Chapter

1. Introducción

Author(s):
International Monetary Fund
Published Date:
August 2003
Share
  • ShareShare
Show Summary Details

Los países miembros del FMI y otras jurisdicciones tienen varias opciones para conformar sus legislaciones a las normas y pautas establecidas por la comunidad internacional en lo relativo a la lucha contra el financiamiento del terrorismo. Las fuentes abarcan desde normas internacionales jurídicamente vinculantes, como las consagradas en las resoluciones del Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y en acuerdos internacionales como el Convenio Internacional para la represión de la financiación del terrorismo, hasta normas no vinculantes establecidas por grupos de países que actúan mancomunadamente, como las 8 Recomendaciones Especiales sobre la financiación del terrorismo expedidas por el Grupo de Acción Financiera sobre el Blanqueo de Capitales (GAFI). Si bien las fuentes tienen varios aspectos en común, hay diferencias en cuanto al alcance de cada una. La aplicación de algunas normas y pautas exige la creación de leyes, pero en muchos aspectos esa aplicación puede realizarse de distintas maneras. Por lo tanto, para atender sus obligaciones internacionales y cumplir con las normas, los países tienen que tomar varias decisiones sobre el alcance y el contenido de la legislación.

El presente Manual tiene por objeto ayudar a los países miembros del FMI y a otras jurisdicciones a elaborar la legislación necesaria para cumplir con las obligaciones y las normas internacionales relativas a la lucha contra el financiamiento del terrorismo ajustándose de la mejor manera posible a las circunstancias particulares.

Contexto

Los esfuerzos de la comunidad internacional para evitar y castigar el financiamiento del terrorismo forman parte de una campaña más global para combatir todos los aspectos del terrorismo. Se han desplegado gestiones a escala mundial y regional. En el ámbito mundial, las Naciones Unidas han abordado el tema desde 19701. En 1972, la Asamblea General creó el primer Comité Especial sobre el Terrorismo Internacional2, y en 1994 adoptó una Declaración sobre medidas para eliminar el terrorismo internacional3. En 1996, la Asamblea General estableció un nuevo comité especial para elaborar convenios internacionales sobre terrorismo, de cuyo seno surgió el Convenio Internacional para la represión de la financiación del terrorismo. El comité ha venido trabajando desde 2000 en una convención general sobre el terrorismo internacional4.

El Consejo de Seguridad también se ha ocupado del tema del terrorismo desde 1985, y en 2001 creó el Comité de la Lucha contra el Terrorismo, cuya función es supervisar las respuestas de los estados miembros a las disposiciones de la resolución 1373 del Consejo de Seguridad (2001)5. Previamente, a través de las resoluciones 1267 (1999)6 y 1333 (2000)7, el Consejo de Seguridad había decidido que los países miembros de la ONU embargarían los activos de terroristas y organizaciones terroristas identificadas. También se han adoptado varios convenios de carácter regional8. Existe, por lo tanto, una red compleja de instrumentos internacionales que han comprometido a los Estados a combatir el terrorismo. La lucha contra el financiamiento del terrorismo se convirtió en un aspecto destacado de este esfuerzo a raíz de los ataques terroristas perpetrados en Estados Unidos en septiembre de 2001, la posterior adopción de las Recomendaciones Especiales sobre la financiación del terrorismo emitidas por el GAFI y la resolución 1373 (2001), y el establecimiento del Comité de la Lucha contra el Terrorismo. De este modo, además de fomentar la cooperación internacional para la prevención y la represión de actos de terrorismo propiamente dichos, la comunidad internacional se ha embarcado en un ambicioso programa con miras a evitar el terrorismo a partir de la detección y eliminación de sus fuentes de financiamiento y la tipificación penal del financiamiento de actividades terroristas.

El Manual presenta ejemplos de medidas legislativas que pueden usarse para elaborar leyes que permitan cumplir con las obligaciones internacionales de lucha contra el financiamiento del terrorismo contempladas en las resoluciones 1373 (2001), 1267 (1999) y 1333 (2000) y en el Convenio Internacional para la represión de la financiación del terrorismo, así como observar las normas establecidas en las 8 Recomendaciones Especiales sobre la financiación del terrorismo expedidas por el GAFI. Estos instrumentos abordan la lucha contra el financiamiento del terrorismo, pero cada uno con un alcance distinto. En concreto, la Resolución enfoca de manera muy amplia las medidas que los Estados deben tomar para combatir el financiamiento del terrorismo, abarcando, entre otras cosas, disposiciones sobre el posible abuso de la condición de refugiados por parte de los terroristas. En el Manual se resume el contenido de la resolución 1373 (2001), pero se analizan únicamente las medidas que inciden directamente en la lucha contra el financiamiento del terrorismo. No obstante, se abordan cada una de las disposiciones sustanciales del Convenio y de las Recomendaciones Especiales.

Sinopsis

En el capítulo 2 se exponen las tres fuentes principales de las que emanan las obligaciones y las normas internacionales para la lucha contra el financiamiento del terrorismo y se analiza la problemática conexa. En el capítulo 3 se presenta la legislación que ciertos países ya han adoptado al respecto y se examinan aspectos generales sobre su elaboración. En el capítulo 4 figuran análisis detallados sobre cuestiones específicas de la legislación. Los modelos de legislación constan en los apéndices VII (países de Derecho romano) y VIII (países de Derecho anglosajón).

    Other Resources Citing This Publication