP6.

El SCN 2008 es un marco estadístico que representa un conjunto integral, coherente y flexible de cuentas macroeconómicas para la formulación de políticas, el análisis y la investigación. Fue elaborado bajo el auspicio de las Naciones Unidas, la Comisión Europea, el FMI, la OCDE y el Banco Mundial. El MBP6 fue publicado por el FMI en 2009 y constituye el marco estándar para las estadísticas sobre las transacciones y las posiciones entre una economía y el resto del mundo. El SCN 2008 y el MBP6 fueron actualizados en paralelo.

La Guía también está armonizada con las siguientes publicaciones: Handbook on Securities Statistics Part 1: Debt Securities Issues (2009), Handbook on Securities Statistics Part 2: Debt Securities Holdings (2010) y Estadísticas de la deuda del sector público: Guía para compiladores y usuarios (2011).

La versión de 2003 de la Guía estaba basada en el SCN 1993 y el MBP5. Por ende, los sistemas de compilación elaborados para producir datos según los lineamientos de la Guía de 2003 pueden servir de base para la medición y la compilación del saldo bruto de la deuda externa descritos más adelante.

Para más lineamientos sobre las estadísticas de deuda del sector público, véase Estadísticas de deuda del sector público: Guía para compiladores y usuarios (2011).

La PII de una economía es el balance del saldo de los activos y pasivos financieros externos; la diferencia que arroja es el saldo neto de activos (o pasivos). La PII se describe en el apéndice 3 y sus componentes normalizados figuran en el capítulo 3. Los vínculos entre las estadísticas de deuda externa, la PII y las cuentas nacionales se describen en el apéndice 4.

En este contexto, una zona monetaria común es aquella a la que pertenece más de una economía y que cuenta con un banco central regional legalmente facultado para emitir una misma moneda dentro de la zona. Para pertenecer a esta zona, la economía tiene que ser integrante del banco central.

    Other Resources Citing This Publication