Chapter

10. Tratamiento de productos específicos

Author(s):
International Monetary Fund
Published Date:
September 2009
Share
  • ShareShare
Show Summary Details

A. Introducción

10.1 En este capítulo se presentan ejemplos de la forma en que distintas oficinas de estadística tratan a distintos sectores. Se hará hincapié en aquellos sectores cuyos precios suelen considerarse difíciles de medir; no obstante, se incluyen ejemplos de sectores típicos. Cabe tener en cuenta que la presentación de estos métodos no implica que se los califique como las “mejores prácticas”. De hecho, se reconoce que en algunos casos es probable que las circunstancias de un país exijan apartarse de ellos. A fin de subrayar esta idea, al final de cada sección se presenta una lista de cuestiones pendientes, que aluden a problemas de los procedimientos descritos.

10.2 Un problema general de la elaboración de los índices de precios al productor (IPP) es formular una caracterización exacta del bien o servicio cuyo precio será determinado. Hasta cierto punto, esta caracterización depende de la definición del sector al que se asigna la empresa productora. Para los fines de este capítulo, se tomará como referencia la Clasificación Industrial Internacional Uniforme de todas las Actividades Económicas (CIIU) Rev. 3. La relación entre la selección de los productos cuyos precios serán determinados y el sector al que se los asigna es independiente de que el muestreo sea probabilístico o se base en el criterio de expertos.

10.3 Después de seleccionar un producto o producción cuyo precio será determinado, el problema radica en caracterizar el bien de manera tal que no solo sea posible volver a determinar el precio, sino que además se distinga entre los cambios en la calidad y las variaciones en el precio. Este último aspecto es sumamente importante para medir con exactitud la variación de precio. En capítulos anteriores del Manual se analizó el marco conceptual que subyace a numerosos aspectos de la elaboración de los IPP. En este capítulo se proporcionarán algunos ejemplos de distintas prácticas llevadas a cabo por las oficinas de estadística.

10.4 Dentro del contexto de cualquier economía, habrá algunos sectores en los que será posible una aplicación relativamente directa de estos métodos y conceptos, y otros a los que no. En este capítulo se estudiarán ambos tipos de sectores.

10.5 Por lo general, las industrias a las que pueden aplicarse directamente los métodos y conceptos son aquellas en las que es posible medir la producción de los establecimientos, es decir que la producción de un establecimiento que integra la muestra es físicamente mensurable o cuenta con indicadores físicos de la producción que pueden utilizarse. En cualquiera de estos casos, la definición del precio del producto es clara. Algunos ejemplos de industrias que pertenecen a esta categoría y se analizan más adelante son la agricultura (CIIU 01), el acero (CIIU 27) y la refinación del petróleo (CIIU 23).

10.6 Sin embargo, algunas industrias que generan una producción física plantean dificultades para los compiladores de los números índice. La industria de la construcción (CIIU 45) y la industria de la construcción naval (CIIU 35) constituyen dos ejemplos. Si bien la producción de estas industrias es fácil de medir, la elaboración del índice de precios correspondiente es compleja por dos motivos principales: el período de producción es extenso y es resultado de un contrato (por lo general, se trata de un producto por encargo). Por lo tanto, es difícil determinar el precio del producto, por ejemplo, en forma mensual. Estos casos de bienes de capital por encargo se analizan más adelante.

10.7 Las industrias que elaboran bienes que experimentan cambios tecnológicos frecuentes también plan-tean algunos problemas especiales. Si bien la producción de la industria informática (CIIU 30) puede ser mensurable, es difícil elaborar índices de precios de computadoras cuando se intenta captar el cambio de calidad que deriva del cambio tecnológico. La industria informática y la industria de los vehículos automotores (CIIU 34) son ejemplos que se examinan en este capítulo.

10.8 La industria de la vestimenta (CIIU 18) presenta un problema similar: su producción es mensurable, pero la medición de la variación de precios se ve dificultada por el cambio en la calidad de la vestimenta y la influencia de las estaciones. El caso de la industria de la vestimenta se considera por separado.

10.9 Dado que los sectores de servicios no suelen tener una producción fácilmente mensurable, resulta difícil aplicarles los conceptos esbozados en el Manual. Por lo tanto, en este capítulo se considerarán sectores de servicios como el comercio minorista (CIIU 52), las telecomunicaciones inalámbricas (CIIU 642), la banca comercial (CIIU 65), los seguros (CIIU 66), la consultoría en programas informáticos (CIIU 7220), los servicios jurídicos (CIIU 7411) y los hospitales generales (CIIU 8511). En el capítulo se mostrará cómo superan estas dificultades las distintas oficinas de estadística para compilar índices de precios de la producción del sector de servicios.

10.10 El análisis expuesto a continuación no abordará exhaustivamente cuestiones relativas al diseño muestral ni a los métodos de muestreo. Estas características se estudiarán solo en la medida en que afecten la definición de una estrategia para determinar los precios de los productos.

B. Agricultura, CIIU 011

10.11 La elaboración de un índice de precios de productos agrícolas en general, y de cultivos en particular, es más difícil debido a dos circunstancias que a veces se combinan. En primer lugar, los marcados patrones estacionales que presenta la producción de ciertos bienes impiden observar sus precios durante parte del año. En segundo lugar, la volatilidad de los precios y de la producción año a año y, en ocasiones, dentro de un mismo año, se debe a fuerzas externas como el clima o las condiciones económicas.

10.12 Estos dos problemas deben resolverse incorporando en los índices un método para lidiar con las brechas en la oferta de precios y para suavizar los elementos volátiles y reflejar, al mismo tiempo y tan rápidamente como sea posible, los cambios en la tendencia de la producción agrícola.

10.13 La siguiente descripción se extrajo del recientemente rediseñado índice de precios de productos agrícolas (IPPA) de Canadá y los procedimientos adoptados para resolver estos problemas, que son representativos de las técnicas aplicadas por otros países.

10.14 El índice sigue un concepto de canasta estacional en el que la proporción de los diversos bienes es distinta según el mes del año. Así, existen 12 canastas diferentes con las que se calculan los meses de un año calendario en el IPPA.

10.15 El número índice anual para un año determinado es un promedio ponderado de los índices mensuales correspondientes, en lugar de un promedio simple, como suele ocurrir con otros índices.

10.16 El índice es un índice de precios encadenado ponderado, cuyo modelo de ponderación anual se actualiza todos los años. Cada modelo de ponderación, o canasta, anual se basa en datos sobre comercialización concernientes a los últimos cinco años respecto de los cuales se dispone de información.

10.17 El encadenamiento anual de canastas nuevas se realiza en el nivel del número índice anual, y no para un mes en particular.

B.1 Canastas estacionales

10.18 La fórmula que se utiliza para elaborar las canastas estacionales del IPPA de Canadá es una variante de lo que suele denominarse “fórmula de Rothwell”, que recibe su nombre de Doris Rothwell, una economista de la Oficina de Estadísticas Laborales de Estados Unidos, quien propuso la formula en un trabajo de 1958 para el índice de precios al consumidor (IPC) de Estados Unidos. Sin embargo, dos economistas del Departamento de Agricultura de Estados Unidos, Louis H. Bean y O. C. Stine, habían propuesto esta fórmula originalmente como número índice para los precios agrícolas. Por lo tanto, la fórmula adoptada para elaborar canastas estacionales se diseñó, en un principio, como un indicador de los movimientos de los precios agrícolas.

10.19 La fórmula de Rothwell se debe utilizar para calcular índices de productos frescos en los índices de precios armonizados de productos agrícolas de la Comunidad Europea, por lo que los expertos en estadísticas de esos países están familiarizados con ella. Se la utiliza también para calcular series para grupos de productos estacionales en los IPC de diversos países, como Japón, Francia y el Reino Unido.

10.20 La fórmula de Rothwell es:

En esta fórmula, py,mj es el precio del j-ésimo producto para el m-ésimo mes del p0j es su precio en el año base 0 y qc,mj es la cantidad vendida en el m-ésimo mes del período de referencia c de la canasta. Cabe señalar que, en el caso especial en el que el período de referencia c de la canasta es el mismo que el año base 0, la fórmula pasa a ser:

Obsérvese también que el precio promedio del año base de cada producto es su valor unitario del año base. En el caso especial en el q0,mj=q0/12;m=1,2,,12 para cada producto (es decir, las cantidades vendidas son las mismas en todos los meses del año base para todos los productos), esta variante se reduce a la conocida fórmula de Laspeyres.

10.21 La fórmula de Rothwell para el índice anual sería:

En el caso especial en el que el período de referencia c de la canasta es idéntico al año base 0, la fórmula pasa a ser:

Cabe señalar que, incluso cuando los precios del año base son valores unitarios, los precios de otros años no lo son, ya que se los pondera según el patrón de ventas mensual de otro período.

10.22 En el IPPA de Canadá, los patrones mensuales de ponderación se calculan de la siguiente manera: para cada producto, se calculó el promedio de las cantidades vendidas para cada mes de los cinco años transcurridos entre 1994 y 1998. Es posible medir directamente las cantidades vendidas de la mayoría de los productos agrícolas: la disponibilidad de medidas tales como las fanegas o cabezas vuelven innecesaria la deflación. Luego se calculan las 12 participaciones mensuales. A fin de obtener la ponderación mensual del ingreso para un producto determinado, se multiplica la ponderación anual del ingreso de un año específico por la participación mensual correspondiente. La suma de estas ponderaciones mensuales da como resultado la ponderación anual. Como se describe más adelante, las ponderaciones anuales varían cada año, pero los patrones de participación mensual se mantienen constantes hasta la siguiente revisión importante, aproximadamente cinco años después. Este enfoque permite que de un año a otro cambie la importancia relativa de los productos en las 12 canastas mensuales, de manera que refleje las variaciones en los precios relativos de los distintos productos.

10.23 Una ventaja fundamental de este enfoque es que permite calcular productos altamente estacionales que solo están disponibles durante unos pocos meses del año. Con el enfoque (previo) de canasta anual, estos productos tenían la misma participación en la canasta todos los meses del año. Uno debía imputar un precio en meses en los cuales no había cantidades vendidas. Con el enfoque de canasta mensual, si en un determinado mes entre 1994 y 1998 no se había producido ninguna venta de un determinado producto, simplemente el producto quedaba eliminado de la canasta del índice y no había necesidad de imputarle un precio.

10.24 Puede seguir habiendo problemas con patrones estacionales cambiantes. Si un producto estacional no tuvo ventas en un determinado mes entre 1994 y 1998, pero sí más tarde, los precios correspondientes a ese mes se pasarían por alto. Por ejemplo, puede ocurrir que se extienda la temporada del maíz, quizá debido al calentamiento global, e incluya ventas en noviembre, cuando antes no se producían ventas después de octubre. Este cambio en el patrón estacional general de producción de un producto agrícola no se reflejaría hasta la siguiente actualización de los patrones estacionales. Los cambios en la duración de una temporada no son muy frecuentes, y es el comienzo o el fin de una temporada lo que no se toma en cuenta. No tomar en cuenta estos lapsos es menos pernicioso que suponer que todos los meses participan aproximadamente del 8% (un doceavo) de las ventas anuales.

10.25 No siempre es posible evitar las imputaciones. Si por lo general hay una ponderación para un producto en un determinado mes pero, por algún motivo, como una helada anticipada en octubre, ese año no se producen ventas del producto en cuestión, es necesario asignarle un precio imputado. Este tipo de situación es más probable que el que se analizó anteriormente. En estos casos, el precio imputado sería el precio promedio ponderado para los meses de la temporada hasta septiembre. Si bien podrían proponerse otras soluciones, esta imputación es simple, no depende de información acerca de los precios ajena al estrato o al producto en cuestión y da como resultado el mismo precio anual que si sencillamente no se tomara en cuenta el mes de octubre al calcular el precio anual.

10.26 Los productos estacionales, como la vestimenta, enfrentan problemas de imputación así como también la conformación de la canasta estacional.

B.2 Índice de precios anual

10.27 Los índices de precios anuales son promedios ponderados de números índice mensuales. Las ponderaciones son las ponderaciones de los gastos mensuales. En este sentido, difieren de las medias simples de los números índice mensuales. Se utiliza un promedio ponderado porque las participaciones mensuales de las ventas de muchos productos agrícolas son altamente desiguales. La mayoría de las ventas ocurren en dos o tres meses del año, y en los mismos dos o tres meses del año, todos los años. No puede confiarse demasiado en un índice anual basado en una misma ponderación de los índices mensuales si cada mes representa una proporción tan distinta en la producción anual. Ello es así especialmente si se tiene en cuenta que los precios de productos están alta y negativamente correlacionados con las ventas, por lo que son mucho más bajos en los meses en los que presentan mayor participación que en otros meses del año.

10.28 Si bien se asemejan a ellos, los precios anuales, en el nivel más detallado, no son valores unitarios de los productos. El valor unitario anual de un producto se calcula como el ingreso total anual dividido por la cantidad total anual vendida. Esto equivale a un promedio ponderado de precios mensuales, que se pondera según las cantidades del mismo año. Los precios anuales del IPPA son promedios ponderados de cantidades mensuales correspondientes al período de referencia del perfil estacional, actualmente de 1994 a 1998.

B.3 Encadenamiento anual

10.29 El índice se actualiza todos los años a partir de los recibos de un período de cinco años. Por ejemplo, la canasta para 1999 se basa en las ventas realizadas entre 1993 y 1997, revaluada a precios promedio de 1998.

10.30 Tomemos el caso de la actualización realizada para el índice de enero de 1999. Las cantidades vendidas entre 1993 y 1997 se evalúan a precios de 1998 para generar una nueva canasta. Con ella se calculan nuevamente los índices para cada mes desde enero de 1998 en adelante; automáticamente, el índice tendrá como referencia temporal 1998, de modo que el cociente entre este índice y el índice de 1998 calculado antes dará como resultado el factor de encadenamiento. Los índices para los meses de 1999 se multiplican por este factor. En enero de 2000 se sigue el mismo procedimiento, pero utilizando las cantidades vendidas en el período comprendido entre 1994 y 1998.

B.4 Encadenamiento al índice anual

10.31 El encadenamiento de series que son calculadas tanto con medidas mensuales y anuales puede constituir un problema, porque no es posible preservar la continuidad para ambas. La mayoría de las series se encadenan a nivel mensual a fin de que las variaciones mensuales del índice no se vean distorsionadas por cambios entre las canastas. Esto se puede lograr encadenando en diciembre, de modo que los precios de diciembre y enero se comparen en función de la nueva canasta.

10.32 Para este índice, las canastas mensuales cambian de todos modos, por lo que el encadenamiento mensual no presenta ventaja alguna. Al encadenar anualmente, se preserva el movimiento año a año como medida de la variación pura de precios.

B.5 Análisis de la variación mensual de precios

10.33 Las canastas mensuales tienen la desventaja de que no ofrecen una medida de la variación pura de precios entre distintos meses. Aunque no haya ninguna variación de precios entre un mes y el siguiente, es posible que haya una variación en el índice debido al cambio en la canasta. Sin embargo, es posible descomponer la variación mensual del IPPA en un componente de variación pura de precios y un componente residual para todos los meses excepto enero. El componente de la variación pura de precios mide cuál sería la variación en el IPPA si no hubiera ningún cambio en la canasta mensual. Para este cálculo puede ser necesario calcular los precios imputados para algunos productos que pueden haber quedado fuera de estación al mes siguiente.

10.34 El desglose es el siguiente:

donde la sumatoria se efectúa sobre productos. Por lo tanto, la variación porcentual mensual del índice de Rothwell puede descomponerse entre un componente de variación pura de precios,

y un componente residual,

(Como puede observarse, el componente residual no es un componente del cambio puro de cantidades, ya que hay distintos precios en el numerador y en el denominador).

10.35 Cuando se producen cambios muy grandes en la canasta entre un mes y el siguiente, puede no ser aceptable considerar la canasta del mes anterior para comparar los precios entre el mes anterior y el corriente. En estos casos debe calcularse un índice cruzado del tipo Edgeworth-Marshall,

10.36 La ecuación (10.6) responde a la pregunta de cuál habría sido la variación porcentual mensual en el IPPA si no hubiera habido ningún cambio en la canasta mensual desde el mes anterior, con el IPPA del mes anterior tal como se lo publicó. La ecuación (10.7) responde a la pregunta de cuál habría sido la variación porcentual mensual en el IPPA si las estimaciones del mes anterior y del corriente se hubieran calculado utilizando una canasta mensual común que representara las ventas de ambos meses. La ecuación (10.6), por lo tanto, está más estrechamente ligada al IPPA publicado que la ecuación (10.7). Sin embargo, esta última puede ser una mejor medida de la variación de precios mes a mes, porque toma ponderaciones de cantidades de dos períodos.

10.37 El índice cruzado de Edgeworth-Marshall tiene la ventaja de ser consistente en la agregación y de cumplir la propiedad de igualdad de transacciones (si el volumen de ventas en el mes m es cinco veces mayor que en el mes m – 1, el mes m será aproximadamente cinco veces más importante en la determinación de las participaciones en la canasta de las comparaciones de precios).

10.38 Utilizar el índice cruzado de Fisher es otra manera de incorporar información de dos períodos. No obstante, este índice no satisface la igualdad de transacciones. En el índice cruzado de Fisher, las comparaciones de precios se ponderan utilizando cada canasta y luego se calcula su media geométrica; ambas canastas se tratan como si tuvieran aproximadamente la misma importancia, lo que puede contradecirse con la realidad, como en el ejemplo en el que las ventas en el mes m son cinco veces las ventas del mes m – 1.

10.39 El índice cruzado de Edgeworth-Marshall presenta una ventaja también con respecto al índice cruzado de Walsh—otro índice que combina información de dos períodos—ya que no suprime productos de la comparación por su desaparición estacional. Según el índice cruzado de Walsh:

Si un producto no estuviera disponible en alguno de los meses, la media de la cantidad vendida sería cero y no tendría ningún efecto sobre la medición de la variación de precios. En el índice cruzado de Edgeworth-Marshall, todos los productos que se venden al menos en uno de los dos meses ejercen una influencia sobre la variación de precios estimada.

10.40 Al calcular un índice cruzado de Edgeworth-Marshall utilizando la ecuación (10.7), es necesario imputar un precio a los productos no disponibles en el mes m – 1 o m (pero no en ambos) y no solo para los productos no disponibles en el mes m, como ocurre con la ecuación (10.6).

10.41 La variación entre diciembre y enero se ve distorsionada no solo por el cambio de una canasta mensual a otra, sino también por el cambio de una canasta anual a otra. Como la canasta anual cambia año a año, no se puede obtener una medida de la variación pura de precios comparando las variaciones producidas en los 12 meses de un año entre los mismos meses de años sucesivos. Este problema se resuelve calculando cada nuevo índice para 24 meses, como ya se describió. Si bien los números índice mensuales no se utilizan para los primeros 12 meses, las comparaciones que surgen entre ellos y los 12 meses siguientes pueden utilizarse como medidas de la variación pura de precios para 12 períodos. Dicho de otro modo, los índices para 1998, que toman como base el año 1998, no se utilizan en el índice, sino que solo se utilizan los índices para 1999. Como toman la misma canasta, las comparaciones entre los índices de mayo de 1998 (1998 = 100) y mayo de 1999 proporcionan una medida de la variación pura de precios.

B.6 Otras cuestiones

10.42Uso de recibos cuando se desconocen las cantidades vendidas. Para algunos productos, como los productos de arce, no se proporcionan las cantidades pero hay recibos de caja. En este índice, las variaciones de precios se toman de las variaciones del índice total de cultivos. Ello garantiza que cada tipo de producto esté representado en el índice con una ponderación apropiada.

10.43Elección de referencia temporal. El IPPA tiene como referencia 1997 = 100. Dado que se trata de un índice encadenado de canasta fija cuya canasta cambia todos los años, la elección de la referencia temporal no se relaciona con las variaciones de precio estimadas a lo largo del tiempo. La base se eligió para que se correspondiera con la elección de Canadá del año 1997 como referencia para la mayoría de sus series económicas, incluido el Sistema de Cuentas Nacionales.

10.44 El enfoque que utiliza Canadá suscita cuestiones que algunos países intentan evitar o solucionar mediante métodos alternativos. Como ya se describió, la canasta estacional combina información de datos anuales y mensuales, lo cual da lugar a cuestiones relativas a i) cómo seleccionar la canasta de mercado y ii) cómo interpretar el cambio entre datos de cantidades anuales y mensuales. También es necesario elegir el año base apropiado. En el capítulo 22 se analiza con mayor profundidad el ajuste estacional.

C. Vestimenta, CIIU 18

10.45 La medición realizada por la Oficina de Estadística de Australia con relación a la producción de la industria de la vestimenta de ese país abarca la producción de un amplio rango de prendas, desde artículos básicos hasta artículos de última moda. Se pueden establecer categorías para la producción de diversas maneras, pero las clasificaciones por industria y producto suelen adoptar la división tradicional en:

  • Vestimenta para damas y niñas.

  • Vestimenta para caballeros y niños.

  • Vestimenta para bebés.

  • Vestimenta no clasificada en otras categorías.

10.46 Dentro de estas categorías, es posible realizar una subdivisión por tipo funcional de vestimenta. Por ejemplo, la vestimenta para damas y niñas puede dividirse entre vestidos para damas, vestidos para niñas, faldas para damas, faldas para niñas, prendas para dormir para damas, prendas para dormir para niñas, y así sucesivamente.

10.47 Otras clasificaciones se basan en aspectos tales como vestimenta de moda o formal, vestimenta de trabajo, vestimenta informal o vestimenta deportiva, o en el tipo de material utilizado, como algodón o poliéster.

10.48 Una vez seleccionados los artículos que debe abarcar el índice (por ejemplo, vestidos para damas), deben seleccionarse los encuestados que se incluirán en el índice y los artículos específicos cuyos precios se determinarán. La selección de encuestados suele basarse en datos de encuestas o censos de fabricantes.

10.49 La selección de las especificaciones cuyos precios se determinarán exige establecer contacto con los fabricantes y puede resultar compleja. Los principios fundamentales para seleccionar las especificaciones de un fabricante determinado son los siguientes:

  • Las especificaciones deben proporcionar una cobertura adecuada de los tipos de prendas producidos por el fabricante dentro de esa categoría de artículos. En particular, deben representar las prácticas de determinación de precios adoptadas por el fabricante. Es decir, deben tomarse en cuenta los factores que hacen que la variación de precios sea distinta según las especificaciones. Entre ellos, se cuentan el tipo de material utilizado (por ejemplo, las camisas de tela de algodón pueden sufrir variaciones de precios distintas de las que experimentan las camisas de poliéster) y el tipo de cliente a quien se vendieron los artículos (por ejemplo, si el fabricante produce su propia marca de ropa interior que vende a minoristas del segmento superior del mercado y una “marca blanca” que vende a grandes tiendas de descuento, será necesario seleccionar especificaciones de ambas categorías, ya que es probable que sus precios varíen en forma distinta).

  • Debe poder determinarse el precio de las especificaciones de manera continua a fin de mantener una calidad constante. Para ello es necesario obtener todos los detalles acerca de las especificaciones (véase a continuación).

10.50 Un problema general de la determinación del precio de la vestimenta son las marcadas variaciones estacionales en la vestimenta producidas en la mayoría de los países, cuando los fabricantes cambian entre vestimentas de verano y vestimentas de invierno. Como algunas prendas se producen únicamente para una época del año, se requiere aplicar alguna técnica con respecto al período en el que no se producen estos artículos estacionales. La técnica más habitual consiste simplemente en repetir los precios para los artículos que están fuera de temporada.

10.51 Como se señaló respecto de los productos agrícolas, es común que surja el problema de los artículos no disponibles cuando se trabaja con productos estacionales. Por lo tanto, se vuelve necesario realizar imputaciones. Este tema se estudia en la sección B.5 del capítulo 9.

10.52 Otro problema consiste en hallar los mismos artículos para determinar su precio en la nueva temporada (por ejemplo, este invierno), como se hizo en la misma temporada del año anterior (es decir, el invierno pasado). A menudo los artículos cambian con la moda, los cambios de estilo y las variaciones en los costos relativos de las distintas telas (por ejemplo, la lana versus los tejidos sintéticos). Cuando no es posible volver a registrar el precio del mismo artículo y, en su lugar, se toma el de un artículo distinto, es necesario evaluar qué variación de precio debe mostrarse.

10.53 El cambio de calidad puede identificarse a través de cualquier cambio en las características que influyen en los costos. Para un tipo de vestimenta, el cambio de calidad causado por la sustitución de algodón por poliéster puede resolverse valorando el costo distinto. Son numerosos los factores que pueden afectar la calidad de estas prendas. Los principales son:

  • El tipo de tela que se utiliza, por ejemplo algodón puro, mezcla de algodón o poliéster.

  • La calidad de la tela, por ejemplo el peso, la cantidad de hilos y el tipo de teñido.

  • La calidad de la hechura, por ejemplo el tipo de costuras, los ojales, el cuello y los pliegues.

10.54 Cuando se trata de vestimenta, una pregunta natural es qué hacer con los cambios en la moda que suelen asociarse con la variación estacional. Existen distintas opiniones acerca de si debe establecerse un cambio de calidad específico para la moda. Hay quienes sostienen que debe realizarse un ajuste por calidad, ya que el elemento moda es la principal característica que determina el precio. Otros consideran que los cambios en la moda se manifiestan en cambios en otras características (por ejemplo, la tela) y, por lo tanto, no requieren nuevos ajustes. Si no ocurren cambios en ninguna de las características mensurables de la prenda, puede ser necesaria alguna imputación del costo del diseño, lo cual es bastante difícil. Además, no se realiza ese tipo de ajustes para otros productos que tradicionalmente se rediseñan cada año, como los automóviles (los procedimientos de ajuste por calidad aplicados a los automóviles se examinan más adelante). Por último, si bien los fabricantes se esfuerzan bastante por establecer sus diseños como la moda de la temporada, no existe certeza de éxito. Por lo tanto, la validez de calcular un ajuste por calidad debido a la moda descansa, hasta cierto punto, en si la moda puede considerarse exitosa.

10.55 Los problemas prácticos que enfrenta el experto en estadísticas de precios son, primero, detectar estos cambios y, segundo, asignarles un valor. A fin de detectar cambios de calidad, es necesario enumerar en el cuestionario de precios las especificaciones efectivas cuyos precios se determinarán de cada encuestado, por ejemplo:

“Marca X, camisa de vestir para caballero, estilo n°. xxxx, 100% algodón, talle 38–43, mangas largas, puño simple, etc., vendida a cliente minorista importante”.

10.56 Además de las especificaciones detalladas, debe preguntarse puntualmente a los encuestados en el cuestionario si ha habido algún cambio de calidad respecto de las especificaciones cuyos precios serán determinados.

10.57 Las dimensiones estacionales pueden manejarse elaborando listas de control en función de las estaciones. Así, un artículo seleccionado sería, por ejemplo, vestido de verano para damas, vestido de otoño para damas, etc.

10.58 Existen tres cuestiones importantes que surgen al medir la variación de precios de la vestimenta. La primera, como ya se mencionó, es cómo imputar un precio y cantidad no disponible. En segundo lugar, existe un problema relacionado con las reducciones de precios que son consecuencia de liquidaciones estacionales. Dado que, en ocasiones, estas liquidaciones dan como resultado reducciones drásticas en los precios y que ocurren cuando el producto ya no está en temporada, es dudoso que deba considerárselas. En tercer lugar, aparece la cuestión de si los cambios en la moda deben considerarse cambios de calidad: antes se sostuvo que no.

D. Refinación del petróleo, CIIU 232

10.59 La refinación del petróleo es una actividad manufacturera que convierte el petróleo crudo en diversos productos derivados del mismo. La producción principal de las refinerías de petróleo son productos de petróleo refinado, como los combustibles, los lubricantes y los productos petroquímicos.

10.60 El crudo es una mezcla compleja de hidrocarburos, agua, sales, sulfuro, metales, tierra y otras impurezas, y debe purificarse y separarse en diversos productos. Con frecuencia es necesario alterar su estructura molecular para mejorar sus propiedades. Se requiere combinar distintos productos a fin de generar mezclas utilizables. Los siguientes son algunos de los pasos más importantes en una refinería:

  • Desalación: Eliminación de la sal, el agua, la tierra y otras impurezas.

  • Crudo y destilación al vacío: Separación del crudo en diferentes productos.

  • Conversión: Modificación de la composición de los productos.

  • Mezcla: Combinación de cantidades medidas de productos.

Estos pasos se denominan “unidades de proceso” porque procesan directamente el crudo.

10.61 A fin de compilar un IPP de la refinación del petróleo en Singapur, se miden las variaciones de precios de los productos elaborados por las refinerías de petróleo para su venta. Los productos principales de las refinerías de petróleo son la gasolina, el combustible de aviación, el queroseno, el combustible diésel, el fueloil, el aceite lubricante, la nafta, el gas licuado de petróleo (GLP) y el asfalto. Las empresas petroleras han logrado vender gasolina a los consumidores bajo marcas únicas como Shell, BP, Exxon, Mobil y demás. A pesar de la diferenciación, los productos que elaboran las refinerías son esencialmente los mismos. Resulta sencillo, en cuanto a los datos necesarios y la carga para los encuestados, elaborar un índice de precios utilizando los ingresos por ventas.

10.62 El modelo de ponderación del IPP de la refinación de petróleo se basa en la importancia relativa del valor de producción de los productos en el año base. El valor de producción es el valor de venta percibido por los fabricantes por las ventas de su producción.

10.63 Antes de llevar a cabo una encuesta de precios sistemática, es necesario realizar una encuesta preliminar con el objeto de identificar los distintos productos, especificaciones, marcas y calidades que efectivamente producen las refinerías de petróleo. El marco para realizar la encuesta preliminar suele obtenerse del registro del censo de la producción industrial, que en este caso proporcionó una lista de establecimientos clasificados por actividad manufacturera, los productos que fabrican (a nivel de siete dígitos de la Clasificación Uniforme para el Comercio Internacional, CUCI) y los valores de venta correspondientes a estos productos. En la mayoría de los países, la refinación del petróleo se concentra principalmente en pocas refinerías de petróleo muy grandes. Si las empresas son pocas, no se necesita recurrir al muestreo, ya que la cobertura de los establecimientos dedicados a la refinación del petróleo puede ser exhaustiva. Para la encuesta preliminar, se enviaron a los encuestados formularios personalizados preimpresos con los principales productos (a nivel de siete dígitos de la CUCI), donde se les solicitaba indicar las tres marcas de productos más vendidas con respecto a cada uno de los productos de la lista. Se les pidió además que eliminaran artículos que ya no se fabricaban y añadieran los artículos nuevos que no estuvieran enumerados allí. Se les pedía que asignaran un orden de importancia a las distintas marcas y ofrecieran una especificación o descripción detallada de la marca, la calidad, el tamaño, la frecuencia de producción, la unidad de medida y los precios en fábrica efectivos.

10.64 Las respuestas de los encuestados se revisaron y verificaron a través de consultas telefónicas a fin de garantizar que los productos o marcas informados se adecuaran a las categorías de productos sobre las que se realizó la encuesta. La selección final de productos para la encuesta mensual de precios se basó en la frecuencia y la regularidad de producción, la especificidad y el detalle de la descripción para la determinación de precios y la magnitud de la participación del producto en la producción del establecimiento. De acuerdo con estas condiciones de selección, se excluyeron los artículos hechos a pedido o fabricados en virtud de proyectos o fabricados ad hoc. De este modo se redujeron los problemas para el seguimiento de los precios que podría causar en el futuro la sustitución de estos artículos.

10.65 En Singapur, posteriormente se envían a las refinerías los formularios de encuesta personalizados preimpresos con la descripción de cada artículo de marca seleccionado y su unidad de medida para la recopilación mensual de precios. Se solicita a los encuestados que registren los precios en fábrica que excluyen costos de transporte posteriores a la producción e impuestos selectivos, si los hubiere. Deben proporcionarse los precios vigentes al día 15 de cada mes, o la fecha más cercana. Se insta a los encuestados a ofrecer precios de transacción más que precios de lista, los cuales pueden ser sustancialmente distintos. De no disponerse de los precios en fábrica, se solicita a los encuestados que indiquen la base de la cotización. Los precios declarados deben ser consistentes y comparables entre un período y el siguiente. Si bien el precio de entrega inmediata de los productos derivados del petróleo se publica a diario en el periódico, este tipo de precios no suele reflejar más que una proporción minúscula de la producción total. Más exacto, y también bastante eficaz en función de los costos, es obtener los precios de transacción efectivos directamente de la pequeña cantidad de refinerías de petróleo que participan.

10.66 En muchos países, el gobierno se preocupa por proteger la calidad del aire en el medio ambiente y promulga leyes para reducir el nivel de polución del aire causada por la emisión de contaminantes de vehículos automotores. La producción de gasolina más limpia (sin plomo), impuesta por el gobierno, elevó el costo de producción de las refinerías que la elaboran. Al enfrentarse a este costo de producción adicional, los fabricantes incrementaron el precio de la gasolina limpia. Esta representa una mejora en la calidad, ya que hubo un cambio en las características de la gasolina. Por lo tanto, debe aplicarse el ajuste por calidad correspondiente al aumento en el precio de la gasolina sin plomo exigida por el gobierno, dado que la variación de precios de la gasolina solo debe dar cuenta de la variación pura de precios.

10.67 La mejor manera de resolver los ajustes por calidad es estimar directamente el valor del cambio de calidad. El ajuste por calidad correspondiente a la gasolina más limpia podría estimarse directamente si se dispusiera de información sobre el costo de producción adicional en que incurren los fabricantes obligados a producirla. Además de esos datos, también debe considerarse la proporción de gasolina limpia producida en relación con la producción total de gasolina. Las refinerías podrían elaborar gasolina tanto para consumo local como para exportación. Las normas respecto de las emisiones de los vehículos en otros países no son necesariamente las mismas impuestas en el país de origen de la refinería. Además, es posible que el control gubernamental de la emisión de combustible de vehículos se introduzca gradualmente a lo largo de un período extenso (por ejemplo de 5 a 10 años) lo cual implicaría que la proporción entre la elaboración de gasolina sin plomo y la de gasolina con plomo podría variar sustancialmente de un año a otro, según la demanda interna y externa. Por lo tanto, mientras se mantiene constante la ponderación del índice con mayor nivel de agregación, puede ser necesario ajustar las ponderaciones más detalladas de la gasolina sin plomo y con plomo de acuerdo con información sobre el volumen producido por las refinerías.

10.68 Con frecuencia, ni las refinerías ni los expertos en productos pueden proporcionar información sobre los costos de producción adicionales y los cambios en los volúmenes. En esos casos, los compiladores de índices de precios pueden no tener más alternativa que recurrir a métodos indirectos de ajuste por calidad como la determinación del precio de superposición o la imputación de la media de la clase. La decisión de qué método adoptar para el ajuste por calidad depende de la información con que cuenten los compiladores de índices de precios.

10.69 Es posible que sobre algunos combustibles esenciales, como la gasolina, se establezcan controles de precios que prohíban incrementos en los mismos. En esta situación, puede ser necesario aceptar los precios oficiales controlados que informan los encuestados. No obstante, puede existir un mercado negro del producto y, si es posible medir los aumentos en el precio del mercado negro de los artículos controlados, estos precios deben incluirse en el índice. Los controles de precios dificultan enormemente la tarea de medir las variaciones de precios, y los expertos en estadística de precios responsables de los índices deben ser conscientes del problema a fin de advertir a los usuarios de la categoría más detallada del índice que incluye artículos con control de precios.

10.70 Una cuestión que surge en el caso de los productos del petróleo es la potencial irrelevancia de un índice de ponderaciones fijas. Como deja en claro el análisis precedente, es relativamente sencillo para una refinería reemplazar un producto por otro previendo cambios en la demanda, cuya fuente más importante y habitual son los cambios estacionales. En este caso, un índice de ponderaciones fijas puede tener un conjunto incorrecto de ponderaciones para el período en cues-tión. Este problema puede resolverse actualizando las ponderaciones con frecuencia o utilizando uno de los índices superlativos estudiados en los capítulos 1 y 15.

E. Siderurgia, CIIU 273

10.71 La producción principal de la industria siderúrgica son las formas de acero, como láminas, tiras, placas, barras, varillas, tuberías y tubos de metal fundido. El acero suele producirse en altos hornos u hornos de oxígeno básico o en hornos de arco eléctrico. El primer proceso implica convertir una carga de mineral de hierro, coque y otros componentes en metal fundido. El metal puede verterse en cualquiera de los diversos productos semiterminados, como lingotes, tochos y planchas. La producción principal de la industria incluye productos semiterminados que salen de la fábrica de acero. La mayor parte del acero semiterminado se convierte internamente en formas de mayor valor, como láminas, placas y barras. Los altos hornos u hornos de oxígeno básico pueden utilizar también un proceso de fundición continua, en el que el metal fundido se convierte, por el contrario, directamente en formas más terminadas. Las fábricas de acero eléctricas convierten los desechos de acero, el arrabio y otros componentes en metal fundido, que luego suele convertirse directamente en láminas, placas, varillas o barras.

10.72 La producción principal de la industria siderúrgica incluye también diversos productos como piezas forjadas, clavos y alambre, cuando se los fabrica en la fábrica de acero para su entrega a otros establecimientos. A continuación se describen los métodos que subyacen al IPP de Estados Unidos para las fábricas de acero.

10.73 Los artículos deben seleccionarse en el nivel de la empresa para la agregación de productos buscada, que es la célula de divulgación. La selección de artículos dentro de las células de divulgación se basa por completo en el muestreo con probabilidad proporcional al tamaño. Este muestreo dentro de las empresas se basa, siempre que sea posible, en el valor de las entregas o en datos de ventas. Se prefieren las cifras basadas en el valor, a menudo disponibles para niveles superiores de agregación. Las medidas de cantidad, en general el tonelaje, se consideran aceptables en los niveles más detallados. Por ejemplo, no hay mucha diferencia en cuanto a valor entre tuberías de distintos diámetros de la misma calidad de acero al carbono. Sin embargo, existe una gran diferencia de valor entre la calidad del acero al carbono y la del acero inoxidable.

10.74 Los precios se recopilan de cada encuestado según formas básicas (láminas, placas, barras, varillas) y según el tipo de acero (al carbono, inoxidable o aleado). Esta especificidad ayuda a alinear los productos con las estadísticas de ingresos. También se recopilan especificaciones adicionales a fin de identificar el producto de manera más exhaustiva. Entre ellas se incluyen alguna identificación del artículo, el número de orden o de parte, la calidad específica (existen centenares), información sobre las dimensiones y otras características, como la entrega a diversas clases de compradores. Entre los tipos de transacciones se cuentan las ventas por contrato, las ventas a lo largo de varios años a fabricantes y las ventas a distribuidores. De existir descuentos, se reflejan en el precio, que también puede incluir los recargos. En ocasiones, las fábricas de acero aplican recargos temporarios para poder afrontar aumentos repentinos en el costo del desecho de acero y del níquel, el molibdeno y otras aleaciones.

10.75 Los precios recopilados deben ser precios de transacción. Algunas veces, los encuestados prefieren declarar precios de lista a fin de no revelar su estrategia de fijación de precios. Sin embargo, en esta industria, los precios de lista pueden no ser representativos de las variaciones en los precios debido a los efectos potenciales de las importaciones en los precios de mercado. Una manera de resolver este problema, como se hace en Estados Unidos, es definir el precio de transacción como un promedio y tolerar un desfase de un mes. Debido a que las empresas de la industria suelen fijar el precio de transacción con un descuento respecto de los precios de lista, lo cual da como resultado precios muy variables de productos similares según las características de cada transacción, el precio de la transacción más representativo que puede obtenerse es el promedio de los precios pagados por todos los clientes por un producto específico cada mes. Además, la determinación del precio promedio logró una gran aceptación entre los encuestados porque no exigió adaptar los registros de precios a otros formatos ni reveló ningún detalle específico de los compradores. La principal desventaja radicó en tener que aceptar el desfase de un mes.

10.76 En esta industria, el ajuste por calidad es un tema menos crítico que en muchas otras debido a que la naturaleza de los productos no suele cambiar. Sin embargo, si un producto hecho de una aleación de acero se modifica y comienza a elaborarse a partir de otra aleación de acero que lo fortalece, esto implica un cambio de calidad basado en el diferencial del costo de la aleación. Este procedimiento se describe en el capítulo 7.

10.77 En la industria los nuevos productos se introducen lentamente, por lo cual no existen problemas serios en lo relativo a los productos nuevos y los que desaparecen. Las láminas de metal que cubren un auto nuevo son sustancialmente más livianas y fuertes que hace 40 años, pero es probable que no hayan cambiado mucho con respecto a las que se utilizaban hace varios años. Dado este ritmo de cambio del producto, el proceso de repetición sistemática del muestreo es suficiente. No obstante, una cuestión posible relativa al cambio del producto en la industria del acero es que, cuando una determinada calidad o un determinado tipo de acero comienza a volverse obsoleto, su producción puede reducirse a medida que los compradores se van volcando lentamente hacia un mejor producto. También puede variar el tipo de comprador. Como ocurre con los datos del costo de producción, la mejor manera posible de mantener la calidad del índice es contar con encuestados diligentes y confiables. Por fortuna, es probable que la muy limitada y gradual tasa de cambio de los productos que caracteriza a esta industria minimice este problema.

10.78 Las mejoras de calidad más frecuentes en la industria del acero se relacionan con el proceso de producción y suelen plasmarse en la construcción de una fábrica de acero nueva, dado que es difícil rediseñar en forma sustancial una fábrica de acero ya construida. Sin embargo, los cambios en el proceso de producción no son el tipo de cambio para el cual se efectúan ajustes de calidad. La introducción de una manera nueva y menos costosa de producir un bien existente sin modificar ninguna de sus características puede generar un descenso en el precio que debe considerarse como una variación de precio. No obstante, hay que tomar las precauciones necesarias para cerciorarse de que el nuevo proceso no altera las características del bien, pues, si lo hace, sería necesario aplicar algún ajuste en la variación de precio observada. Lo ideal es que los encuestados que pertenezcan a departamentos de ventas o contabilidad corroboren esto con los ingenieros.

10.79 Como los precios del acero recopilados son un promedio del mes anterior, el índice publicado es la medida de la variación de precios de dos meses antes. Si bien esta incoherencia temporal se aceptó para superar la renuencia a informar precios de transacción, algunas oficinas de estadística pueden contar con algún medio alternativo para abordar las preocupaciones de los encuestados.

F. Informática, CIIU 304

10.80 El programa del IPP de Estados Unidos elaboró un índice de precios para la industria informática que ha servido como modelo para muchos países. A continuación se describen los métodos aplicados en ese índice.

10.81 La producción principal de la industria informática es el ensamblado de componentes para armar sistemas informáticos de uso general que procesan datos según un conjunto de instrucciones almacenadas. Estas instrucciones están contenidas en el programa informático (operativo y aplicaciones) y el fabricante suele incluirlas en el sistema informático. Los establecimientos cuya producción principal consiste en maquinaria o equipamiento que incorpora computadoras con la finalidad de llevar a cabo funciones de medición, visualización o control de variables de procesos se clasifican según el producto final manufacturado.

10.82 La producción de la industria informática puede desagregarse en diversas categorías de productos. Estas categorías deben definirse con flexibilidad, ya que el ritmo acelerado del cambio tecnológico en la industria puede hacer que las categorías definidas de manera estricta se vuelvan obsoletas. La estructura de publicación del IPP para las computadoras se basa en el detalle del producto recopilado por la Oficina del Censo de Estados Unidos en su encuesta Current Industrial Report (Informe Industrial Actual), que se describe a continuación:

  • Sistemas de gran escala.

  • Sistemas de mediana escala, excluidas las computadoras personales y las terminales.

  • Computadoras personales y terminales, excluidas las computadoras portátiles.

  • Computadoras portátiles con pantalla.

  • Otros tipos de computadoras.

10.83 Cabe señalar que las categorías de gran escala y mediana escala son problemáticas. Estas dos categorías de productos del Censo se idearon originalmente para incluir sistemas de centrales o servidores diferenciados por el tamaño de la memoria. Los sistemas que tenían 64 megabytes (MB) o más de memoria se consideraban grandes, mientras que los que tenían menos se consideraban medianos. Como ya se señaló, cualquier característica tecnológica utilizada para definir categorías de productos puede volverse obsoleta rápidamente debido a los acelerados cambios en la producción de la industria informática. Dado que los intervalos de muestreo del IPP son, en promedio, de seis o siete años, si se mantuvieran los 64 MB como límite entre las categorías, los avances en cuanto a memoria y la consiguiente caída en los precios tornarían obsoleta la categoría de sistemas de mediana escala. Esto haría que todos los servidores, incluidas las computadoras personales que cumplen esta función, pasen a la categoría de sistemas de gran escala. Cuando el IPP vuelva a seleccionar una muestra de la industria, evitará descripciones tales como “sistemas de gran escala” o “sistemas de mediana escala” en favor de clasificaciones más estables y de nivel superior como host o “computadoras de usuarios múltiples”. Recientemente, la Oficina del Censo de Estados Unidos ajustó su clasificación de los servidores, que ahora describe como “Computadora Host (de usuarios múltiples)”.

10.84 Los cambios acelerados en el producto de la industria informática pueden traer aparejado el problema de clasificación que se da cuando surgen nuevas clases de productos que no se ajustan a la estructura de clasificación de productos existente. Por ejemplo, los dispositivos de mano como las Palm Pilots, constituyen el segmento de productos que crece más rápidamente en la industria informática. Esta categoría no existía cuando el IPP completó su última muestra de esta industria. La categoría a la que mejor se ajustan los dispositivos de mano en la estructura de publicación actual es la de computadoras portátiles. Sin embargo, los usuarios del índice, incluidos los productores, consideran que la categoría de computadoras portátiles solo incluye las laptops. A fin de incorporar los dispositivos de mano en el IPP a través de una ampliación dirigida de la muestra, la estructura de publicación debe ser suficientemente flexible. Las necesidades de los usuarios y los recursos de las oficinas limitan el grado de flexibilidad. Como mínimo, el IPP revisaría el título de la categoría de producto “computadoras portátiles” y lo cambiaría por “computadoras portátiles, incluidos los dispositivos de mano”. Si, mediante la revisión del título de una clasificación de productos existente no se satisfacen los requisitos analíticos, una adaptación más profunda podría incluir una nueva categoría de productos más específica en la estructura de publicación, como “computadoras de mano, incluidos los asistentes digitales personales”.

10.85 Ambas cuestiones relativas a la clasificación de productos descritas precedentemente están relacionadas con cambios rápidos en el producto posteriores a la selección de la muestra. Pueden ser necesarios ajustes similares a nivel desagregado para la producción de otras industrias de alta tecnología, como los semiconductores y las telecomunicaciones.

10.86 En el programa del IPP de Estados Unidos se seleccionaron productores de computadoras según probabilidad proporcional al tamaño y luego se eligieron productos que representaban el producto corriente según su importancia relativa para el valor de las entregas del productor. Los establecimientos que informan al IPP proporcionaron especificaciones detalladas de los productos para cada uno de los artículos (computadoras) muestreados de los que los productores ofrecen actualizaciones mensuales de los precios (el promedio de computadoras muestreadas por productor fue 4, pero la cantidad oscilaba entre 2 y 12, según la envergadura del productor). Debido al rápido cambio tecnológico, los productores no suelen poder mantener un modelo equiparado durante más de tres o cuatro meses. Por lo tanto, se introducen constantemente en el IPP computadoras nuevas o versiones actualizadas de computadoras anteriores a medida que los productos muestreados se vuelven obsoletos. En efecto, la sustitución de productos provocada por el desplazamiento rápido de productos constituye un mecanismo automático de actualización de la muestra. Sin embargo, las nuevas tecnologías y los cambios en las cantidades características que representan los reemplazos entre productos de esta industria pone a prueba la capacidad de la oficina de estadística de publicar índices de calidad constante.

10.87 El IPP se basa en una fórmula de Laspeyres diseñada para aproximar un índice de precios del producto con insumos fijos (IPPIF). El IPPIF define un marco teórico que se aproxima midiendo los cambios en los insumos de la industria que conllevan ingresos, manteniendo constante la tecnología. El supuesto de insumos fijos en una economía dinámica es problemático pero, en general, puede abordarse mediante ajustes por cambios en los atributos del producto valorados según las variaciones correspondientes en el costo marginal del producto.

10.88 Este enfoque del costo de los recursos para la valoración del cambio de calidad suele ser difícil de aplicar directamente a productos de alta tecnología dado que se carece de información suficiente.

10.89 El programa del IPP ideó valoraciones alternativas del cambio de calidad para los casos en que no se dispone de datos sobre el costo de los recursos de productores de computadoras o cuando la tecnología permite elaborar productos de mayor calidad con menor costo unitario.

10.90 Se han utilizado métodos hedónicos para estimar las valoraciones del cambio de calidad para las computadoras registradas en el IPP desde 1990. La función hedónica se basa en la premisa de que las características que definen un producto complejo pueden tomarse por separado a fin de medir su influencia en el precio.

10.91 La especificación correcta para un modelo hedónico suele ser una cuestión técnica que depende más de información específica del producto y del mercado que de la econometría. Si se dispone de datos apropiados respecto de un modelo, incluidos los costos de transacción, las regresiones pueden proporcionar valores estimados de los coeficientes (precios implícitos) para cada una de las variables independientes descritas en una especificación. Los modelos hedónicos se examinaron en la sección E4 del capítulo 7.

10.92 Cuando no se dispone de datos de costos, pueden utilizarse los precios implícitos de un modelo hedónico para valuar los cambios en las cantidades de las características informadas en el IPP.

10.93 A continuación se describe la mecánica para ajustar por calidad los relativos de precios cuando cambian las características de las computadoras:

ICP = Precio implícito de la característica del modelo hedónico (por sus siglas en inglés).

P0 = Precio de la computadora anterior en el período de referencia.

Pc = Precio de la computadora de reemplazo en el período de comparación.

PR = Relativo de precios (por sus siglas en inglés).

PR=PcICPP0.

10.94 Este ejemplo se basa en un aumento en la cantidad de ciertas características de la computadora como la memoria del sistema o la capacidad del disco duro. Si la cantidad de características de la computadora disminuye en el período c, el valor del ICP se suma en lugar de restarse de Pc.

10.95 Los precios de muchos de los insumos principales de la producción de computadoras, como el microprocesador, la memoria y el disco duro, están sujetos a bajas extraordinariamente rápidas. Por ejemplo, el índice de microprocesadores del IPP bajó a una tasa promedio anual cercana al 20%. La información publicada en revistas especializadas indica que los precios de los discos duros, según el precio por unidad de capacidad de almacenamiento, disminuyeron a un ritmo al menos tan rápido como el de los microprocesadores.

10.96 Las variables independientes especificadas en los modelos hedónicos del IPP incluyen todos los insumos mencionados y muchos otros. Dado que los costos de estos componentes varían rápidamente, el IPP optó por modelos de sección cruzada actualizados con frecuencia en lugar de actualizaciones menos frecuentes de datos combinados.

10.97 Sería ideal que el IPP actualizara todos los meses los modelos de sección cruzada que usa para las computadoras, pero la limitación de recursos obliga a realizar actualizaciones trimestrales. Sin embargo, el IPP confía más en las medidas de calidad constante que ofrecen las actualizaciones de sección cruzada trimestrales que en un modelo de datos combinados. Además, las actualizaciones frecuentes de modelos de sección cruzada permiten al IPP estimar los precios implícitos de características nuevas poco después de su introducción. La disponibilidad de un gran volumen de datos relacionados con las computadoras publicados en Internet contribuye a la actualización de las regresiones hedónicas.

10.98 Los modelos de sección cruzada actualizados sistemáticamente proporcionan precios implícitos basados en las condiciones de mercado en el momento en que el reemplazo del producto efectivamente ocurre o cerca de él, por lo que permiten una mejor aproximación de índices de calidad constante en el contexto de producción mensual en tiempo real del IPP.

10.99 Como la base preferida para los ajustes por calidad es un análisis longitudinal de la relación entre precios y características, una cuestión a la que las oficinas deben prestar atención es la manera en la que una secuencia de regresiones de sección cruzada actualizadas se aproxima a una regresión longitudinal.

G. Vehículos automotores, CIIU 34

10.100 La producción principal de la industria de la construcción de vehículos automotores en general es la fabricación de vehículos automotores, motores y repuestos. A continuación se describe el IPP para la industria automotriz australiana y los métodos empleados por la Oficina de Estadística de Australia.

10.101 La producción puede definirse según las principales actividades de la industria, por ejemplo:

  • La fabricación de vehículos automotores.

  • La fabricación de motores y repuestos.

  • La fabricación de carrocerías para vehículos automotores.

  • La fabricación de instrumentos para vehículos automotores y electricidad automotriz.

  • La fabricación de otros componentes para vehículos automotores.

10.102 A fin de medir la variación de precios de este sector, el primer paso es comprender la industria cabalmente. En particular, es necesario determinar las principales categorías de vehículos automotores.

10.103 El análisis que sigue se centra en la fabricación de vehículos automotores completos. Los conceptos estudiados serán útiles también al considerar cuestiones relacionadas con la determinación de precios en otras actividades relacionadas con este rubro.

10.104 El siguiente paso es seleccionar encuestados que resulten representativos de estas actividades. En el caso de los fabricantes de vehículos automotores, en general esto será relativamente sencillo, pues en la mayoría de los países no suele haber muchos fabricantes. Como consecuencia, la muestra puede tener una cobertura del 100% de los fabricantes.

10.105 Según el SCN 1993, la manera correcta de realizar la determinación de los precios para un IPP de la producción es utilizar precios básicos, es decir, recopilar, siempre que sea posible, los precios de salida de fábrica, excluyendo el transporte, los impuestos o los márgenes del mayorista. Además, los precios deben ser precios de transacción, los cuales permiten ajustes por descuentos o incentivos.

10.106 Los precios deben reflejar también los valores de mercado en casos en los que los fabricantes se integran verticalmente con los vendedores. En estos casos, los subsidios cruzados pueden dificultar la obtención del precio correcto. Sin embargo, esta situación es cada vez menos frecuente, pues los sistemas contables de las empresas integradas verticalmente deben cumplir condiciones impositivas estrictas, por lo cual requieren que sus transacciones estén valoradas a precios de mercado para poder realizar una supervisión eficaz.

10.107 En el caso de los vehículos automotores, es posible que los operadores de grandes flotas estén en condiciones de sortear la cadena de distribución normal. Si este tipo de compra es significativo, puede ser necesario determinar por separado el precio de estas transacciones. En algunos casos, el gobierno puede ser un cliente importante, al igual que las grandes empresas de taxis o de vehículos automotores de alquiler. En ocasiones, estos clientes pueden tratar directamente con el fabricante y obtener descuentos especiales.

10.108 En general, la determinación del precio establecida para un día particular del mes (por ejemplo, el día 15) es adecuada para índices mensuales, ya que los precios de los vehículos automotores tienden a ser menos volátiles que los precios de otros productos.

10.109 Una cuestión fundamental para elaborar un índice de cualquier producto de tecnología de avanzada, como los vehículos automotores, es el cambio de calidad. Si bien la fabricación de vehículos automotores tiende a seguir modelos que se encuentran durante al menos un año en la serie de producción (lo cual permite, hasta cierto punto, evaluar cambios tecnológicos más profundos), los proveedores de vehículos automotores ofrecen constantemente paquetes de extras en estos modelos. Dada la variedad de extras disponibles en los automóviles, los expertos en estadística de precios tienen ante sí el desafío de determinar los precios para una calidad constante. Sin embargo, como los fabricantes o los distribuidores (mayoristas y minoristas) pueden añadir extras, a los fines del IPP de la industria automotriz es importante considerar solo aquellos que ofrece el fabricante.

10.110 Los siguientes son algunos ejemplos de características de los vehículos automotores que pueden revestir importancia al seleccionar artículos y evaluar el cambio de calidad:

  • Marca y modelo.

  • Clase general de vehículo (por ejemplo, deportivo, tracción en las cuatro ruedas, limusinas, sedán, camioneta, etc.).

  • Tamaño del motor.

  • Dimensiones exteriores.

  • Dimensiones interiores.

  • Par motor.

  • Sistema antibloqueo de frenos.

  • Tracción integral.

  • Consumo de combustible (el consumo elevado se considera un atributo negativo, mientras que el tipo de combustible se evalúa en forma distinta según sus costos relativos y su eficiencia).

  • Bolsas de aire.

  • Sistemas de control de tracción.

  • Calificación de seguridad.

  • Aceleración.

  • Potencia del freno.

  • Peso vacío.

  • Aire acondicionado.

  • Control de velocidad de crucero.

  • Reproductor y cargador de discos compactos (CD).

  • Sistema de posicionamiento global.

  • Entrada sin llave a control remoto.

  • Sistema de seguridad.

  • Ventanas eléctricas.

  • Techo corredizo eléctrico.

  • Espejos retrovisores eléctricos.

  • Pintura metalizada.

10.111 Un método que suele emplearse para el cambio de especificación es el método de superposición de la determinación de precios, que se analiza en el capítulo 7. A fin de aplicar este método, debe disponerse de los precios del modelo viejo y del modelo nuevo al mismo tiempo, lo cual no siempre es posible. La comparación de precios utiliza la especificación del precio viejo en el primer período y la especificación del reemplazo en el segundo. Implícitamente, la diferencia de precios representa el modo en que el mercado evalúa la diferencia de calidad entre ambos artículos.

10.112 Un ajuste por cambio de calidad también puede realizarse valorando la diferencia en el costo de producción atribuible al cambio en las características. Este método es ventajoso desde el punto de vista conceptual en el caso de los IPP, porque la mejor manera de evaluar el cambio de calidad es sobre la base de estimaciones del costo de producción de las diferencias entre los modelos, método que suele emplearse para evaluar la calidad de los vehículos automotores. Con frecuencia, los fabricantes pueden proporcionar una gran cantidad de información de costos útil para este propósito. Otras fuentes de información similares son las revistas de automóviles y las evaluaciones de clubes de automovilismo o compañías de seguros.

10.113 Otro enfoque consiste en utilizar métodos hedónicos para realizar ajustes por calidad (véase una explicación exhaustiva de los métodos hedónicos en los capítulos 7 y 21). Para ello, es necesario contar con un gran conjunto de datos de precios de vehículos automotores con las cantidades de todas las características que influyen sobre el precio, preferentemente con la base correcta para la determinación del precio (es decir, precios básicos), a partir del cual calcular la función hedónica. Los precios implícitos de las características de los vehículos automotores obtenidos de la función hedónica se utilizan para valorar las diferencias que presentan los vehículos automotores nuevos y de reemplazo dentro de la muestra actual. Otra posibilidad es utilizar, si se dispone de conjuntos completos de datos sobre series temporales y características, el método que utiliza variables ficticias de tiempo para estimar directamente un índice de precios a partir de la función hedónica. Es importante que la función hedónica sobre la que se basan estos precios implícitos de las características se actualicen al menos una vez por año. Una excelente referencia bibliográfica sobre el uso de métodos hedónicos en la elaboración de índices de precios de calidad constante para vehículos automotores es el trabajo de Bodé y van Dalen (2001).

10.114 Varias empresas privadas recopilan y cotejan datos de determinación de precios sobre vehículos automotores. Estas fuentes suelen utilizarse para el análisis hedónico detallado del cambio de calidad. Sea cual fuere la técnica de evaluación de calidad, puede ser útil para los expertos en estadística de precios consultar sitios de Internet que ofrezcan comparaciones confiables y gratuitas entre distintos modelos y marcas, por ejemplo el sitio www.autobytel.com.

10.115 Cabe señalar que el conjunto de cambios de características debe incluir también los que impone el gobierno. Los siguientes son algunos ejemplos típicos:

  • Convertidores catalíticos para limitar la contaminación.

  • Cinturones de seguridad o bolsas de aire.

  • Sistemas que impiden la ignición sin el uso de cinturones de seguridad.

  • Mecanismos de limitación de velocidad o advertencia.

Las características obligatorias por ley deben considerarse mejoras de calidad porque implican un costo adicional y reflejan un mayor volumen de producción. En general, los fabricantes pueden proporcionar estimaciones de los costos de producción adicionales que supone añadir estas características.

10.116 El experto en estadísticas de precios debe prestar atención a ciertas cuestiones al implementar ajustes de calidad en el caso de los automóviles. Por ejemplo, los compradores de automóviles suelen pedir modelos con extras, es decir, el modelo comprado suele diferir del modelo estándar. Si estos extras se vuelven populares en un período, es probable que un porcentaje elevado de los autos que se compran los incluya. Si, al percibir la popularidad del extra, el fabricante decide volverlo estándar, debe tenerse cuidado al estimar el ajuste por calidad. A modo de ejemplo, supongamos que todos los automóviles comprados en un determinado período se piden con un extra y que, en el período siguiente, este se vuelve estándar. En ese caso, no debe realizarse ningún ajuste por calidad en el mes en el que el extra se vuelve estándar, pues en el mes anterior debe haberse tenido en cuenta su valor. Al trabajar con extras, es necesario calcular su penetración en el mercado antes de realizar un ajuste por calidad, por si se vuelven estándar. Otra advertencia corresponde a los casos en los que se realizan ajustes por calidad por cambios en características que pueden volver a su nivel original. Por ejemplo, supongamos que, debido al precio relativamente estable de los combustibles, comienza a aumentar la potencia de los motores y se efectúan ajustes por calidad por este aumento. Si los precios de los combustibles suben drásticamente y provocan reducciones en la potencia que la devuelven al nivel del modelo de referencia, es preciso definir cómo tratar el cambio en la potencia. Por un lado, puede registrarse una erosión en la calidad (en comparación con el último modelo) pero, por otro, no existe cambio de calidad en relación con el modelo de referencia.

H. Construcción naval, CIIU 35

10.117 Muchas industrias producen lo que puede describirse como bienes de capital por encargo. Estos son bienes para los que el comprador contrata a la empresa productora para la provisión de un bien de capital elaborado de acuerdo con requisitos específicos. De otro modo, los bienes no se producirían. Dos ejemplos de este caso son la construcción naval (que se estudia a continuación) y la construcción (que se estudia en la próxima sección). Estos ejemplos describen los métodos empleados por la Oficina de Estadística de Australia.

10.118 La producción principal de la industria de la construcción naval es la construcción y reparación de buques (embarcaciones de 50 toneladas o más en desplazamiento), la fabricación de submarinos y la fabricación de los componentes más importantes de buques y submarinos.

10.119 La producción puede definirse con más detalle en función de las principales actividades de la industria:

  • Operaciones en dique seco.

  • Limpieza de cascos.

  • Reparación de buques.

  • Construcción naval.

  • Construcción de submarinos.

10.120 El experto en estadísticas de precios enfrenta muchos problemas al intentar medir la variación de precios de la producción de la industria de la construcción naval. Los buques tardan un largo tiempo en construirse y, en consecuencia, puede no haber ventas en un determinado período. Una proporción significativa de la producción de la industria se relaciona con buques que son “únicos” en el sentido de que no se vuelve a producir el mismo buque (por ejemplo, buques navales especializados) a corto o mediano plazo y, en algunos casos, no se lo vuelve a producir nunca. Sin embargo, en algunos sectores de la industria, puede producirse el mismo tipo general de buques en forma continua (por ejemplo, buques transbordadores de gran velocidad), aunque las especificaciones concretas de cada nave son distintas, ya que reflejan las necesidades o preferencias de cada comprador. Es decir, si bien el diseño básico del casco puede ser igual, el equipamiento de cada buque es marcadamente distinto: los motores, los sistemas de propulsión, la distribución del espacio para pasajeros (camarotes versus salas), el espacio de carga y el tipo de equipo de navegación.

10.121 Estas características dificultan, si no imposibilitan, la determinación del precio de las mismas especificaciones a lo largo del tiempo.

10.122 Los siguientes son algunos enfoques posibles para medir la variación de precios:

  • Precios indexados de los contratos.

  • Precios de los insumos o componentes.

  • Determinación del precio del modelo (también llamado “enfoque de precios cotizados”).

10.123 En el caso de que los precios de los contratos estén indexados, el contrato para la venta del barco especifica un precio base, que está sujeto, a través del tiempo, a indexación según las variaciones en los costos (es decir, de la mano de obra y de los insumos materiales). Esta puede ser una práctica usual en la industria para contratos de gran envergadura, como los contratos navales por una cantidad de buques que posean el mismo diseño (por ejemplo, una clase de destructores), en cuyo caso los contratos pueden tener un plazo prolongado (por ejemplo, de 10 años o más). Mediante este método, la utilización de costos de los insumos indexados arroja un precio del producto simulado para el artículo del período base cada mes (o trimestre) durante la vigencia del contrato.

10.124 Este método exige contar con una técnica confiable para indexar los costos de los insumos. Para ello puede ser necesario utilizar otros índices de variables representativas (por ejemplo, de mano de obra y de insumos materiales), que deben equipararse a los utilizados en el contrato efectivo para que el método de determinación del precio sea representativo. El principal problema que presenta este método de determinación del precio es que solo ofrece una base para medir los precios durante la vigencia del contrato. Por ejemplo, si el astillero A termina de construir buques patrulla y el siguiente contrato es por fragatas que se construirán en el astillero B, ¿cómo pueden encadenarse ambas series de manera confiable? Puede ser difícil crear un eslabón, en especial si el precio base del contrato correspondiente a las fragatas incluye implícitamente una provisión por variaciones de precios en el período comprendido (a causa de la productividad de la industria, por ejemplo) que no se ve completamente reflejada en las disposiciones relativas a la indexación del contrato por los buques patrulla.

10.125 El enfoque del precio de los insumos o componentes suele utilizarse por su relativa facilidad de aplicación. Se basa en el concepto de que el precio de un artículo puede considerarse una función de los siguientes elementos:

  • El costo de los insumos directos, es decir, los materiales, los componentes principales, la mano de obra, la energía, etc.

  • El costo de los insumos indirectos y los gastos generales, es decir, la depreciación, los gastos administrativos, etc.

  • La productividad, es decir, la eficiencia con la que se combinan los insumos.

  • Los márgenes de ganancia.

10.126 En su versión más simple, el enfoque del precio de los insumos utiliza las variaciones en los costos de los principales insumos directos como variable representativa de los precios de la producción. Por ejemplo, es posible determinar los insumos principales y su ponderación relativa mediante un desglose de los materiales principales y los tipos de mano de obra empleados en la construcción de un buque. Según este enfoque, el buque se considera un agrupamiento de componentes estandarizados, como el motor o los motores principales, las cajas de engranajes, el equipo de navegación, el casco y demás, que se combinan utilizando distintas cantidades y tipos de mano de obra. Luego es posible seleccionar las especificaciones efectivas (por ejemplo, la marca y el modelo específicos del motor, las placas de aluminio) y determinar su precio a lo largo del tiempo.

10.127 No es probable que este enfoque simplista resulte satisfactorio a largo plazo, ya que da por sentado que todos los demás factores permanecen constantes. En particular, no toma en cuenta el margen de ganancia y puede no captar la sustitución de insumos por otros más productivos.

10.128 La solución más ampliamente adoptada para resolver el problema de los productos únicos como los barcos es la determinación del precio del modelo.

10.129 El enfoque de la determinación del precio del modelo exige que, en cada período, el encuestado registre el precio de un producto estándar con especificaciones que se mantienen constantes. Por ejemplo, se solicita a un constructor naval que seleccione un buque representativo construido en el pasado y que registre, en cada período, cuál sería el precio de llevar a cabo ese proyecto si se estuviera por firmar un contrato.

10.130 Los problemas evidentes de este enfoque son:

  • La carga de trabajo que se impone al encuestado. Volver a determinar el precio con exactitud de un buque en forma continua representa una tarea ardua que muchos encuestados no estarían dispuestos a realizar.

  • Lograr que los encuestados tomen en serio el ejercicio y reflejen las condiciones de mercado. Esto es especialmente difícil cuando las condiciones de mercado cambian drásticamente y, por lo tanto, cambian los márgenes. En períodos de recesión, los encuestados pueden no haber realizado este tipo de trabajo en el pasado reciente ni estar dispuestos a ofrecerlo entonces. Esto exacerba el carácter hipotético del ejercicio. En consecuencia, es crucial prestar especial atención a los precios obtenidos y mantener un contacto sistemático con el encuestado a fin de garantizar que estos sean representativos de las transacciones de mercado efectivas.

10.131 Para un determinado encuestado, existen dos métodos principales posibles para la selección de modelos:

  • Seleccionar un buque real vendido en algún período reciente, representativo de la producción del encuestado, y especificarlo en detalle como el modelo cuyo precio se determinará.

  • Estipular un modelo hipotético representativo de los tipos de productos elaborados por el encuestado. Si bien semejante modelo puede no haberse producido ni producirse nunca, debe representar un artículo que efectivamente podría producirse.

10.132 Cualquiera que sea el tipo de modelo seleccionado, es esencial que se especifique con suficiente detalle para que el encuestado informe los precios para ese modelo definido, y que cualquier variación que ocurra en el modelo a lo largo del tiempo se notifique a la oficina de estadística.

10.133 El modelo debe desglosarse en todos sus componentes materiales y de mano de obra. El siguiente ejemplo ilustra el nivel de detalle necesario:

  • i) Materiales utilizados (con la lista de tipos de materiales y cantidades utilizadas).

    • Construcción del casco.

      • Placas de aluminio: tipo/s × cantidad.

      • Vigas de aluminio: tipo/s × cantidad.

  • ii)Principales componentes.

    • Motores principales.

      • Marcas y modelos.

    • Cajas de engranajes.

      • Marcas y modelos.

    • Sistema/s de propulsión.

      • Propulsión a chorro de agua: Marca y modelo.

  • iii) Trabajo de fabricación (con lista de tipo de mano de obra; por ejemplo, calificada, semicalificada y cantidad de horas).

  • iv) Costos de diseño y anteproyecto.

  • v) Gastos generales.

  • vi) Margen de ganancia (el margen representativo que correspondería si el contrato se firmara hoy, en el contexto competitivo actual).

10.134 Para cada período de determinación de precios, el encuestado deberá calcular nuevamente el costo de cada componente. Es necesario que comprenda que el margen de ganancia registrado debe reflejar las condiciones comerciales efectivas en el período de determinación de precios y, por lo tanto, que se espera que este componente fluctúe con las condiciones de mercado (es decir, que sea mayor en períodos de auge e inferior—en algunos casos, incluso negativo—en períodos recesivos).

10.135 Por lo tanto, el procedimiento de determinación del precio del modelo es equivalente a que el encuestado prepare una oferta (licitación) cada mes para proveer el modelo. La utilización de precios del modelo es un intento de reflejar, todos los meses, las condiciones reales que prevalecen en el mercado, es decir, las condiciones que el encuestado tendría en cuenta al presentar una oferta competitiva por un proyecto real.

10.136 La determinación del precio del modelo es proclive al error, en especial cuando las condiciones del mercado cambian drásticamente o cuando cambia el contacto responsable de completar el formulario.

10.137 A fin de minimizar el potencial de error, deben tomarse las siguientes medidas:

  • Entrevistar una vez por año a los encuestados que proporcionan los precios de los modelos. En estas entrevistas es necesario revisar la representatividad del modelo y verificar los precios proporcionados para garantizar que reflejen las condiciones de mercado.

  • Cuando cambia un contacto, visitar personalmente al contacto nuevo y explicarle la base de la deter-minación del precio del modelo.

10.138 Para la industria de la construcción naval (y la industria de la construcción, que se analiza a continuación), la validez del método utilizado para derivar un precio mensual es una cuestión fundamental. Más específicamente, deben tomarse precauciones para garantizar que el precio mensual derivado sea una buena estimación del precio de la transacción; dicho de otro modo, que responda a las condiciones de mercado que el productor habría enfrentado en ese mes si se hubiera determinado directamente el precio del proyecto.

I. Construcción, CIIU 455

10.139 Como se describirá más adelante, muchos de los aspectos del enfoque de la industria de la construcción naval son aplicables a la industria de la construcción.

10.140 Esta industria incluye solo actividades relacionadas con la construcción efectiva de un edificio y no incluye el valor del terreno ni la urbanización de terrenos. Estas últimas actividades se incluirían en la CIIU 701, Actividades inmobiliarias realizadas con bienes propios o arrendados.

10.141 La producción de la industria de la construcción es la construcción de edificios y su modificación, ampliación, renovación o reparación general de edificios. Los productos de la construcción son diversos, no se reproducen a lo largo del tiempo y suelen ser únicos. Incluso cuando se trata del mismo tipo de edificio (por ejemplo, un edificio de oficinas), los productos pueden diferir en cuanto a diseño, superficie de las plantas, materiales y método de construcción.

10.142 Además, los proyectos difieren en cuanto a las tareas subyacentes. Los proyectos que consisten mayormente en renovaciones y reparaciones difieren de aquellos que implican construir edificios nuevos. El alcance de los proyectos puede variar en términos de los elementos de construcción necesarios. Algunos servicios que dependen del proyecto son la demolición y el diseño.

10.143 La ubicación geográfica de un proyecto también puede tener un importante efecto sobre el precio. En muchos países, los precios de la construcción pueden reflejar factores urbanos, suburbanos y regionales.

10.144 Si bien los precios de la construcción pueden reflejar todas las características del servicio de construcción, el problema fundamental es comparar los precios de producción de la construcción entre un período y el siguiente.

10.145 Existen numerosos conceptos de precio de la construcción. El precio básico, la valoración preferida de la producción en el SCN 1993, es la suma que el productor ha de recibir del comprador por un bien o servicio producido, calculada como el producto menos los impuestos por pagar más los subsidios por cobrar6.

10.146 La Oficina de Estadística de Australia utiliza el precio básico de la producción de la construcción, que abarca la suma que recibirá el contratista principal de parte del cliente por la construcción, excluidos los impuestos, los subsidios, el valor del terreno, el diseño y otros honorarios profesionales.

I.1 Edificios para viviendas

10.147 La Oficina de Estadística de Australia compila un índice de precios de edificios para viviendas utilizando el método de modelos equiparados. Puede hallarse más información sobre este método en las secciones I, K y L del capítulo 1 y en los capítulos 7 y 8. Este enfoque se utiliza para viviendas debido al alto grado de regularidad que se aprecia en su diseño, tamaño, materiales y métodos de construcción, y al hecho de que la mayoría de las empresas constructoras de viviendas de Australia se especializa en la construcción de un rango de modelos bien definidos. En cada ciudad se selecciona una muestra representativa de modelos de viviendas, se obtienen precios para cada período y se calcula un promedio ponderado de las variaciones de precios de cada modelo.

10.148 La calidad constante se preserva calculando las variaciones de precios según una muestra equiparada; es decir, las variaciones de precios entre períodos adyacentes se basan en los mismos modelos en cada período. Si la especificación de un modelo cambia sustancialmente o no es posible obtener un precio, el modelo se excluye del cálculo de la variación de precios. Los precios brutos se ajustan a fin de compensar cualquier cambio de poca envergadura que pudiera haber en las especificaciones. Por ejemplo, si un modelo determinado es esencialmente igual que en el período anterior pero el precio corriente refleja una ampliación o una característica especial, el precio del modelo se ajusta utilizando principios estándar de ajuste por calidad para que pueda equipararse directamente con el modelo del trimestre anterior.

I.2 Edificios residenciales, excepto viviendas, y edificios no residenciales

10.149 La producción de la industria de la construcción puede definirse como una estructura final total o como un conjunto de elementos puntuales que constituyen el proceso de construcción. Estos elementos deben circunscribirse para incluir únicamente aquellos que suelen estar contemplados en un contrato de construcción tipo entre cliente y constructor. Algunos ejemplos de elementos que pueden excluirse son las obras de acondicionamiento del terreno (como la demolición, la limpieza del terreno, los caminos), los servicios externos (como las conexiones con las redes de servicios de agua y electricidad y el sistema de alcantarillado) y el diseño y otros servicios profesionales.

10.150 De los diversos métodos de recopilación disponibles, la Oficina de Estadística de Australia eligió uno basado en el desglose de la construcción de edificios en un conjunto de componentes comunes. Este método, denominado método del costo de los componentes, trata la producción de la industria de la construcción como un conjunto de componentes homogéneos estandarizados que representa el trabajo subcontratado efectivamente realizado. Este y otros métodos de compilación de índices de precios de la construcción se describen en la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y Eurostat (1997).

10.151 Se seleccionaron proyectos típicos para representar la actividad de la construcción en un rango de categorías funcionales, como edificios de oficinas, tiendas y fábricas. Cada proyecto se desglosó en un conjunto de componentes estandarizados bien definidos, cada uno con una cantidad, una tasa unitaria y un valor (la cantidad multiplicada por la tasa). Una empresa de inspectores de obras realizó la selección y el análisis de los proyectos.

10.152 El precio de los proyectos se determina en cada período actualizando la tasa unitaria de cada componente al tiempo que se mantiene constante la cantidad. Los valores resultantes de los componentes se agregan para obtener un valor del proyecto para el período corriente. Los índices de los proyectos se pro-median usando ponderaciones a fin de obtener números índice correspondientes a estratos, como la función de construcción, la región y la industria total.

10.153 No todos los precios de los componentes deben determinarse directamente en cada período. En primer lugar, la determinación del precio puede centrarse en un subconjunto de componentes que represente la mayor parte del costo de construcción. En segundo lugar, algunas veces es posible utilizar un artículo para representar diversos componentes que pertenecen al mismo sector de la industria de la construcción o que muestran un comportamiento de precios similar. La tasa unitaria (el precio) recopilada, por ejemplo, para una especificación del revestimiento de hormigón suspendido puede representar diversos componentes del revestimiento (por ejemplo, el revestimiento de losas, columnas y vigas). Por último, como los componentes están estandarizados, es posible que una especificación pueda aplicarse a diversos tipos de edificios. Así, en lugar de recopilar un conjunto de precios distinto para todos los componentes de cada proyecto, es posible reducir en gran medida la cantidad de precios recopilados reuniendo un grupo de artículos representativos. Por ejemplo, existen varios componentes comunes a un edificio de oficinas, un centro de compras, un hospital, un hotel y un edificio de apartamentos (los componentes tendrán diferentes cantidades y valores en cada proyecto, pero su definición será la misma). Para algunos de estos componentes comunes, un solo precio puede ser suficiente para todos los proyectos. Los artículos deberán especificarse con gran nivel de detalle para permitir una determinación coherente del precio de un trimestre a otro. Luego estos precios de los elementos deberán agregarse para conformar el precio del edificio.

10.154 La Oficina de Estadística de Australia contrató a un consultor para que proporcionara las tasas unitarias para los índices de construcción. Este consultor, un importante inspector nacional de obras o consultor de costos, tiene acceso a precios de mercado actualizados para el trabajo efectivamente realizado. y los insumos. Primero, el consultor elabora las tasas unitarias de cero, utilizando precios y cocientes para la mano de obra, los materiales y la planta. Luego añade los márgenes de ganancia y los gastos generales. La tasa se modifica según información actualizada de precios para proyectos corrientes. Cada trimestre, el experto presenta 62 tasas unitarias para cada una de nueve regiones geográficas.

10.155 La Oficina de Estadística de Australia decidió contratar a un consultor en lugar de recopilar las tasas mediante una encuesta a constructores. Esta decisión se basó en consideraciones económicas. Establecer una recopilación de más de 550 artículos, con al menos tres encuestados distintos para cada uno, habría implicado determinar más de 1.650 especificaciones, la mayoría de las cuales habría consistido en modelos complejos, lo cual a su vez habría demandado una gran cantidad de tiempo y recursos. Además, mantener semejante recopilación sería relativamente complejo y costoso y requeriría, en condiciones ideales, la incorporación al plantel de expertos de la industria de la construcción de viviendas.

10.156 Las ventajas del método del costo de los componentes son las que siguen: i) el índice capta los cambios en la productividad y los márgenes de ganancia del subcontratista (a diferencia del método más simple de los factores de producción) mediante la determinación del precio del trabajo efectivamente realizado; ii) puede utilizarse para un rango de estructuras, seleccionadas para representar de manera óptima la actividad de la construcción; iii) determinar el precio es relativamente sencillo y requiere menos recursos que el método de los precios cotizados (en el que los encuestados proporcionan los precios de estructuras hipotéticas completas) y, por lo tanto, promete resultados más plausibles, y iv) exige menos información que los métodos hedónicos.

10.157 El método del costo de los componentes utilizado por la Oficina de Estadística de Australia no mide los cambios en el margen de ganancia del contratista principal, fijado en 5%. Sobre la base de información obtenida mediante entrevistas a los contratistas, la Oficina de Estadística de Australia determinó que 5% era representativo de un margen razonable en condiciones normales. Se definió este curso de acción porque las opciones para estimar el margen se consideraban muy subjetivas, o bien implicaban solicitar cifras confidenciales a encuestados que suelen ser muy cautelosos a la hora de divulgar este tipo de información. La búsqueda de una medida confiable del margen de los contratistas principales sigue en proceso y, si se la encuentra, se la incorporará en el índice.

I.3 Construcción de caminos y puentes

10.158 Los caminos y los puentes son estructuras más simples que los edificios en cuanto a la cantidad de elementos que participan en su construcción y a la variabilidad de su diseño. Sin embargo, el precio de los caminos puede variar considerablemente en función de factores tales como el tipo de pavimento, la superficie pavimentada, la ubicación, el terreno y la calidad del suelo.

10.159 La Oficina de Estadística de Australia adoptó un método que desglosa la construcción de caminos y puentes en un conjunto de componentes comunes. Estos componentes y sus ponderaciones se derivaron de un análisis de costos y de documentación de ofertas relativas a una selección de proyectos representativos de caminos y carreteras de la mayoría de los estados de Australia. Los componentes a nivel amplio de la construcción de caminos son los estudios preliminares, el alcantarillado, la explanación, el pavimento y la superficie, el mobiliario y el paisajismo. Los componentes de la construcción de puentes son los pilotes y las columnas, la subestructura, los cojinetes, las vigas y la superestructura. Se eligen especificaciones representativas para estos componentes y sus precios se recopilan en forma trimestral, en general mediante encuestas.

10.160 El componente de explanación resultó ser el más problemático porque representa una gran porción del costo de la construcción de caminos, pero su costo puede ser muy variable (e impredecible) dado que depende de la ubicación, el terreno y la calidad del suelo. Como el costo de la explanación depende, sobre todo, del uso de equipos dotados de operador, como medida representativa se utilizan las tarifas de alquiler de equipos de movimiento de tierras (que incluyen la máquina, el operador, el combustible, el mantenimiento, los gastos generales y el margen de ganancia).

I.4 Otros tipos de construcción no relacionada con edificios

10.161 Además de edificios, caminos y puentes, existen diversos productos de la construcción, entre los que se cuentan aquellos relacionados con las telecomunicaciones; la generación, transmisión y distribución de energía eléctrica; los ferrocarriles; los puertos; las tuberías; la recreación, y la industria pesada. Si bien el producto de estas categorías puede ser único, como los edificios, los caminos y los puentes, también puede estar conformado por componentes o procesos estándar, lo que sugiere que puede utilizarse un método de recopilación del índice que se concentre en la determinación del precio de los componentes en lugar de la estructura completa.

10.162 La Oficina de Estadística de Australia está experimentando con un índice para la construcción de telecomunicaciones en el que la producción consiste en alrededor de 200 actividades bien definidas, clasificadas en categorías amplias tales como tendido de cables, tendido de cables de fibra óptica, trabajos aéreos, instalación de nuevos servicios de teléfono, obra civil en general, servicios de banda ancha y redes móviles.

10.163 En cuanto a la construcción relacionada con la energía eléctrica, la investigación realizada hasta el momento demuestra que la construcción de redes de transmisión y distribución es la más promisoria en cuanto a permitir la determinación de precios para una calidad constante. La construcción de redes de transmisión y distribución suele ser una actividad continua o, al menos, regular, a diferencia de las centrales de gene-ración, cuya construcción es infrecuente o irregular. Tal como ocurre en otras áreas, una mayor frecuencia en las transacciones ofrece mejores oportunidades para repetir la medición. Además, las redes de transmisión y distribución tienen algunos elementos estándar, como torres, líneas y cableado, cuyos precios tienen una mayor probabilidad de recopilarse con una calidad constante a lo largo del tiempo.

10.164 Hasta el momento, la Oficina de Estadística de Australia no se ha dedicado a compilar índices de precios al productor para otros componentes de la construcción no relacionada con edificios.

10.165 Actualmente, en los IPP de etapas de la producción de la Oficina de Estadística de Australia, las variaciones de precios en la construcción de caminos y puentes se utilizan para representar las que ocurren en otros tipos de construcción no relacionada con edificios. A medida que se elaboren índices específicos para los distintos componentes de este tipo de construcción, también se los incorporará. En la actualidad, Estadísticas Canadá elabora índices para la construcción relacionada con servicios públicos de energía eléctrica, que abarcan los sistemas de distribución y las líneas de transmisión. Estos índices se recopilan a partir de una combinación de precios de producción y de insumos.

10.166 Más allá de las consideraciones mencionadas en el caso de la construcción naval, una cuestión relativa a la determinación del precio de proyectos de construcción es si debe incluirse o no el precio del terreno. Como se señaló al principio, las actividades que implican la urbanización de terrenos se incluyen en otra categoría de la CIIU. Podría objetarse que el precio de un proyecto de construcción depende del terreno o que el edificio y el terreno son una unidad.

J. Comercio minorista, CIIU 527

10.167 La producción principal de los sectores del comercio minorista es la provisión de las funciones de comercialización necesarias para brindar a los consumidores acceso a diversos bienes. En otras palabras, el minorista actúa como intermediario entre los productores de bienes y los consumidores. A diferencia de los sectores del comercio mayorista, los clientes tienen la posibilidad de comprar por unidad (es decir, no están obligados a comprar en cantidades grandes) artículos que, en general, se venden envasados de alguna manera. Algunas funciones básicas del comercio minorista son la estandarización o clasificación de bienes, el alma-cenamiento y el transporte, la compra, la asunción de riesgos, la financiación, la venta y la planificación de productos. Es probable que la función de venta sea la más obvia desde el punto de vista del consumidor. La venta incluye la determinación del precio del producto y su presentación, que implica actividades como el rotulado, el empaque, la exhibición, la asignación de espacio, la publicidad y la promoción.

10.168 El programa del IPP de Estados Unidos ha elaborado un método para determinar los servicios de comercio minorista provistos por tiendas de abarrotes y almacenes grandes. Las principales líneas de servicios se definen por tipo de almacén dentro de cada sector, como se muestra en los siguientes ejemplos de tiendas de abarrotes y almacenes grandes:

  • i) Tiendas de abarrotes.

    • a) Supermercados.

    • b) Pequeñas tiendas de comestibles.

  • ii) Grandes almacenes.

    • a) Grandes almacenes de descuento o para consumo masivo.

    • b) Cadenas nacionales de grandes almacenes.

    • c) Grandes almacenes convencionales.

Dentro de cada una de estas categorías, puede continuarse la desagregación según los servicios provistos. Por ejemplo, en el caso de los supermercados, puede desagregarse por sección: carnes, panadería, productos frescos, etc. Esta desagregación de actividades está determinada por la unidad organizacional y se refiere a unidades de actividad homogéneas.

10.169 Una vez seleccionados los productos, se identifican las características que determinan su precio. Entre ellas se cuentan el tipo de producto, su tamaño o peso y, con frecuencia, su composición material. Además, se recopilan también características del almacén asociado con la provisión del servicio, o se las asigna según datos obtenidos de fuentes secundarias. Las características del almacén incluyen la zona, la cantidad de opciones de productos disponibles, el horario de atención y la existencia y antigüedad de los escáneres y de los programas informáticos para procesar las transacciones.

10.170 En la mayoría de los casos, el precio recopilado es un precio margen (con la excepción señalada más adelante). El precio margen captura la naturaleza intermedia del servicio minorista y se calcula tomando el precio de venta y restando el precio de compra de la última entrega recibida (menos todos los reembolsos y descuentos) de un bien específico. Además, es coherente con las convenciones contables del ingreso nacional, que definen la producción del comercio minorista como el margen. Sin embargo, la Oficina de Análisis Económico de Estados Unidos define el margen como el precio de venta de un bien en el mercado minorista menos el costo de reposición del bien en las existencias del almacén. Esta definición es difícil de poner en práctica, pues exige recopilar el costo de reposición del artículo. Resulta mucho más sencillo utilizar el método contable de “último en entrar, primero en salir” (UEPS), es decir, tomar la última entrega recibida para determinar el precio del costo de adquisición del artículo vendido.

10.171 En ciertos casos se utiliza el precio de venta del bien en lugar del margen. Estos casos ocurren cuando el valor agregado por el minorista en la preparación del producto para la venta resulta significativo o cuando existe una tarifa por un servicio, en cuyo caso el cliente paga por algo secundario a la venta de bienes. Algunos ejemplos son las ventas de restaurantes dentro de establecimientos minoristas, las modificaciones de bienes comprados y los cargos por entrega secundarios a la compra de un bien.

10.172 Se han utilizado dos enfoques distintos para aplicar el método de determinación del precio margen. El primero toma el precio margen de un producto único. Este enfoque de la muestra de bienes se utiliza para representar la producción de todo el almacén. Una objeción a este enfoque es que la comercialización de la muestra seleccionada puede no ser representativa de la comercialización de otros bienes vendidos en el alma-cén. Con este enfoque, los cambios en las características del almacén pueden no explicar los cambios en el margen de los productos seleccionados para la muestra. El segundo enfoque tiene en cuenta el valor promedio del margen de un grupo relativamente homogéneo de productos. Si bien mediante este enfoque es posible que las características del almacén expliquen mejor el margen, el margen promedio puede verse demasiado afectado por diferencias entre los productos del grupo.

10.173 Existen tres problemas que podrían surgir al utilizar un precio margen: el establecimiento del precio base, los márgenes negativos y la ponderación.

10.174 Los precios base se establecen como el precio recibido en el primer mes antes del cálculo del índice. Los precios de venta son comunes en los sectores del comercio minorista, y si se utiliza un precio de venta como precio base se introduce un sesgo permanente en los índices. No obstante, si no se utilizan precios de venta en el período base, la variación de precios entre el mes base y el siguiente es incorrecta, porque la metodología del índice exige que la base sea el precio del primer mes. A fin de resolver el problema del precio de venta, se utiliza como precio base el precio más reciente—que no sea precio de venta—antes del mes del precio base. Para resolver el problema de la variación de precios causado por la utilización de precios que no son precios de venta como precio base, no se publican los primeros seis meses del cálculo, y el índice se restablece para comenzar el cálculo en el séptimo mes. Este intervalo de seis meses es necesario porque los índices nuevos solo se introducen cada seis meses en el programa del IPP de Estados Unidos. Si bien se pierden seis meses de datos sobre determinación de precios, se elimina el sesgo del índice. El problema del precio base se relaciona con el problema del sesgo de la fórmula de Laspeyres en el sentido de que se trata, en realidad, de un problema de ponderación que deriva de la variación de precios de artículos debido a la representación excesiva de los precios de venta en el índice (es decir que los precios de venta tienen una ponderación demasiado importante).

10.175 El problema de los precios negativos deriva del hecho de que, en ocasiones, algunos establecimientos de comercio minorista, como supermercados, droguerías y estaciones de gasolina, venden ciertos productos a pérdida con el propósito de atraer clientes que compren no solo el producto que se vende a pérdida, sino también productos que rinden márgenes positivos. Como el sistema de cálculo del índice utilizado en el programa del IPP de Estados Unidos no permite usar precios negativos ni precios nulos, se instauró un procedimiento que toma un índice de Dutot (el cociente de promedios de precios) para calcular índices de precios en los sectores del comercio minorista. Este procedimiento puede describirse como una sumatoria no ponderada de precios margen de tres productos relativamente homogéneos. Para calcular el índice se utiliza la variación porcentual mensual de estos tres productos en lugar del precio de un único producto. El método de Dutot también reduce la variabilidad de los movimientos del índice que suele caracterizar a los índices de precios margen.

10.176 El problema de la ponderación radica en la agregación de bienes con precio margen y bienes que no tienen precio margen. De acuerdo con las definiciones de los sectores del comercio minorista, estos se ocupan no solo de la venta de mercadería sino también, en algunos casos, de la fabricación y venta de productos. Tomemos el ejemplo de la panadería que elabora pan para su reventa o su consumo dentro del almacén y ofrece otros productos de panadería envasados para su reventa. Como todos los productos tienen oportunidad de ser seleccionados, pueden recopilarse los precios de algunos de los bienes manufacturados y algunos de los envasados. El precio de los bienes manufacturados es el precio minorista, mientras que el precio de los productos de panadería envasados es el precio margen. Al combinar precios minoristas y precios margen en la misma categoría de producto se generan problemas relacionados con la ponderación de los artículos. Consideremos el caso de una panadería que vende dos tipos de pan, uno elaborado allí y otro comprado a otra panadería. Podría suponerse que la venta de estos dos tipos de pan tiene la misma ponderación. Sin embargo, la producción asociada con el pan elaborado allí comprende la elaboración y la venta y, por lo tanto, debería tener una ponderación mayor que el pan que es simple-mente vendido, ya que la producción asociada con este es solo la venta y su precio es el precio margen.

10.177 La solución más sencilla para este problema es crear dos categorías de producto adecuadamente ponderadas para separar los productos con precios margen de los productos que no tienen precio margen. Sin embargo, si la asignación presupuestaria no es suficiente para financiar un muestreo separado de ambos tipos de transacción, es necesario idear una solución alternativa. Es preciso conseguir y utilizar datos de bienes manufacturados y bienes revendidos a fin de derivar o reasignar la ponderación de la unidad muestral entre las transacciones con precios margen versus aquellas que no lo tienen. Cabe señalar que, en el caso de Estados Unidos, Canadá y México, este problema desaparecerá cuando termine de implementarse el Sistema Norteamericano de Clasificación Industrial (NAICS, por sus siglas en inglés). Según el NAICS, todas las transacciones combinadas de manufactura y venta se clasifican en el sector industrial y no en el sector del comercio minorista.

10.178 Un tema fundamental para determinar los precios en los sectores del comercio minorista es el del ajuste por cambios en la calidad del servicio, que se supone dependiente de las características del almacén. Si estas cambian, deben ajustarse todos los artículos cuyos precios serán recopilados en ese lugar para dar cuenta de los cambios en el servicio, siempre que se relacionen con un cambio en las características del alma-cén. Se considera que un almacén minorista ofrece el mismo servicio cuando se hacen modificaciones sutiles a los productos que se venden. Los cambios importantes en los productos pueden exigir cambios en el servicio minorista, por ejemplo una exhibición diferente o nuevas exigencias en cuanto a inventario.

10.179 Los modelos hedónicos deben cuantificar la correlación que existe entre los márgenes del almacén y las características del almacén. Entre estas últimas se cuentan:

  • La superficie total.

  • La superficie dedicada a la venta.

  • Los escáneres de la caja.

  • La antigüedad de los programas informáticos de los escáneres.

  • La cantidad de unidades de almacenamiento de existencias.

  • La cantidad de empleados equivalentes a tiempo completo.

  • El tipo de almacén y su ubicación.

  • El horario de atención.

  • El volumen total de ventas.

  • El tiempo transcurrido desde la última renovación.

10.180 Estas características pueden averiguarse con facilidad y, en lugar de utilizarlas directamente, puede ser más eficaz transformarlas en cocientes. Por ejemplo, al calcular el cociente entre el número de cajas y la circulación en el almacén, se obtiene una medida de los despachos por cliente, que puede ser señal de un servicio mejor o más rápido, si todo lo demás se mantiene constante. Otros cocientes que pueden incluirse son los de despachos de caja sobre ventas, empleados sobre ventas, unidades de almacenamiento de existencias sobre superficie del almacén, empleados sobre superficie del almacén y despachos de caja sobre superficie del almacén.

10.181 Un aspecto crucial de los servicios de comer-cios minoristas lo constituyen los servicios que pueden vincularse con el mantenimiento de un inventario. Sin embargo, es difícil incorporar la valoración de inventarios en un índice de precios8.

K. Telecomunicaciones, CIIU 6429

10.182 En esta sección, se estudia la compilación del IPP de Estados Unidos para un componente nuevo y relativamente complejo del sector de las telecomunicaciones: las telecomunicaciones inalámbricas.

10.183 La producción principal de las telecomunicaciones inalámbricas consiste en comunicar entre sí a distintas partes a través de una red de radio, paralela a la red de línea tradicional del sistema telefónico. El programa del IPP de Estados Unidos ha elaborado un índice para este sector. Los servicios de telefonía celular incluyen el servicio de telefonía celular tradicional, los Servicios de Comunicación Personal (PCS, por sus siglas en inglés) y la Radio Móvil Especializada Mejorada (ESMR, por sus siglas en inglés) y se definen como de “calidad telefónica” e interactivos. La radiolocalización móvil de personas se define como de “calidad menor que telefónica”, ya que solo permite enviar caracteres o números. Sin embargo, los servicios de radiolocalización móvil de personas pueden incluir la notificación al cliente de mensajes de voz pendientes en el contestador automático provisto por la empresa de radiolocalización móvil de personas.

10.184 Existen tres tipos de servicios inalámbricos de calidad telefónica: el servicio de telefonía celular tradicional, la ESMR y los PCS. La distinción principal entre estos tipos de servicios radica en el tipo de licencia que tienen y en la frecuencia y el nivel de potencia utilizados en la transmisión y recepción. Para el comprador, las diferencias técnicas entre los tres son imperceptibles. Los servicios pueden ampliarse con servicios complementarios tales como el correo de voz.

10.185 En Estados Unidos, el gobierno federal otorga las licencias para servicios de telefonía celular tradicional de acuerdo con un criterio geográfico. En la década de 1980, se otorgaron alrededor de 300 licencias para áreas urbanas y alrededor de 400 para áreas rurales. Había solo dos licencias disponibles para cada Área Estadística Metropolitana (MSA, por sus siglas en inglés) o Área de Servicios Residenciales.

10.186 Los sistemas de ESMR funcionan con una frecuencia menor y una potencia mayor que el servicio de telefonía celular. La ESMR utiliza una tecnología mejorada de “presionar para hablar” que antes solo se utilizaba en servicios de envío para taxis y en servicios móviles de reparaciones.

10.187 Los PCS se prestan del mismo modo que los sistemas de telefonía celular convencional, con la diferencia de que las áreas cubiertas por las licencias son mucho más vastas. Estos sistemas funcionan con una frecuencia mayor y una potencia menor, lo cual exige que haya más estaciones celulares en cada área. Se subastaron alrededor de cinco licencias por MSA, lo cual incrementó la competencia en todas las áreas.

10.188 Los servicios de radiolocalización móvil de personas permiten enviar mensajes a un abonado. Los mensajes pueden enviarse o almacenarse para un envío posterior. Puede tratarse de números únicamente o de mensajes alfanuméricos.

10.189 En Estados Unidos, la clasificación de artículos se asocia con las estipulaciones reglamentarias, que a su vez están relacionadas con las diversas tecnologías utilizadas para ofrecer el servicio.

10.190 La cuestión fundamental en el desarrollo de un método de determinación de precios fue definir un precio neto de transacción que reflejara descuentos, nuevos planes de servicio y nuevas características del servicio.

10.191 Como medida del precio de todos los servicios de telecomunicaciones inalámbricas, se eligió el valor unitario definido en términos de minutos por cada tasa aplicable para todos los servicios similares en el período de referencia. Todos los minutos de un deter-minado servicio se incluyen en la medición de cada mes. Se calcula un valor unitario para ese servicio, que representa el costo promedio por minuto de ese servicio para todos los clientes. El costo promedio por minuto se multiplica por la ponderación de ese servicio en el período de referencia y luego se agrega con otros servicios para obtener el precio facturado final promedio de todo el servicio.

10.192 El método del valor unitario capta el universo de transacciones dentro de toda la línea de servicios (categoría de publicación) cada mes. Puede haber muchos (centenares de) planes correspondientes a un determinado tipo de servicio ofrecido por una empresa. El enfoque del valor unitario brinda una vía sencilla y económica (en cuanto al costo para la oficina y a la carga del encuestado) de captar planes nuevos y, por lo tanto, incluye una fuente más de variación de precios. Este método capta, además, la variación de precios que resulta del agrupamiento y desagrupamiento de características de los servicios, de manera muy similar a como capta la introducción de nuevas tarifas. El enfoque del valor unitario es más sencillo desde el punto de vista operativo que intentar determinar el precio de un conjunto reducido de planes específicos y sustituirlos por planes nuevos todos los meses.

10.193 El desplazamiento en las ponderaciones inherente al método del valor unitario es otra de sus ventajas, ya que ofrece un modo directo de obtener un precio exacto mediante el ajuste automático en función de la variación de la popularidad de que gozan diversas características de los servicios. Además, como no se determina el precio de un único producto—sino, en realidad, de una serie de variedades de productos—, se reduce enormemente la necesidad y consiguiente aplicación del ajuste por calidad.

10.194 Sin embargo, el enfoque del valor unitario no elimina el problema del sesgo del artículo nuevo. Este sesgo surge con la utilización del índice de Laspeyres, debido al supuesto de cantidades fijas. Se espera que los servicios nuevos se introduzcan con frecuencia en este sector y se popularicen rápidamente. El enfoque del valor unitario puede hacer frente a la introducción de nuevas características en los servicios existentes, como la opción del correo de voz en el servicio de telefonía celular estándar. Cuando se introducen servicios completamente nuevos, se presenta el problema de cuándo incluirlos y cómo ajustar según su ponderación.

10.195 Los servicios de telefonía celular, los PCS y la ESMR se observan de forma similar. Las diferencias se basan en el precio del paquete total del servicio, incluidos los cargos por uso, el acceso mensual y las características. El encuestado comienza su participación en el índice completando la planilla adjunta (véase el gráfico 10.1). La primera parte de la planilla consta de tres pasos: i) determinar todos los tipos distintos de cargos posibles, incluidas todas las características optativas, sean facturadas o gratuitas; ii) ingresar la cantidad total de unidades utilizadas de cada tipo de servicio, y iii) ingresar la cantidad total de líneas de acceso o abonados y dividir el total de unidades por la cantidad de abonados. El resultado que se obtiene es la cantidad promedio de unidades facturadas por abonado. En la segunda parte se calcula el ingreso promedio por unidad de cada servicio. Primero el encuestado carga el ingreso facturado total por cada tipo de cargo. El ingreso facturado se divide por la cantidad total de unidades para obtener el ingreso promedio por unidad. En la tercera parte de la planilla se computa la factura de ingresos promedio. La cantidad promedio de unidades por abonado se multiplica por el ingreso promedio por unidad para obtener un promedio total ponderado.

10.196 Solo se ofrecen seis servicios básicos de radiolocalización móvil de personas. Se trata de la combinación de los dos tipos de radiolocalización (numérico y alfanumérico) y los tres tipos de áreas de servicios (local, regional y nacional). El primer paso consiste en determinar la proporción del ingreso de cada empresa representada por las seis categorías de servicios. El siguiente paso es establecer la proporción, en unidades facturadas, de todos los componentes facturados de cada uno de los seis servicios.

10.197 El modelo de planilla (gráfico 10.1) al final de este capítulo ilustra la implementación de este método.

10.198 El sector de telecomunicaciones es muy dinámico, lo que origina la cuestión de cómo captar mejor los efectos de los nuevos bienes y de los cambios de calidad del servicio. Es posible adoptar muchos enfoques para abordar estas cuestiones. Por ejemplo, en algunos países puede ser preferible basarse en un conjunto exhaustivo de facturas de proveedores; este sería el caso si existe rigidez en los planes y en la posibilidad de los consumidores de cambiarse de plan. Este enfoque exigiría, además, la actualización frecuente de la muestra a fin de garantizar que se capten tanto los nuevos planes como los nuevos servicios.

L. Banca comercial, CIIU 65

10.199 Las instituciones financieras cobran a sus clientes, explícita e implícitamente, por servicios financieros, como reconoce el método recomendado para la compilación de su valor agregado en el SCN 1993. El desafío que enfrentan los compiladores del índice de precios es dar cuenta de estos y otros componentes del precio de los servicios financieros en la elaboración de índices de precios al productor y al consumidor. En esta sección, se analizan someramente conceptos relativos a la valoración y el precio, y luego se describen la anatomía de un índice de precios de servicios financieros y los problemas de compilación correspondientes. Además se expone una presentación del IPP de Estados Unidos para el sector bancario, que pone en práctica el marco analizado.

L.1 Producción del sector bancario

10.200 La producción principal del sector bancario es la provisión de servicios financieros, incluida la intermediación financiera. En este sector, la intermediación financiera puede definirse como la provisión de servicios relacionados con la vinculación de ahorristas e inversionistas. Junto con estos servicios, los bancos proveen diversos servicios de transacciones y crédito. Dado que el énfasis se pone en las transacciones de servicios financieros, esto es lo que se toma como base para identificar la producción de los bancos.

10.201 Uno de los principales desafíos de este sector es medir los servicios de intermediación financiera medidos indirectamente, o SIFMI, según se los define en el SCN 1993. Los bancos suelen ofrecer servicios que no cobran de manera explícita. El pago o cargo de distintas tasas de interés a prestamistas y prestatarios cubre el costo de proveer estos servicios y deja un excedente operativo. Como se señala en el SCN 1993, este sistema de tasas de interés evita la necesidad de cobrar a los clientes individualmente por los servicios prestados y deriva en el patrón de tasas de interés que se observa en la práctica. Por lo tanto, la medida del precio debe captar tanto los cargos directos como los cargos indirectos por los servicios prestados.

10.202 Según el modelo de empresa financiera de una institución financiera, el precio de los servicios se determina de acuerdo con el costo del dinero para el usuario. El costo del dinero para el usuario es aná-logo al más conocido costo del capital para el usuario, en tanto que ofrece una manera de valorar el flujo de servicios que emana de una reserva de activos no financieros; cualquiera de ellos puede considerarse una tasa de alquiler. Los lectores interesados en un análisis exhaustivo del concepto de costo del dinero para el usuario pueden remitirse a Barnett (1978, 1980), Diewert (1974c), Donovan (1978), Fixler (1993), Fixler y Zieschang (1992b) y Hancock (1985). El signo del costo para el usuario indica el papel del producto en las operaciones financieras de la empresa; un costo para el usuario positivo indica un ingreso financiero, mientras que un costo para el usuario negativo indica un egreso financiero. Dado que los indicadores de actividad de la cuenta son positivos, la convención es tomar lo negativo del costo para el usuario, que en adelante se denominará precio del costo para el usuario.

10.203 En el caso de activos financieros tales como los préstamos, el precio del costo para el usuario es el margen entre los pagos devengados al propietario del activo, incluidas las ganancias esperadas por tenencia, y el costo de oportunidad del dinero. Como su nombre lo indica, el costo de oportunidad del dinero es un concepto semejante al de la tasa de referencia analizada en el SCN 1993. Para el depositante o prestamista de una institución financiera, el costo del dinero para el usuario es la diferencia entre la tasa del costo de oportunidad y la tasa que debe pagar la institución financiera al prestamista.

10.204 El precio del costo para el usuario capta tanto los cargos implícitos como los cargos explícitos por los servicios relacionados con una cuenta y, por lo tanto, es una medida adecuada del precio de esos servicios. Los cargos explícitos comprenderían todos los cargos expresos por servicios en unidades monetarias sobre la cuenta del cliente por el procesamiento de transacciones y demás, mientras que los cargos implícitos se basarían en el costo para el usuario10.

10.205 Según esta formulación, el monto de dólares (deflactados) en cada cuenta es un indicador de la actividad de servicios financieros. Es necesario utilizar dólares deflactados si el índice de precios se basa en un supuesto de cantidades constantes.

10.206 El precio de los servicios asignado a una cuenta i está dado por la siguiente suma de componentes implícitos y explícitos, de acuerdo con nuestro análisis anterior:

donde

pit = Precio de los servicios de la cuenta i en el período t.

rit = Tasa promedio de retorno a pagar de la cuenta i en el período t.

hit = Tasa promedio de ganancia (pérdida) de la cuenta de valores i en el período t.

ρit = Tasa de referencia.

sit = Tasa cobrada en concepto de cargos explícitos por servicios a pagar de la cuenta i en el período t.

10.207 Cabe señalar que el precio del costo para el usuario puede descontarse por el factor 1 + ρ; esto puede ser importante en países volátiles en los que la tasa libre de riesgo es relativamente elevada. Además, los precios del costo para el usuario pueden deflactarse por un índice de precios general, lo cual sería necesario para ajustar las tasas de interés nominales y las tarifas de los servicios por cambios en las variaciones de precios; una vez más, puede ser importante en países que experimentan tasas de inflación relativamente altas.

10.208 El cálculo de h no incluye el valor de ninguna “depreciación” que surja de una revaluación del riesgo crediticio del prestatario. A diferencia de la ganancia o pérdida por tenencia generada como resultado de la exposición al riesgo cambiario, las depreciaciones acumuladas aparecen en el balance general de la institución como una contrapartida contable del pasivo respecto del valor contractual del activo prestado, en lugar de una “devaluación a precios de mercado” directa del valor del activo prestado. La depreciación incrementa el pasivo registrado en relación con los activos prestados contabilizados y se muestra como “otras variaciones en el volumen de activos” y no como una revaluación de la ganancia o pérdida por tenencia.

10.209 Como consecuencia de lo anterior, el relativo de precios de un determinado producto financiero que constituye un activo de la institución financiera emisora o generadora (por ejemplo, un crédito) debería tener la siguiente forma:

Por lo tanto, el relativo de precios para los servicios que se asigna a una cuenta de activos representa la variación relativa en la tarifa total del servicio.

10.210 El cálculo de las diversas tasas de interés se lleva a cabo dividiendo los datos de ingresos por los correspondientes artículos del balance general. Por ejemplo, la tasa de interés percibida sobre créditos se calcularía como el interés percibido sobre el crédito dividido por el monto de créditos pendientes en el balance general. En lugar de utilizar el asiento del balance general en un momento específico, puede utilizarse un promedio de dos períodos, es decir, una estimación de los valores de apertura y cierre, que permitiría que algunos créditos se liquidaran al tiempo que se otorgan otros.

10.211 Todos los demás componentes del precio del costo para el usuario se calcularían de manera similar.

10.212 En el caso de los productos pasivos, una vez más, el precio de los servicios financieros comprende un componente implícito y explícito, ya que:

lo cual da como resultado un relativo de la forma:

10.213 La ganancia por tenencia h se interpreta en el caso del pasivo como un aumento (reducción) del tamaño del pasivo a través del tiempo, posiblemente debido a una característica del contrato que da origen al pasivo.

10.214 En principio, la tasa de referencia debe ser una tasa libre de riesgo. Sin embargo, la selección de una tasa efectiva es más complicada. Por ejemplo, ¿deben utilizarse solo títulos del gobierno a corto plazo, o la tasa debe representar un promedio ponderado de las tasas de los títulos del gobierno, para que las tasas reflejen las tenencias de estos títulos por parte de los bancos? Otra pregunta es la que se refiere al período que debe utilizarse. Como se señaló, el cálculo de las tasas de interés se basa en datos históricos. Si se utilizaran tasas de mercado del período corriente para la tasa de referencia, podría llegarse a la conclusión de que las diferencias entre la tasa de referencia y la tasa de interés calculada son volátiles. Una solución sería calcular la tasa de referencia como las demás tasas de interés; la tasa de referencia sería el ingreso por intereses por títulos del gobierno dividido por la posición correspondiente a esos títulos según figura en el balance general.

10.215 Tanto para los productos del activo como para los del pasivo, puede ser útil recopilar indicadores de actividad, como cantidad de cuentas, cantidad de cajeros automáticos o indicadores de la utilización promedio de dimensiones específicas de los servicios en cada cuenta, como el procesamiento de transacciones, la generación de extractos de cuenta y la evaluación de solvencia mediante solicitudes de créditos y de notas de crédito, según corresponda al tipo de cuenta. Las variaciones en estos y otros indicadores de servicios señalarían variaciones en la calidad o la naturaleza del servicio en todas las cuentas e instituciones, en la medida de que estas variaciones muestran una correlación con los cargos implícitos y explícitos por servicios sobre las cuentas para ajustar las tarifas de los servicios y las tasas de interés a fin de permitir ajustes por calidad de los servicios.

10.216 De hecho, la cuenta puede considerarse la unidad principal de producción de una institución financiera; la producción se expresaría en términos de cantidad de cuentas y los precios del costo para el usuario detallados anteriormente se multiplicarían por el saldo promedio de cada tipo de producto financiero.

10.217 Dado que el sector de los servicios financieros suele estar regulado, por lo general se dispone de los datos necesarios para elaborar las ponderaciones del IPP. A menudo, estos datos pueden tomarse de informes administrativos como los que los bancos centrales exigen a las instituciones depositarias. En general, otros intermediarios financieros, como las compañías de seguros, también deben completar formularios de regulación. Debido a que la mayoría de los países realiza un seguimiento de sus instituciones financieras, y existen acuerdos internacionales en cuanto a los informes exigidos y a los métodos contables, los datos de las fuentes de regulación de instituciones financieras exhiben al menos cierto grado de conmensurabilidad internacional.

L.2 Índice de la banca comercial del IPP de Estados Unidos (no elaborado aún)

10.218 El programa del IPP de Estados Unidos ha desarrollado una manera de aplicar el enfoque descrito para medir la variación de precios en el sector bancario. Los detalles de este índice se enumeran a continuación.

10.219 Los tipos específicos de servicios que brindan los bancos pueden definir mejor la producción de este sector. Por ejemplo, en Estados Unidos, las principales líneas de servicios son:

  • Los créditos.

  • Los depósitos.

  • Los servicios fiduciarios.

  • Otros servicios bancarios.

10.220 En muchos países, están permitidos los servicios bancarios universales (banca integral), por lo que pueden agregarse otros servicios como los seguros, el corretaje y los cheques de viajero.

10.221 Los créditos son activos de un banco definidos como fondos que se adelantan a un prestatario y que deben reembolsarse con posterioridad, por lo general, con interés. En la categoría de créditos se incluyen los préstamos para la compra de edificios residenciales y no residenciales, los préstamos cuyo aval es la vivienda del propietario, los créditos comerciales e industriales, los créditos agropecuarios, los préstamos para comprar automóviles nuevos y usados y los créditos de las tarjetas de crédito.

10.222 Los depósitos son pasivos de un banco definidos como fondos colocados en una cuenta bancaria que pueden retirarse. Debido al hincapié en los servicios financieros, los servicios asociados con depósitos se consideran productos del banco. En esta categoría, se incluyen la cuenta corriente, el plazo fijo y la cuenta de ahorro.

10.223 Las actividades fiduciarias implican que el banco actúa en capacidad fiduciaria a favor de una persona física o jurídica, como una empresa o el acervo hereditario de un individuo. Esto suele comprender la tenencia y gestión de activos fiduciarios para beneficio de un tercero.

10.224 Otros servicios bancarios son las cartas de crédito stand by, la banca corresponsal, la venta de títulos y la gestión de caja.

10.225 Pueden seleccionarse cuentas entre los tipos definidos por la institución o según consta en los informes que exigen las autoridades reguladoras. Una lista modelo de tipos de cuentas incluiría:

  • Préstamos hipotecarios.

  • Créditos agropecuarios.

  • Créditos comerciales.

  • Servicios para consumidores y otros servicios de créditos.

  • Minorista (depósitos).

  • Servicios fiduciarios.

  • Otros servicios bancarios.

10.226 Una vez seleccionada la cuenta, el siguiente paso es especificar los servicios cuyos precios se deter-minarán. En algunos casos, los tipos de cuenta son suficientemente homogéneos, por lo que no es necesario seleccionar una muestra de números de cuenta dentro de cada tipo. Por ejemplo, en el caso de los créditos y depósitos, el único artículo cuyo precio se determinará está representado por un grupo homogéneo de cuentas (por ejemplo, todas las hipotecas para vivienda de tasa fija a 15 años o todos los certificados de depósito a 1 año). Por otra parte, el precio de los servicios fiduciarios y otros servicios bancarios puede determinarse seleccionando una transacción particular y siguiendo el costo de los perfiles a lo largo del tiempo.

10.227 Una vez seleccionado el servicio efectivo, se identifican las características que determinan su precio para permitir que se determine nuevamente en forma mensual el precio del mismo artículo único. Las siguientes características son comunes a la mayoría de los servicios:

  • Tipo de servicio: por ejemplo, créditos hipotecarios, cuentas de ahorro del mercado de dinero, sociedades fiduciarias.

  • Plazo del servicio: por ejemplo, crédito a 15 años o certificado de depósito a 5 años.

  • Tipo de tarifas: por ejemplo, pago atrasado, pago mediante cajero automático, extracción anticipada.

10.228 El programa del IPP de Estados Unidos adoptó el marco de costo para el usuario descrito anteriormente. Una característica fundamental de la valoración del componente implícito del precio de los servicios financieros es la tasa de referencia o la tasa del costo de oportunidad del dinero, que no incluye ningún servicio de intermediación. Como ya se explicó, los precios del costo para el usuario difieren según se trate de activos o pasivos. El precio de un activo (por ejemplo, un préstamo) es igual a la tasa por tenencia del activo menos una tasa de referencia. La tasa por tenencia del activo es el interés percibido más los cargos por servicio. En el caso de los pasivos (depósitos), el precio es igual a una tasa de referencia menos la tasa de costo de tenencia del pasivo. Esta tasa es el interés pagado a los depositantes menos los cargos por servicio.

10.229 Se utiliza la misma tasa de referencia para medir los precios de créditos y depósitos. Algunas tasas de referencia posibles son la tasa activa del banco central (tasa de descuento), la tasa activa interbancaria (tasa de los fondos federales) o un promedio ponderado de las tasas de interés de las tenencias de títulos de todos los bancos, en cuyo caso las ponderaciones son las participaciones de los diferentes títulos en la cartera de valores del banco.

10.230 En la práctica, el precio de estos servicios puede expresarse como se muestra a continuación. Una vez más, el precio de ambos servicios se determina en el nivel de la cartera:

10.231 El ingreso por intereses ganados incluye todo el interés percibido efectivamente en un mes determinado, por la cartera de créditos cuyo precio se determina. Incluye el interés ganado por créditos viejos y nuevos. El saldo promedio del crédito se calcula promediando los saldos al final del día de los créditos de la cartera durante un mes.

10.232 Los pagos de interés incluyen todo el interés efectivamente pagado a los depositantes sobre los fondos mantenidos en la cartera en un mes determinado. Las comisiones deben incluir todas las tarifas efectivamente cobradas por el banco, por ejemplo por las extracciones de cajeros automáticos o por fondos insuficientes. Una vez más, el saldo del depósito se calcula tomando el promedio de los saldos de la cartera al final del día.

10.233 Para ambas ecuaciones, el cálculo dentro de los corchetes externos da como resultado una tasa. Esta tasa se multiplica por US$1.000 para obtener un precio del servicio utilizado en el cálculo del índice. Cuando el precio es positivo, el servicio se considera un producto. Sin embargo, cuando el precio es negativo, el servicio se considerará un insumo financiero y el precio quedará excluido del cálculo del índice hasta que vuelva a ser positivo. En otras palabras, se excluye la influencia de ese bien específico; en efecto, se le imputa un precio como el de los otros bienes que integran su grupo hasta que sea nuevamente positivo.

10.234 En el caso de los servicios fiduciarios y demás servicios bancarios, el precio es igual a la tarifa efectiva cobrada. Estas tarifas pueden ser un porcentaje de los activos o bien un cargo fijo.

10.235 El programa del IPP utiliza datos sobre ingresos bancarios recopilados por la Oficina del Censo de Estados Unidos y la Corporación Federal de Seguros de Depósito, el principal organismo de Estados Unidos que compila datos sobre ingresos y balances generales para las instituciones depositarias del país.

10.236 El ingreso por interés neto se asignará entre productos de crédito y depósito utilizando la tasa de referencia. De manera intuitiva, la tasa de interés neta puede descomponerse en componentes del prestatario y el depositante mediante la tasa de referencia:

tasa del crédito − tasa del depósito = (tasa del crédito − tasa de referencia) + (tasa de referencia − tasa del depósito).

10.237 En cuanto a los productos individuales, se realizará un ajuste por cambios en el poder adquisitivo del dinero en los volúmenes de activos y pasivos. En el caso de los productos del activo, el IPP deflactará por un índice de precios que corresponda al activo. Por ejemplo, para una cartera de créditos para comprar automóviles, el deflactor será el índice de automóviles del IPP. Para los depósitos y cualquier activo no asociado con un determinado índice de precios, el deflactor será el índice de precios encadenado del PIB.

10.238 Otro tema fundamental en la determinación de precios de los servicios bancarios es la posibilidad de mantener la calidad constante. Es posible considerar que la deflación descrita anteriormente mantiene constante la calidad de los volúmenes monetarios. Sin embargo, al igual que cualquier otro servicio o producto, existen características observables de los servicios de las que es posible hacer un seguimiento, como el acceso a cajeros automáticos, la posibilidad de utilizar banca electrónica, las tarjetas de débito y demás. Cuando se observan cambios en estas características, es necesario realizar ajustes por calidad.

M. Seguros, CIIU 6611

10.239 La provisión de seguros es otro servicio financiero que presenta problemas conceptuales a la hora de elaborar un índice de precios al productor. En esta sección se estudia cómo construir un índice del sector de seguros de bienes y de accidentes.

10.240 La producción principal del sector de seguros de bienes y de accidentes es el supuesto de riesgo (la transferencia de riesgo del asegurado) y la intermediación financiera.

10.241 El programa del IPP de Estados Unidos elaboró un índice de precios al productor para el sector de seguros de bienes y de accidentes. La producción del servicio se mide según las pólizas emitidas por el asegurador.

10.242 Cada póliza enumera los hechos por los que se indemnizaría al asegurado y los niveles de pago correspondientes. Estos niveles pueden considerarse la magnitud del riesgo que se transfiere al asegurador.

10.243 La producción puede definirse con mayor nivel de detalle según los tipos específicos de cobertura de los seguros de bienes y de accidentes. En Estados Unidos, las principales líneas de servicios son:

  • Los seguros de automóviles para particulares.

  • Los seguros de vivienda.

  • Los seguros de automóviles comerciales.

  • Los seguros integrales de comercio.

  • Los seguros de accidentes de trabajo.

  • Los seguros de responsabilidad civil profesional para médicos.

  • Los seguros de responsabilidad civil de productos.

  • Los seguros de transporte marítimo interno.

  • Los seguros de caución.

  • Los seguros de fianza.

10.244 Se selecciona una póliza por muestreo a partir de un marco de líneas de servicio seleccionadas previamente (mediante muestreo) de un asegurador.

10.245 Las siguientes características son comunes a las pólizas de la mayoría de las líneas de seguros de bienes y de accidentes:

  • Descripción del tipo de propiedad o del accidentado; características de la propiedad asegurada.

  • Tipo de cobertura, incluidas la cobertura de daños materiales y la cobertura de responsabilidad civil.

  • Límite monetario de la cobertura: Monto máximo de dinero que el asegurador está legalmente obligado a pagar en caso de siniestro.

  • Cláusula de coaseguro: Porcentaje del valor de la propiedad que el asegurador debe reembolsar.

  • Deducible: El asegurado se hace cargo de la prime-ra parte de la pérdida cubierta por la póliza hasta una suma determinada.

  • Duración del período de la póliza: Lapso durante el cual tiene vigencia la póliza.

  • Riesgos cubiertos: Riesgos específicos que asume el asegurador.

  • Ubicación de la propiedad asegurada: Los riesgos varían según la ubicación geográfica.

  • Experiencia de pérdidas pasadas: Las primas suelen ser más bajas si el asegurado tiene un historial de pocos siniestros.

  • Valoración de la propiedad asegurada: Ya sea el valor real monetario, que se ajusta por depreciación, o el costo de reposición.

  • Valoración de exposición al riesgo: Valoración de la cobertura de responsabilidad civil.

10.246 Además de asumir el riesgo, los aseguradores actúan como intermediarios financieros. Reciben un flujo de primas por las pólizas que venden (un pasivo) y transforman esas primas en activos que devengan intereses, en especial a través de inversiones poco riesgosas, como los bonos del gobierno. Este ingreso por inversiones es vital para el sector y afecta enormemente sus decisiones relativas a la determinación de precios. Las empresas pueden reducir las primas cuando aumenta la tasa de retorno y elevarlas cuando la tasa de retorno es más baja.

10.247 El precio de asumir riesgos y brindar intermediación financiera se define como la suma de la prima más la tasa de retorno de la inversión. O bien:

Precio = Prima (1 + r),

donde r es el retorno anual sobre la porción invertida de la prima según la línea específica de seguros cuyo precio se determina. Esta tasa se expresa como un porcentaje de todas las primas pagadas.

10.248 En el caso de las empresas mutuales, en las que los asegurados son, además, los accionistas de la empresa, cabe una consideración adicional. Como estas empresas suelen distribuir dividendos a los asegurados todos los años, este dividendo se sustraería de la prima a fin de obtener un precio neto de transacción. Por lo tanto, el precio se expresa de la siguiente manera:

Precio = Prima (1 + r) − Dividendo.

10.249 A fin de observar las variaciones de las primas en el sector de seguros de bienes y de accidentes, las empresas ofrecen primas estimadas para pólizas congeladas. Dicho de otro modo, las características técnicas que inciden en el precio de la prima se mantienen constantes mientras el precio de la póliza que se vuelve a determinar en forma mensual.

10.250 La compañía de seguros estima la prima corriente para esta póliza congelada aplicando cargos corrientes a sus características. Esta prima permanece sin cambios hasta que su precio vuelve a determinarse al año siguiente.

10.251 La desventaja de congelar la póliza es que no capta modificaciones en la póliza a lo largo del tiempo. Los asegurados pueden cambiar el nivel de responsabilidad civil, reducir los deducibles o cambiar el carácter del riesgo: por ejemplo, agregar un conductor adolescente cambia sustancialmente el riesgo cubierto por una póliza de seguro de automóvil.

10.252 A fin de mantener constantes las características sensibles a la inflación, se realizan ajustes periódicos que den cuenta de ella. En el caso del seguro de vivienda, el límite monetario de la cobertura se ajusta anualmente para dar cuenta de la inflación en los precios de la construcción. El supuesto es que el asegurado contrata la póliza para garantizar un flujo constante de servicios de la propiedad asegurada. Si la inflación de los precios afecta el costo de reparar o reemplazar los bienes dañados, el límite de la cobertura debe indexarse para reflejar este aumento. Este ajuste se realiza en el aniversario de la contratación. Tal procedimiento refleja los ajustes efectivos de la cobertura que realizan los aseguradores al renovar la póliza.

10.253 Como el índice toma en cuenta varios miles de pólizas seleccionadas en forma probabilística, los aniversarios de la pólizas se extienden a lo largo de todo el año. El resultado es que el índice tiene un comportamiento más suavizado que si este ajuste se realizara al mismo tiempo para todos los artículos cuyos precios se determinan.

10.254 La fuente del ajuste por inflación depende de la compañía de seguros. Si la empresa no puede recomendar cómo ajustar las características de la póliza sensibles a la inflación, el analista decide cuál es el índice apropiado para ello. Por ejemplo, el índice del costo de la construcción de E. H. Boeckh se utiliza para indexar los límites de la cobertura de los seguros de viviendas. Para ajustar los seguros de accidentes de trabajo, se mantiene constante la plantilla del grupo (la misma cantidad de personas en los mismos puestos) y se ajustan las tasas salariales para dar cuenta de la inflación de salarios general utilizando el índice de costos laborales de la Oficina de Estadísticas Laborales de Estados Unidos.

10.255 Todas las compañías de seguros calculan la tasa de retorno de la inversión como porcentaje de la prima y elaboran un informe anual que incluye este cálculo. Este informe presenta la tasa de retorno de la inversión por línea de seguro calculada como porcentaje de la prima. Tal como ocurre con las características de la póliza sensibles a la inflación, la tasa de retorno se actualiza una vez por año (en el aniversario de la contratación de la póliza) para cada artículo cuyo precio se determina.

10.256 La cuestión fundamental para determinar el precio de los servicios de seguro a lo largo del tiempo es la capacidad de detectar cambios en el riesgo y hacer los ajustes correspondientes. En el caso de cambios en factores de riesgo explícitamente endógenos, como los cambios en la cobertura o los deducibles, las empresas disponen de datos de costos apropiados para realizar ajustes por calidad significativos basados en el costo.

10.257 Sin embargo, en el caso de cambios en factores de riesgo exógenos que van más allá del alcance de las negociaciones de la póliza, como un aumento en la incidencia de robos o una estación de huracanes muy severa, los datos específicos de la empresa no son suficientes para cuantificar el riesgo en forma taxativa. Solo mediante datos de fuentes externas se podrá distinguir entre cambios en el riesgo a corto y a largo plazo.

10.258 Estos datos de fuentes externas se utilizan en el ajuste por calidad de los seguros de automóviles particulares, en los que ocurren cambios en el riesgo aunque la antigüedad del automóvil asegurado permanezca constante. A fin de mantener constante la antigüedad, el año del modelo del auto se actualiza una vez por año al año del modelo siguiente. Por ejemplo, en una póliza con la que se aseguró un automóvil de tres años en el año t, el año del modelo del automóvil se actualizará un año en el año t + 1 a fin de mantener el estatus de automóvil de tres años de antigüedad. No obstante, al cambiar el año del modelo es posible, además, trasladar el automóvil a una categoría de riesgo distinta, conocida como grupo de código. Esto puede ocurrir porque las características del automóvil pueden haber cambiado, o porque cambió el riesgo asociado con el automóvil sin que se modificara ninguna de sus características; por ejemplo, porque el automóvil es objeto de una mayor cantidad de robos. Las compañías de seguros no pueden evaluar por sus propios medios este cambio en el riesgo, pero pueden obtener una valoración de fuentes externas. En Estados Unidos existen consultoras (Insurance Services Office) que reúnen y evalúan información sobre el riesgo y proporcionan clasificaciones de riesgo que se utilizan en todo el sector. Los cambios en esta clasificación de riesgo se emplean en los ajustes explícitos de la prima.

10.259 Si bien tanto el enfoque de revaloración de la póliza congelada como el de la repetición del muestreo anual de pólizas son susceptibles al sesgo de los artículos nuevos, el problema es mayor cuando se utiliza el primero. Con el tiempo, una póliza congelada puede dejar de ser representativa: es posible que se modifique la cobertura obligatoria o que se introduzcan seguros nuevos.

10.260 Si bien el sesgo puede no ser tan frecuente si se sigue una póliza real, sí puede serlo si se modifican las preferencias de la población general respecto de los tipos de seguros que contratan o si la póliza representa una porción más pequeña del negocio de la empresa.

10.261 El programa del IPP de Estados Unidos creó un procedimiento de sustitución dirigida para reducir el sesgo de los artículos nuevos. Este procedimiento capta los cambios evolutivos que ocurren en un producto o servicio actual que no existía cuando se seleccionó la muestra. Periódicamente se contacta a cada empresa a fin de revisar los seguros incluidos en la muestra. Se detectan los cambios evolutivos en el sector y se lleva a cabo una desagregación para determinar si el producto actual debe sustituirse por un producto evolutivo o si agregar la nueva característica a la descripción del producto actual. Luego se intenta realizar un ajuste por calidad basado en los costos del productor a fin de dar cuenta de estos cambios.

10.262 La medición de la producción del sector de seguros en las cuentas nacionales (véase, por ejemplo, SCN 1993, Anexo II) se basa en el concepto de primas menos indemnizaciones. En consecuencia, algunos podrían considerar que la medida apropiada del precio de los servicios de seguros debe basarse en ese mismo concepto de primas netas. Otros podrían objetar que, dado que los servicios de seguros constituyen un tipo de servicio financiero, su precio debe ser análogo al de los servicios bancarios descritos antes, es decir que debe utilizarse el enfoque del precio del costo para el usuario.

10.263 Más allá de cómo se mida el precio, cualquier enfoque debe tratar el tema de cómo dar cuenta de los cambios en el riesgo que asume el asegurador. Esta cuestión se compone de dos dimensiones, la identificación y la medición. La primera se relaciona con la capacidad del experto en estadísticas de precios de identificar cambios en el riesgo que se asignan adecuadamente al servicio de seguro; la segunda se refiere a la posibilidad de medir el cambio en el riesgo de modo que resulte posible realizar un ajuste por calidad.

N. Consultoría y suministro de programas informáticos, CIIU 722012

10.264 La compilación de los IPP de la producción del sector de consultoría y suministro de programas informáticos presenta dificultades debido a la diversidad del producto y a factores tales como la rápida obsolescencia, las frecuentes mejoras de calidad y la creciente productividad.

10.265 La producción del sector de programas informáticos comprende programas por encargo de usuarios específicos, servicios de programación informática a cambio de una tarifa o por contrato y programas informáticos listos para usar o empaquetados que se venden bajo licencia a muchos usuarios. También reviste interés la elaboración de índices de precios para la deflación del gasto en programas informáticos desarrollados por cuenta propia.

10.266 La producción del sector es sumamente diversa. Los programas informáticos empaquetados abarcan un espectro amplio y heterogéneo en el que se encuentran los programas informáticos de sistemas, las aplicaciones y otros tipos de programas informáticos, como los juegos. La producción incluye también servicios de documentación, mantenimiento y capacitación. Los programas informáticos por encargo y la programación por contrato dependen específicamente del cliente y varían según sus necesidades.

10.267 Al compilar un índice de precios de programas informáticos empaquetados, es necesario tener en cuenta que los productos cambian con bastante frecuencia y posteriormente realizar el ajuste correspondiente por cambios de calidad. Para este producto se han utilizado métodos de modelos equiparados (véanse los capítulos 7 y 8); sin embargo, estos no captan las mejoras en la calidad, como los aumentos de potencia y rendimiento y, por lo tanto, “subestiman los descensos en los precios ajustados por calidad” (Oficina de Análisis Económico). Las dificultades de realizar ajustes por cambios en la calidad son la detección de estos cambios y luego la estimación de su valor monetario. El análisis hedónico se considera el método más promisorio para generar un índice de precios de calidad constante para los programas informáticos empaquetados (véanse los capítulos 7 y 21).

10.268 El análisis de punto de función se identificó como un medio potencial de determinación del precio de unidades comparables de programas informáticos por encargo y desarrollados por cuenta propia. Al desglosar los programas informáticos en componentes que pueden medirse según la funcionalidad que proporcionan a los usuarios, el análisis de punto de función puede utilizarse para analizar el costo unitario de programas informáticos, lo que posibilita la comparación de productos heterogéneos. Este enfoque puede resultar problemático porque estas métricas, en sí mismas, pueden ser subjetivas y difíciles de estimar (Grupo Gartner, 1999).

10.269 Debido a las dificultades de determinar el precio de programas informáticos comparable a lo largo del tiempo, se han utilizado índices de costos de insumos para los programas informáticos desarrollados por cuenta propia y se han aplicado tarifas por prestación de servicios para la programación informática. Si bien estos métodos son comparativamente fáciles de desarrollar, en la práctica presentan problemas. Los índices de costos de insumos de programas informáticos desarrollados por cuenta propia no tienen en cuenta las mejoras que experimenta, con el tiempo, la productividad de los profesionales de la tecnología de la información (TI) gracias al perfeccionamiento de otros productos de tecnología de la información utilizados como insumos para brindar el servicio (por ejemplo, los componentes de las computadoras, los programas informáticos para depurar códigos al crear programas nuevo) (O’Rourke y McKenzie, 2002).

10.270 Los programas informáticos por encargo se elaboran para satisfacer necesidades diversas de los clientes y, por lo tanto, no constituyen un producto estándar cuyas variaciones de precios a calidad constante resulten fáciles de medir a lo largo del tiempo. Dado que los programas informáticos por encargo “consisten en una mezcla de programación nueva y programas o módulos de programas existentes, incluidos los programas informáticos empaquetados, que se incorporan en estos nuevos sistemas”, los IPP de este tipo de producción se elaboran ponderando índices de programas informáticos empaquetados y programas informáticos desarrollados por cuenta propia (Oficina de Análisis Económico, 2000).

10.271 Como ya se señaló, un aspecto fundamental de la elaboración de índices de precios de programas informáticos es la selección de un método de ajuste por calidad. También puede ser necesario establecer una norma que permita distinguir entre un cambio de calidad del que puede decirse que crea un nuevo bien y un cambio en el producto que cabría en la modificación de productos existentes. Esta distinción permite el uso de distintos métodos; en el caso de un producto nuevo, quizá no sea necesario llevar a cabo ninguna variación de precio para el producto existente. Establecer criterios para estas distinciones constituye una tarea necesaria para todos los bienes y servicios que experimentan cambios tecnológicos rápidos. Los programas informáticos presentan el problema adicional de que gran parte del trabajo se realiza por contrato, en cuyo caso suele ser muy difícil estimar la magnitud del cambio de calidad.

O. Servicios jurídicos, CIIU 741113

10.272 El sector de servicios jurídicos plantea dificultades para la aplicación de técnicas convencionales de índices de precios; actualmente, solo un conjunto reducido de países cuenta con índices de este sector. Los métodos que se describen aquí fueron estudiados por el Grupo Voorburg sobre estadísticas de los servicios y adoptados por la Oficina de Estadística de Australia.

10.273 Existen muchas maneras de enumerar las actividades que pueden incluirse como producción de las empresas de servicios jurídicos. Una de ellas es la clasificación de productos según el sistema de Clasificación Central de Productos (CCP) de las Naciones Unidas, que se detalla a continuación:

CPCDescripción
821Servicios jurídicos.
8211Servicios de asesoramiento y representación jurídicos en las diferentes esferas del derecho.
82111Servicios de asesoramiento y representación jurídicos en derecho penal.
82119Servicios de asesoramiento y representación jurídicos en procedimientos judiciales relativos a otras esferas del derecho.
8212Servicios de asesoramiento y representación jurídicos en procedimientos administrativos de tribunales, juntas, etc.
8213Servicios de documentación y certificación jurídicos.
8219Otros servicios jurídicos.

10.274 En la mayoría de los países, este sector suele estar compuesto por grandes empresas cuyos clientes principales son grandes corporaciones, y por pequeñas empresas que, en general, brindan servicios a hogares y a empresas pequeñas. Es importante procurar la asistencia de organismos del sector en el proceso de diseño muestral. Estas asociaciones proveen desgloses de las principales actividades productivas del sector (por ejemplo, derecho corporativo y de personas físicas, actividades relacionadas con patentes, bienes inmuebles) que ayudan a decidir para qué servicios deben recopilarse precios y qué estratificación sería la adecuada. Además, esas asociaciones pueden ofrecer listas de organizaciones que pertenecen al sector, de las que puede tomarse una muestra o, al menos, obtenerse información que complemente el registro de empresas de una oficina de estadística. A fin de representar mejor la variedad de actividades realizadas en el sector y las empresas con mayores ingresos, el muestreo por probabilidad proporcional al tamaño (de existir una medida de la variable del tamaño) o por criterio de expertos es un objetivo clave del diseño muestral. Debido a la gran cantidad de empresas pequeñas que existe en el sector, puede ser necesaria una estratificación por tamaño que tome una muestra reducida de estas empresas para representar este segmento.

10.275 Las formas de cobro más corrientes, en el sector de los servicios jurídicos en Australia, son las que se resumen a continuación. Cabe señalar que suelen utilizarse combinaciones de estas formas de cobro, según las negociaciones con el cliente y el espectro de servicios requeridos.

10.276 Honorarios por hora. El cálculo de los honorarios según la mayoría de las formas de cobro del sector de los servicios jurídicos se deriva de un análisis del tiempo dedicado por el personal (por ejemplo, socios, asociados o subalternos) para ofrecer el servicio solicitado. En la mayoría de los países, las tarifas por hora son una forma habitual de facturación. Los abogados, ya sea que trabajen en forma independiente o en grandes estudios, suelen llevar planillas muy precisas en las que consignan las horas facturables.

10.277 Honorarios fijos. Los honorarios fijos son usuales en el caso de los asuntos jurídicos de rutina, como la redacción de un testamento, la escrituración de una propiedad o el registro de una patente. Suelen utilizarse honorarios fijos cuando se conocen con anticipación el tiempo y el personal que se necesitarán para llevar a cabo el proyecto y, por lo tanto, el esquema de honorarios fijos se basa en un análisis de las tarifas correspondientes por prestación de servicios.

10.278 Determinación del precio ad valórem. Ad valórem es el término usado para describir el precio de un servicio, cuando este precio es un porcentaje del valor del objeto del acto jurídico; por ejemplo, del valor de la propiedad entregada o de la suma recuperada por vía judicial. En el caso del segundo ejemplo, el honorario efectivo está sujeto a riesgo y puede tener poca relación con las tarifas por prestación de servicios por hora, dado que solo corresponde el pago si se gana el caso, lo cual no se relaciona necesariamente con el tiempo que se le dedica.

10.279 Es difícil determinar las especificaciones de los productos para el precio de los servicios jurídicos, pues cada caso constituye una combinación distinta de niveles de personal profesional y, posiblemente, de servicios prestados. Esta falta de estandarización de los productos representa un obstáculo a los expertos en estadística encargados de los índices de precios que deben realizar un seguimiento del precio de un mismo servicio a lo largo del tiempo. En el caso de los juicios, en especial cuando se utiliza una determinación del precio ad valórem, el concepto de un servicio de calidad constante es particularmente difícil de definir porque cada caso es distinto y el precio del servicio depende del resultado del juicio. A pesar de estos problemas, las empresas de servicios jurídicos suelen llevar registros detallados sobre cada cliente en cuanto al tipo de tarea realizada y el tiempo invertido por cada nivel de personal. El acceso a estos registros puede facilitar enormemente la selección de un método adecuado para determinar el precio de las empresas encuestadas.

10.280 En los países en que actualmente se determina el precio de los servicios jurídicos, se utilizan tres métodos principales: seguimiento del precio de honorarios fijos, tarifas por prestación de servicios y determinación del precio del modelo.

10.281 Seguimiento del precio de honorarios fijos. Existen varios servicios del sector jurídico a los que se aplican honorarios fijos o basados en algún tipo de escala. La identificación de artículos que generan ingresos importantes a los que se aplica esta forma de determinación del precio y el seguimiento de una muestra de honorarios fijos cobrados por los encuestados pueden ser una manera eficaz de representar la variación de precios de una porción del sector de los servicios jurídicos. Los siguientes son algunos ejemplos de tipos de servicios cuyos precios pueden determinarse mediante este enfoque:

  • Redacción de testamentos.

  • Resolución de casos de divorcio.

  • Registro de patentes (para un rango de servicios que comprende patentes tipo, marcas registradas, diseños, etc.).

  • Cargos por registro de bienes.

  • Transferencia de bienes inmuebles.

10.282 En los últimos ejemplos, el precio puede depender del valor del artículo que se registre o transfiera. En estos casos es importante mantener este valor constante al realizar el seguimiento del precio de los honorarios asociados con estas actividades; por ejemplo, los que se aplican a la transferencia de una propiedad que vale una determinada suma fija (como US$200.000), según el valor o los valores más representativos de la transacción o transacciones correspondientes aplicables al país. Estos valores representativos deben estar sujetos a algún tipo de indexación (o, posiblemente, a un promedio móvil) a lo largo del tiempo, a fin de representar la variación de los precios en el valor de los artículos que son objeto de los servicios jurídicos, pues ello tiene una gran influencia sobre la variación efectiva de los precios de esos servicios.

10.283 Tarifas por prestación de servicios. Puede solicitarse a los encuestados que proporcionen una selección de tarifas por hora del personal según los niveles para un determinado tipo de proyecto (por ejemplo, por servicios de representación penal, o asesoramiento a un cliente corporativo importante), según las principales actividades que generan ingresos para la empresa. El supuesto es que las variaciones en las tarifas por hora se aproximarán a las variaciones en los cargos finales que pagan los clientes por los diversos servicios que brinda la empresa.

10.284 Determinación del precio del modelo. Se elaboran especificaciones (con el asesoramiento de profesionales del sector) para un rango de servicios jurídicos provistos por el sector (véanse los ejemplos 10.1–10.5) con el nivel de detalle necesario para la determinación del precio del modelo. Luego estas especificaciones se envían a los encuestados en cada período de la muestra para determinar su precio nuevamente.

10.285 El método de honorarios fijos tiene la ventaja de que implica costos relativamente bajos y es eficaz para determinar los precios para una calidad constante. Por supuesto, es importante garantizar que el encuestado dé información sobre exactamente el mismo servicio en cada período. Sin embargo, es posible que el método de honorarios fijos solo abarque una proporción pequeña de las actividades rentables del sector de los servicios jurídicos en la mayoría de los países y, por lo tanto, puede no resultar demasiado útil si este porcentaje es muy bajo en el país en cuestión.

10.286 La ejecución adecuada de la estrategia de determinación del precio del modelo suele dar como resultado índices de precios confiables. No obstante, este método es particularmente costoso para la oficina de estadística, pues, a fin de elaborar modelos apropiados, es necesario establecer vínculos importantes con asociaciones del sector y potenciales encuestados. Además, estos modelos deben mantenerse a lo largo del tiempo, a medida que va cambiando la naturaleza de los servicios que presta el sector. Igualmente importante es la carga que soportan los encuestados al utilizar este enfoque. Lleva tiempo volver a determinar el precio del mismo modelo cada período y se corre el riesgo de que el encuestado se niegue a cooperar o de que no tome en serio la tarea (es decir, de que no proporcione precios relacionados con las condiciones de mercado corrientes).

10.287 Las tarifas por prestación de servicios según la clasificación del abogado suelen obtenerse fácilmente en los grandes estudios; se las ajusta para que reflejen las condiciones de mercado y forman la base de los precios cobrados por una gran variedad de servicios jurídicos. Por lo tanto, las tarifas por prestación de servicios pueden ser una manera relativamente eficaz en función de los costos (tanto para la oficina de estadística como para los encuestados) de medir la variación de precios en el sector. Sin embargo, la recopilación de un esquema de tarifas por prestación de servicios quizá no dé cuenta correctamente del efecto que tienen sobre los precios los cambios en la productividad del trabajo dentro del sector (por ejemplo, el que ocurre cuando la cantidad de insumos en personal necesarios para los servicios jurídicos en general decrece debido a un uso más eficiente de la tecnología).

10.288 Cabe señalar que un enfoque similar puede adaptarse a muchos tipos de servicios a las empresas, como la contabilidad y la publicidad.

10.289 Si bien el método que acaba de exponerse constituye un medio para determinar nuevamente el precio en forma mensual, no resuelve la dificultad de mantener una calidad constante. Esta dificultad deriva, en parte, de que los servicios brindados a cada cliente son diferentes.

Ejemplo de especificaciones para la determinación del precio del modelo de servicios jurídicos en Australia

Ejemplo 10.1 Especificación tipo para obtener una medida cautelar

  • El director ejecutivo de una empresa cliente se pone en contacto con usted. Le informa que la empresa recibió una notificación conforme a la Sección 218 y le solicita una reunión urgente.

  • Entrevista preliminar con el director ejecutivo, en la que él:

    • a) Le ofrece un panorama de las circunstancias que suscitaron la notificación.

    • b) Le entrega los documentos correspondientes.

    • c) Le consulta respecto de los pasos que debería seguir la empresa.

  • En primer lugar, usted examina la notificación conforme a la Sección 218 para comprobar cuál es la fecha de vencimiento luego de la cual el acreedor puede entablar una demanda.

  • Una vez seguro de la fecha, usted informa al director ejecutivo que, en el curso de ese breve lapso, estudiará los documentos y asesorará a la empresa.

  • Durante las siguientes 48 horas, usted estudia los documentos y luego les escribe a los abogados que emitieron la notificación conforme a la Sección 218. El propósito de esta carta es:

    • a) Señalar que la deuda es objeto de litigio y que, por lo tanto, la notificación conforme a la Sección 218 es improcedente.

    • b) Comunicarles que, de todos modos, su cliente tiene un reclamo que supera la suma de la deuda en litigio.

    • c) Preguntarles si, en vista de lo mencionado, aún tienen intención de seguir adelante con la acción judicial.

    • d) Advertirles que, a menos que se le comunique, en el lapso de siete días, que no tienen intención de proceder, solicitará al tribunal que dicte una medida cautelar.

  • Dentro del plazo de siete días, usted recibe una respuesta en la que se le notifica que los abogados no consideran que la posición financiera de su cliente sea sólida ni que la deuda sea genuinamente materia de controversia y que, en efecto, tienen intención de proceder si no se efectúa el pago ni se otorga una garantía real.

  • Seguidamente se produce un extenso intercambio con el director ejecutivo a fin de preparar la documentación necesaria para obtener una medida cautelar. Dado que se debe persuadir al tribunal de que la controversia por la deuda surge por un tema de fondo y que no es una simple cortina de humo diseñada para posponer la fecha de vencimiento, es necesario proporcionar todos los detalles sobre este conflicto.

  • Luego se preparan los siguientes documentos para presentar ante el tribunal:

    • a) La demanda y notificación al demandado, en la que se solicita:

      • i) Una declaración de que la supuesta deuda no está pendiente de pago.

      • ii) Una indemnización por daños y perjuicios por incumplimiento del contrato.

      • iii) Las costas.

    • b) Una solicitud de medida cautelar inaudita parte que impida a la empresa demandada emitir o publicar una solicitud de liquidación sobre la base de que:

      • i) La deuda está en litigio.

      • ii) Existe un reclamo que supera el monto de la deuda en litigio.

      • iii) La presentación y publicidad de la solicitud de liquidación causarían un daño irreparable a la empresa demandante.

    • c) Una declaración jurada del director ejecutivo de la empresa demandante en la que se expresen todos los detalles de la deuda en litigio y sus antecedentes.

  • A continuación, se presentan estos documentos ante el tribunal. La solicitud es inaudita parte debido a la urgencia de la situación y al hecho de que, al momento de la presentación de la acción judicial, está a punto de cumplirse el plazo de la notificación. De haber tiempo suficiente, inevitablemente se correrá traslado de la solicitud a la otra parte.

  • En la primera instancia, los documentos se entregan al juez, quien, después de examinarlos, dicta una resolución. El juez no convoca a los abogados para esclarecer las cuestiones relativas a la demanda.

  • Usted toma las medidas necesarias para que dicha resolución se selle en el tribunal y se envíe a la empresa demandada a fin de evitar la solicitud de liquidación.

Ejemplo 10.2 Especificación tipo de registro de obligación

Suponga: Se solicita a su empresa cliente que extienda una obligación a su banco comercial para asegurar su descubierto bancario variable y otros créditos bancarios hasta US$25.000. La obligación otorgada al banco debe tener prioridad sobre una obligación existente otorgada a una empresa financiera como garantía de un artículo fijo de la planta por US$10.000.

  • Usted recibe una carta de instrucción de la institución prestamista. Verifique:

    • a) El nivel del préstamo.

    • b) Las tasas de interés y financiamiento (capacidad de servicio de la deuda).

  • Investigue la empresa, incluida el acta constitutiva y los estatutos. Verifique que la empresa tenga facultad para extender este título de deuda. Obtenga los detalles completos del cobro anterior.

  • Confirme con el cliente las instrucciones y condiciones de la institución prestamista.

  • Examine detenidamente la obligación del banco comercial (formulario tipo).

  • Complete los datos en el formulario de la obligación.

  • Prepare la Declaración de la Ejecución Exigible y las resoluciones de la empresa, incluidas las Declaraciones de Interés. Asegúrese de que estas se condigan con el acta constitutiva.

  • Prepare el instrumento de modificación del grado de privilegio y obtenga el formulario de confirmación de los tenedores de las obligaciones respecto de sus condiciones.

  • Asista a la firma de los siguientes documentos:

    • a) Resoluciones que incorporen las Declaraciones de Interés correspondientes.

    • b) Obligación.

    • c) Declaración de Ejecución Exigible.

    • d) Instrumento de modificación del grado de privilegio.

  • Asista a las Declaraciones.

  • Disponga que se ingrese la comprobación en la póliza de seguro correspondiente.

  • Envíe el documento sobre el grado de privilegio al otro tenedor de la obligación para su firma y devolución.

  • Registre un ejemplar de la obligación en el registro de sociedades anónimas.

  • Envíe certificados a las instituciones prestamistas para confirmar que cumplan con los requisitos y para solicitar una reducción de fondos.

  • Envíe un informe al cliente.

  • Reúna los fondos y desembolse.

  • Ocúpese del sellado del instrumento de grado de privilegio.

  • Envíe el certificado final del abogado a las instituciones prestamistas junto con las obligaciones y los documentos de la garantía real, incluido el certificado de Sección 105, el instrumento de grado de privilegio y la póliza de seguro.

  • Envíe el informe final al cliente.

Ejemplo 10.3 Especificación tipo para la administración del patrimonio hereditario

Tareas que deben realizarse en orden cronológico aproximado

  • Entrevista preliminar con el albacea, conversación sobre las condiciones del testamento, la naturaleza y período aproximado de la administración del patrimonio hereditario y costo probable.

  • Informe escrito al albacea, con copia del testamento y resumen de la administración.

  • Prepare una declaración jurada para la adveración del testamento, una declaración jurada de defunción en caso de ser necesario, una petición de adveración del testamento dirigida al tribunal.

  • Reúnase con el albacea para asegurar que se preste juramento a las declaraciones.

  • Presente la solicitud y declaración (o declaraciones) jurada/s en el Registro de la Alta Corte.

  • Prepare y envíe las cartas al banco postal, la compañía de seguros de vida y el banco comercial para solicitar datos sobre interés derivado y devengado para fines impositivos y el monto que se deberá pagar por el patrimonio hereditario.

  • Reciba las respuestas correspondientes.

  • Busque el título de propiedad de la vivienda.

  • Obtenga dos certificados de defunción (y acta de nacimiento, si la compañía de seguros no reconoce la edad).

  • Reciba el acta de la resolución del tribunal respecto de la solicitud de adveración del testamento, prepare la adveración formal del testamento y una declaración del valor del acervo hereditario.

  • Haga sellar la adveración del testamento y preséntela en el Registro de la Alta Corte.

  • Prepare los instrumentos de transmisión por derecho del cónyuge supérstite de un inmueble de propiedad común de los cónyuges.

  • Prepare las declaraciones juradas de impuestos hasta la fecha de defunción.

  • Envíe el informe al albacea, junto con el detalle de activos y pasivos como anexo.

  • Reúnase con el viudo/la viuda para firmar la transmisión.

  • Notifique a las autoridades impositivas/Departamento de Valuación, compañía aseguradora, ente encargado del suministro de energía eléctrica y la compañía de teléfonos respecto de la transferencia del inmueble de propiedad común al viudo/a la viuda.

  • Presente para su inscripción en el registro de propiedad inmueble el instrumento de transmisión (con el certificado de defunción adjunto) y la constancia de título.

  • Reciba la adveración del testamento emitida por el Tribunal Superior.

  • Complete el trámite de baja del seguro de vida, la muestra de la firma y los formularios correspondientes para retirar fondos de las cuentas del banco postal y los bancos comerciales.

  • Concierte la firma por parte del albacea de los formularios de baja del seguro y de retiro de fondos.

  • Envíe la póliza de seguro de vida, el certificado de defunción (y el acta de nacimiento) y la adveración del testamento a la compañía de seguros de vida para solicitar el pago.

  • Reciba la adveración del testamento de la compañía de seguros de vida junto con el cheque de liquidación. Disponga el depósito en la cuenta fiduciaria.

  • Envíe los formularios de muestra de firma y de retiro de fondos y la adveración del testamento al banco comercial y disponga el cierre de cuenta, la emisión de los últimos extractos bancarios y el pago.

  • Reciba la adveración del testamento del banco comercial y el cheque de liquidación. Disponga el depósito del cheque en la cuenta fiduciaria.

  • Envíe los formularios de muestra de firma y de retiro de fondos y la adveración del testamento al banco postal y solicite el pago a favor del patrimonio hereditario.

  • Reciba la adveración del testamento del banco postal junto con el cheque de liquidación. Disponga el depósito en la cuenta fiduciaria.

  • Disponga el pago de las deudas, incluidos los gastos del sepelio.

  • Envíe el informe al albacea y beneficiario y estipule el pago de la distribución provisional al beneficiario, si es necesario.

  • Reciba, verifique y pague la evaluación del departamento de ingresos nacionales respecto de la declaración de impuestos a la fecha de defunción.

  • Elabore las cuentas de cierre del patrimonio hereditario.

  • Prepare las declaraciones de impuestos de un fiduciario desde la fecha de defunción hasta la de distribución.

  • Envíe el informe final al albacea y al beneficiario con el estado de cuenta final.

  • Reúnase con el albacea para analizar las cuentas de cierre y pagar el saldo sujeto a fideicomiso.

  • Diversos asesoramientos telefónicos (por ejemplo, cinco) durante la administración.

Ejemplo 10.4 Especificación tipo para la obtención de personería jurídica

Suposición: Recibe una consulta de un matrimonio que compró una librería en las afueras de la ciudad. El matrimonio desea manejar el negocio como una sociedad de responsabilidad limitada con un capital nominal de US$10.000. Ambos cónyuges desean ser los accionistas y directores y que su contador sea el secretario.

  • La conversación preliminar procura determinar:

    • a) El motivo que lleva a obtener la personería jurídica.

    • b) El concepto de responsabilidad limitada.

    • c) El nivel de capital integrado y su justificación.

    • d) La elección de la denominación social propuesta.

    • e) Los accionistas, directores y secretario.

    • f) El tipo de actividad.

    • g) El domicilio legal.

    • h) Los bancos elegidos.

  • Aprobación de la denominación social. Envío de solicitud de aprobación de la denominación social al Registro de Sociedades, Wellington, incluidos los gastos correspondientes.

  • Recepción de aprobación de la denominación social.

  • Esbozo de los documentos de la sociedad, incluidos:

    • a) Estatutos.

    • b) Acta constitutiva.

    • c) Notificación de la ubicación del domicilio legal.

    • d) Datos de los directores y el secretario.

    • e) Consentimiento para desempeñarse como director.

    • f) Consentimiento para desempeñarse como secretario.

    • g) Acta de la primera reunión de directorio.

  • Encargo del sello de la empresa.

  • Recolección de fondos de clientes para cubrir los gastos, incluida la tarifa de autorización, los costos de inscripción y el sello de la empresa.

  • Asesoramiento con respecto a los estatutos, el acta constitutiva, las facultades y derechos que surgen de aquellos, las obligaciones de los funcionarios, el método de contabilidad, la apertura de cuentas bancarias y aportes de capital.

  • Asistencia en la firma de los documentos.

  • Presentación de los documentos para su inscripción en el Registro de Sociedades.

  • Recibo de la notificación oficial de otorgamiento de personería jurídica.

  • Envío de informe y rendición de cuentas a los clientes y notificación y envío de documentos relativos a la obtención de personería jurídica, incluidos:

    • a) El certificado de otorgamiento de personería jurídica.

    • b) Los estatutos.

    • c) El acta constitutiva.

    • d) El acta de la primera reunión de directorio.

  • Envío del acta de la primera reunión de directorio a los directores.

  • Envío de copias de los estatutos y del acta constitutiva a los funcionarios designados.

Ejemplo 10.5 Especificación tipo para una infracción de tránsito

  • 1. Entrevista preliminar: Demanda contra un agente de bolsa por manejo imprudente de un automóvil que implicó una colisión sin lesionados. Se le pide que defienda al demandado.

  • 2. Concurrencia al tribunal cuando se aplaza la información para una audiencia de defensa.

  • 3. Entrevista con el testigo de la defensa (transeúnte) y el demandado para preparar una audiencia.

  • 4. Comunicación con el Ministerio de Transporte para obtener detalles sobre las pruebas de la fiscalía. De ser necesario, presentación de una solicitud en los términos de la Ley de Información Oficial de 1983.

  • 5. Presentación ante el tribunal para llevar a cabo la audiencia de defensa en la que los testigos de cargo son el inspector de tránsito a cargo de la acusación y otro conductor, mientras que los testigos de la defensa son el demandado y el transeúnte. Tiempo total en el tribunal: una hora y media.

  • 6. Preparación de solicitud de licencia restringida con declaraciones juradas del demandado y un representante del empleador.

  • 7. Presentación ante el tribunal para obtener la licencia restringida contra la oposición del Ministerio de Transporte.

P. Hospitales generales, CIIU 851114

10.290 No es sencillo elaborar un índice de precios para los servicios de salud debido a la dificultad de medir la producción del servicio.

10.291 Muchos países no se ven enfrentados a este problema porque los gastos de los hospitales son parte del gasto público y suelen valorarse al costo de los factores.

10.292 Sin embargo, en países tales como Estados Unidos en los que existen servicios de salud tanto privados como públicos, se vuelve necesario determinar el precio de estos servicios. El programa del IPP de Estados Unidos ha elaborado un índice de precios para los servicios hospitalarios, que se describe a continuación.

10.293 La producción principal del sector de los hospitales es el servicio completo que reciben los pacientes durante su internación o visita. La producción del hospital se representa mediante el contenido total de la factura emitida al paciente. Todo elemento o servicio que se incluya en esta factura se considera parte del producto y se incluye en nuestra tarea de seguimiento del precio. Este producto se clasifica de una de las siguientes maneras:

  • Tratamientos de pacientes hospitalizados.

  • Tratamientos de pacientes ambulatorios.

10.294 En el caso de los pacientes hospitalizados, el producto se obtiene tomando en cuenta todos los artículos o servicios provistos durante el período de internación (es decir, desde la admisión hasta el alta). Estos artículos o servicios pueden incluir habitación, comidas, insumos médicos, medicación, análisis e intervenciones quirúrgicas o servicios auxiliares.

10.295 En el caso de los pacientes ambulatorios, no hay una admisión (es decir, el período de internación es cero), por lo cual los servicios que recibe este tipo de pacientes tienen lugar durante una única visita al hospital. Estos servicios pueden incluir tratamientos por heridas leves, intervenciones quirúrgicas menores o servicios auxiliares.

10.296 Por debajo del nivel del sector no existe distinción entre los servicios brindados a pacientes hospitalizados y ambulatorios.

10.297 Una vez seleccionados los hospitales, fue necesario identificar los servicios hospitalarios, cuyos precios deberían recopilarse. Debido al sinnúmero de combinaciones de servicios hospitalarios, se ideó un método para eliminar el arduo proceso de selección de artículos. En cambio, se preseleccionaron los servicios cuyos precios serían recopilados a partir de datos de la Agencia para la Investigación y la Calidad del Cuidado de la Salud de Estados Unidos.

10.298 La preselección de los servicios se realizó conforme a las siguientes características:

  • Tipo de paciente (hospitalizado o ambulatorio).

  • Tipo de pagador (Medicare, Medicaid, seguro comercial, etc.).

  • Clasificación de grupos de diagnósticos relacionados (GDR) (solo para pacientes hospitalizados).

10.299 Los GDR constituyen un sistema de codificación según el cual las categorías de pacientes se definen en función de diagnósticos o intervenciones y se modifican por edad, complicaciones, enfermedades concomitantes o condiciones al alta. Cada grupo de esta clasificación reúne a pacientes similares y prevé el nivel de atención médica que será necesario durante la internación. Los GDR son prospectivos por naturaleza, ya que se basan en los costos esperados más que en costos efectivos.

10.300 Por cada internación en el hospital, se asigna al paciente uno de los 497 grupos de diagnósticos relacionados. Por ejemplo, puede asignarse a un paciente el grupo 127, “insuficiencia cardíaca y shock”, de acuerdo con el principal diagnóstico y tratamiento. También desempeñan un papel en la determinación del GDR otros factores tales como las complicaciones, la comorbilidad, la edad y la condición al alta. El GDR, junto con el diagnóstico y las intervenciones, se consigna en la factura del paciente. No obstante, el pago que recibe el hospital puede o no basarse en el GDR asignado, ya que depende del pagador y del tipo de reintegro. Ambos se tratan en la próxima sección.

10.301 Este producto se representa mediante el contenido total de la factura del paciente. Se solicitó a cada hospital muestreado para el IPP que proporcionara una factura representativa de cada servicio preseleccionado. De cada factura seleccionada, se seleccionó la información necesaria a los fines de la determinación del precio (información sobre el pagador, el diagnóstico, el reintegro, etc.).

10.302 Dada la importancia de terceras partes pagadoras, las aseguradoras públicas y privadas, es fundamental distinguir entre el precio y el reintegro dentro del sector de los hospitales. El término “precio” suele referirse a los cargos totales que figuran en la factura del paciente, mientras que “reintegro” es la suma efectiva que percibe el hospital como pago.

10.303 Lo que el hospital cobra y lo que percibe suelen ser dos montos muy distintos. El programa del IPP se centra en lo que el hospital percibe efectivamente (el reintegro) por sus servicios y no en lo que cobra (el precio). Las diferencias surgen de diversas fuentes, pero especialmente del hecho de que suelen negociarse precios con descuento con las terceras partes pagadoras. Por lo tanto, el propósito primordial del IPP es captar el reintegro como precio neto de transacción.

10.304 Los tipos de reintegro más comunes para los hospitales son las tarifas diarias, las tarifas por caso de GDR y el porcentaje de cargos totales facturados. Esta lista no es exhaustiva y además hay diversos métodos posibles. Sin embargo, en la mayoría de los casos se adoptan estos tres o alguna variante de ellos.

10.305 El método de reintegro más simple para los hospitales es el de los cargos totales facturados. Sin embargo, no se lo utiliza con frecuencia. En la mayoría de los casos se paga un porcentaje de los cargos totales facturados. Este porcentaje se negocia antes de que se brinden los servicios y suele tener vigencia por un año o más para una determinada población.

10.306 Las tarifas diarias son también muy comunes. Este tipo de reintegro implica un pago por cada día de internación con independencia de los cargos o costos incurridos realmente. Esta tarifa depende de varios factores, de los cuales los dos más importantes son la cantidad y la combinación de casos. A menudo se negocian diversos conjuntos de tarifas diarias según el tipo de servicio (por ejemplo, cirugía, obstetricia, terapia intensiva, terapia intensiva neonatal o rehabilitación). La tarifa diaria se multiplica por el período que dura la internación a fin de calcular el reintegro total. Al igual que con los GDR, el hospital retiene los pagos en exceso pero debe absorber los pagos insuficientes.

10.307 La mayor dificultad al medir las variaciones de precios en el sector de los hospitales es que no hay transacciones idénticas para cada período en el que se vuelve a determinar el precio. Es poco usual que un paciente concurra al hospital por el mismo cuadro de una enfermedad o dolencia. Por lo tanto, la internación o visita al hospital de cada paciente puede definirse como un servicio personalizado.

10.308 Cada paciente representa una combinación única de edad, género, estilo de vida, sensibilidad a los medicamentos, alergias, historia clínica, genética, predisposición y demás.

10.309 La trayectoria efectiva de los tratamientos, representados por las facturas seleccionadas de manera aleatoria, constituyeron la base de la tarea de seguimiento de los precios. La trayectoria de estos tratamientos no puede observarse en forma directa en meses sucesivos (como se expuso anteriormente); sin embargo, los hospitales pueden informar los reintegros basados en datos idénticos (pagador, diagnóstico, período de internación, etc.). Este procedimiento elimina la variabilidad de los precios que se origina en la comparación directa de distintas facturas.

10.310 Otro tema importante es el sesgo de los artículos nuevos, que surge cuando se vuelve a determinar el precio basándose en datos que no son los corrientes. Con el tiempo, las pautas y protocolos de los tratamientos experimentan cambios. Además, algunos servicios hospitalarios dejan de brindarse a pacientes hospitalizados y pasan a ofrecerse a pacientes ambulatorios o viceversa.

10.311 El programa del IPP intentará superar este problema evaluando periódicamente los protocolos de tratamiento más actuales y aceptados para un conjunto determinado de GDR. Al utilizar datos de una fuente externa, si se determina que un tratamiento nuevo o alternativo se ha vuelto frecuente y comienza a reemplazar un método viejo, determinados artículos del tratamiento viejo serán reemplazados por el método más nuevo. La proporción de procedimientos nuevos o alternativos introducidos en nuestra muestra reflejará la proporción de toda la población. Este proceso permitirá que el índice refleje los problemas de los tratamientos más actuales.

10.312 Un problema evidente para volver a determinar el precio de servicios complejos como los de atención médica es el ajuste por calidad. Dado que es difícil diseñar medidas objetivas del cambio de calidad, puede resultar tentador utilizar las variaciones en los costos de los recursos como estimación (véase el capítulo 7). Sin embargo, es mucho más difícil establecer una relación entre los costos de los recursos y el cambio de calidad en los servicios en los que la calidad tiene un componente subjetivo importante.

Gráfico 10.1.Modelo de planilla

La siguiente descripción se basa en Baldwin (2002).

La siguiente descripción es gentileza de Suzanna Lee, de Estadísticas Singapur.

Véase más información en Bestock y Gerduk (1993).

Véase más información en Holdway (2001).

Puede obtenerse más información sobre este índice de precios consultando la Oficina de Estadística de Australia (2004).

Otros conceptos del precio de la construcción son el precio al productor, el precio al comprador y el precio al vendedor. El precio al productor es la suma que cobrará el productor menos el impuesto al valor agregado u otros impuestos similares deducibles que se facturan al comprador. El precio al comprador es el precio al productor más el valor del impuesto al valor agregado no deducible que debe pagar el comprador. El precio al vendedor refleja todos los elementos que contribuyen al precio pagado por el propietario final (Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos y Eurostat, 1997, págs. 14–22). Incluye el precio al comprador más el valor del terreno, el diseño y demás honorarios profesionales, el margen de ganancia del cliente y otros costos.

Los detalles presentados en esta sección fueron provistos por personal del Programa de Precios al Productor de la Oficina de Estadísticas Laborales de Estados Unidos.

Véase, por ejemplo, Diewert y Smith (1994).

En diciembre de 2003, como parte de su revisión exhaustiva de las cuentas nacionales, la Oficina de Análisis Económico de Estados Unidos adoptó un método de costo para el usuario para valorar los servicios financieros implícitos brindados por bancos comerciales. El cambio y su efecto sobre el PIB se analizan en Moulton y Seakin (2003) y en Fisher, Reinsdorf y Smith (2003).

El enfoque estadounidense aplicado a la elaboración de un índice de precios de los seguros se describe en Dohm y Eggleston (1998).

Véase más información sobre el IPP de Estados Unidos correspondiente a hospitales de asistencia médica general y para cirugías en Catron y Murphy (1996). Este artículo describe la muestra y el diseño originales de la encuesta, analiza la inflación de los precios de la atención en hospitales según los mide el IPP, resume los resultados y compara brevemente las medidas del IPP del sector de los hospitales con las del IPC.

    Other Resources Citing This Publication