Article

Actualización de las Perspectivas de la economía mundial: El FMI recomienda el estímulo ante la fuerte desaceleración mundial

Author(s):
International Monetary Fund. External Relations Dept.
Published Date:
December 2008
Share
  • ShareShare
Show Summary Details

El FMI está instando a los países a estimular la economía frente a una desaceleración mundial imprevistamente profunda, producto de la turbulencia financiera.

La institución recortó decisivamente a la baja sus proyecciones de crecimiento por estimar que “la actividad mundial se está desacelerando rápidamente”.

“Las perspectivas de crecimiento mundial empeoraron a lo largo del último mes, durante el cual siguió su curso el desapalancamiento del sector financiero y se deterioró la confianza de productores y consumidores”, según se expresa en la actualización del informe Perspectivas de la economía mundial publicada el 6 de noviembre.

Se proyecta que en 2009 el producto mundial crecerá 2,2%, es decir: alrededor de ¾ de punto porcentual del PIB menos que en las proyecciones de octubre. En las economías avanzadas, el producto anualizado se contraería en 2009, siendo la primera vez que ocurre tal disminución en el período de la posguerra. En las economías emergentes, el crecimiento sufriría una reducción apreciable, pero aun así llegaría al 5% en 2009.

Pero el FMI aclaró que estas proyecciones se basan en políticas ya anunciadas y propugnó nuevas medidas para sustentar la demanda: “La acción mundial encaminada a apuntalar los mercados financieros y promover el estímulo fiscal y la distensión monetaria puede contribuir a limitar la caída del crecimiento mundial”.

Actividad mundial en rápida desaceleración

Las proyecciones apuntan a que el crecimiento mundial baje de 5% en 2007 a 3¾% en 2008 y a poco más de 2% en 2009, con las economías avanzadas a la cabeza de la desaceleración.

  • El pronóstico actual para las economías avanzadas es que la actividad se contraerá un ¼% anualizado en 2009, es decir ¾ de punto porcentual menos que la proyección de octubre. Esta sería la primera contracción anual del período de posguerra, aunque en términos amplios la desaceleración es comparable en magnitud a las de 1975 y 1982. Se proyecta que a fines de 2009 se iniciará una recuperación. La economía estadounidense se resentirá a medida que los hogares respondan a la depreciación de los activos reales y financieros y al deterioro de las condiciones financieras. El crecimiento de la zona del euro se verá duramente castigado por el empeoramiento de la situación financiera y la erosión de la confianza. En Japón disminuiría el respaldo que le brindan al crecimiento las exportaciones netas.

  • Las revisiones a la baja de las proyecciones del crecimiento del PIB real en 2009 son un poco más pronunciadas en las economías emergentes y en desarrollo, y equivalen en promedio a un 1%. Esto significa una tasa de crecimiento del 5%, cifra superior a los mínimos registrados en otros ciclos económicos (por ejemplo, 1990, 1998 y 2001). Sin embargo, la desaceleración cíclica de las economías emergentes es parecida en magnitud a la de las economías avanzadas si —atendiendo a la experiencia de ciclos anteriores— se la mide en relación con tasas tendenciales de crecimiento más elevadas. Las revisiones a la baja varían considerablemente entre una región y otra. Entre los más afectados están los exportadores de materias primas —cuyos precios son mucho más bajos en la proyección revisada— y los países con problemas agudos de liquidez y financiamiento externo. La rebaja de las proyecciones es por lo general más pequeña en los países de Asia oriental —incluido China— porque su situación financiera suele ser más sólida, sus términos de intercambio se benefician del abaratamiento de las materias primas y ya pusieron en marcha una distensión de la política macroeconómica.

Menor presión inflacionaria

Según el informe, la estabilización de los precios de las materias primas, conjugada con la falta de dinamismo económico, contribuirá a frenar las presiones inflacionarias.

En las economías avanzadas, el nivel general de inflación bajaría a menos de 1½% para fines de 2009. En las economías emergentes la inflación también se moderaría, aunque de manera más gradual; sin embargo, en varios casos los riesgos inflacionarios todavía resultan evidentes, ya que el avance de los precios de las materias primas y la presión continua que pesa sobre la oferta local influyeron en las demandas salariales y las expectativas inflacionarias.

Contención de daños

Se están instituyendo políticas integrales para atacar la raíz de las tensiones financieras y apuntalar la demanda, pero pasará tiempo hasta que den fruto plenamente. Entre esas iniciativas corresponde mencionar programas para adquirir activos en problemas, el uso de fondos públicos para recapitalizar bancos y proporcionar garantías amplias, y recortes de las tasas de referencia coordinados entre los principales bancos centrales.

El informe del FMI sostiene que una respuesta macroeconómica más enérgica podría mitigar los daños: “Existe una necesidad clara de ampliar el estímulo macroeconómico más allá de lo anunciado hasta ahora para respaldar el crecimiento y encuadrar la recuperación del sector financiero. Habría que explotar el margen para distender la política monetaria, especialmente ahora que la inflación no es tan preocupante”.

Pero quizás eso no baste, precisa el informe, y señala que el estímulo fiscal es una herramienta que “puede resultar eficaz si está bien focalizada, si tiene el respaldo de una política monetaria acomodaticia y si se implementa en países con suficiente espacio fiscal”.

Coherencia transfronteriza

Para el FMI, es necesario coordinar las políticas a escala internacional: “Fundamentalmente, en el plano de las políticas debe imperar una mayor coherencia internacional. Una tarea crítica será subsanar las carencias de mecanismos de cooperación para la resolución de grandes instituciones transfronterizas, dadas las limitaciones de los distintos marcos nacionales. Asimismo, al otorgar garantías y respaldo financiero, se deben tener en cuenta los posibles efectos transfronterizos, en las economías emergentes entre otras. Por último, habrá que formular estrategias que le permitan al sector público retirar su participación de propiedad en el sistema financiero”.

“Se desmoronó la confianza”

En una rueda de prensa, Olivier Blanchard, Director del Departamento de Estudios del FMI, explicó que la institución revisó las previsiones de crecimiento mundial ante la caída abrupta de la demanda en las economías avanzadas y el drástico empeoramiento de la situación crediticia en las economías emergentes.

“Lo que sucedió fue que se desmoronó la confianza de los consumidores y de las empresas”, declaró Blanchard. “Los consumidores sienten que perdieron riqueza, y recortaron el gasto porque los años venideros están rodeados de enorme incertidumbre.”

Blanchard explicó que en las economías emergentes los problemas de crédito se sumaron a una contracción de la exportación debida a la reducción de la demanda de las economías avanzadas. Esto llevó al FMI a restarle 1% al pronóstico de crecimiento de estas últimas.

Las últimas proyecciones del FMI

Las perspectivas de crecimiento mundial empeoraron durante el último mes.

(Variación porcentual interanual)

ProyeccionesVarianza respecto de la última proyección
20072008200920082009
Producto mundial5,03,72,2–0,2–0,8
Economías avanzadas2,61,4–0,3–0,1–0,8
Estados Unidos2,01,4–0,7–0,1–0,8
Zona del euro2,61,2–0,5–0,1–0,7
Alemania2,51,7–0,8–0,2–0,8
Francia2,20,8–0,5–0,1–0,6
Italia1,5–0,2–0,6–0,1–0,4
España3,71,4–0,7–0,5
Japón2,10,5–0,2–0,2–0,7
Reino Unido3,00,8–1,3–0,2–1,2
Canadá2,70,60,3–0,1–0,9
Otras economías avanzadas4,72,91,5–0,2–1,0
Economías asiáticas recientemente industrializadas5,63,92,1–0,1–1,1
Economías emergentes y países en desarrollo8,06,65,1–0,3–1,0
África6,15,24,7–0,7–1,3
África subsahariana6,85,55,1–0,6–1,2
América5,64,52,5–0,1–0,7
Brasil5,45,23,0–0,5
México3,21,90,9–0,1–0,9
Comunidad de Estados Independientes8,66,93,2–0,3–2,5
Rusia8,16,83,5–0,2–2,0
Excluido Rusia9,86,91,6–0,7–4,6
Europa central y oriental5,74,22,5–0,3–0,9
Oriente Medio6,06,15,3–0,3–0,6
Países en desarrollo de Asia10,08,37,1–0,1–0,6
China11,99,78,5–0,1–0,8
India9,37,86,3–0,1–0,6
ASEAN-56,35,44,2–0,1–0,7
Fuente: FMI, Perspectivas de la economí a mundial, noviembre de 2008.
Fuente: FMI, Perspectivas de la economí a mundial, noviembre de 2008.

Otro factor ha sido la propagación de la crisis financiera a los mercados emergentes. “Es producto del constante desapalancamiento —es decir, la venta de activos— de las instituciones financieras en las economías avanzadas”, precisó Blanchard. “Estaba dentro de nuestros pronósticos, pero resultó aún más amplio e intenso, y afecta a muchos países”.

En cuanto a la reacción adecuada ante la crisis, Blanchard manifestó que en algunos países aún hay margen para usar la política monetaria, y citó los recortes de las tasas de interés dispuestos hace poco por el Banco Central Europeo y el Banco de Inglaterra. Pero recalcó la necesidad apremiante de una expansión fiscal mundial, y dijo que el estímulo fiscal aún podía aumentar en varios países, como Estados Unidos, Alemania y China.

“La expansión del déficit fiscal siempre entraña riesgos, pero en este momento los beneficios superan a los riesgos en una serie de países”, afirmó.

Vease el texto completo de Perspectivas de la economia mundial al día, en el sitio web del FMI, www.imf.org/external/pubs/ft/weo/2008/update/03/index.htm

Other Resources Citing This Publication