Article

Principios de Santiago: Los principios para los FSI facilitarán la inversión transfronteriza

Author(s):
International Monetary Fund. External Relations Dept.
Published Date:
September 2008
Share
  • ShareShare
Show Summary Details

Los principios y prácticas voluntarios para los fondos soberanos de inversión (FSI) —junto con las pautas de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) para los países que reciben esos capitales— contribuirán a un ambiente mundial que realzará la eficacia de la inversión transfronteriza, afirmó John Lipsky, Primer Subdirector Gerente del FMI, en un seminario organizado en Santiago por el Ministerio de Hacienda de Chile el 3 de septiembre.

Durante las dos jornadas previas, representantes de 26 fondos soberanos de inversión llegaron a un acuerdo preliminar sobre el borrador de un conjunto de Principios y Prácticas Generalmente Aceptados (PPGA), los “Principios de Santiago”. Se trata de un marco voluntario que guiará la conducción adecuada de las prácticas de inversión de estos fondos, así como sus regímenes de gobernabilidad y responsabilización.

“La finalidad de los PPGA es ayudar a mantener la libre circulación de inversiones transfronterizas y sustentar la apertura y estabilidad de los sistemas financieros”, puntualizó Lipsky. “Avalándolos, los fondos soberanos podrían despejar las inquietudes y así contribuir a atenuar el riesgo de presiones proteccionistas en contra de sus inversiones y de restricciones al movimiento internacional de capitales”.

Beneficios para el sistema financiero mundial

Recalcando su creciente importancia, Lipsky explicó que los FSI representan entre un cuarto y un tercio de los activos externos en manos de los gobiernos. “Según las proyecciones, superarán el volumen de reservas de divisas en un futuro no muy lejano y excederán los US$7 billones a US$11 billones para 2013”.

Lipsky aplaudió el “efecto amortiguador” de los fondos soberanos como fuente de capital durante la turbulencia financiera, y lo atribuyó a sus horizontes de inversión mayormente a largo plazo, su escasa necesidad de liquidez y la ausencia general de apalancamiento, añadiendo que los fondos tienen clara “la conveniencia a largo plazo de sustentar el funcionamiento, la apertura y la liquidez de los mercados”.

Pero a los países receptores les preocupa que estas inversiones puedan tener motivos no comerciales. Esa percepción negativa podría ser perjudicial para todas las partes y atentar contra la estabilidad del sistema financiero y monetario mundial al obstaculizar la circulación eficiente de capitales mundiales, dijo Lipsky.

Por eso, tanto los países originadores como los receptores de los fondos soberanos se beneficiarían de “mayor claridad”: los PPGA ayudarán a comprender mejor los FSI y les permitirán a los fondos nuevos aprovechar la experiencia de los demás, señaló.

Próximos pasos

Tras la conclusión de la reunión de Santiago, el Copresidente del Grupo Internacional de Trabajo sobre Fondos Soberanos de Inversión (GITFSI), Hamad al Suwaidi, dijo que cada miembro del Grupo recomendará los PPGA a su gobierno en las próximas semanas. Luego, el GITFSI se los presentará al Comité Monetario y Financiero Internacional —el órgano asesor del FMI en materia de políticas— el 11 de octubre en Washington, y prevé publicarlos posteriormente.

Los integrantes del GITFSI también decidieron estudiar la posibilidad de crear un grupo permanente de fondos soberanos de inversión. Reconocieron así la necesidad eventual de seguir adelante con la labor vinculada a los PPGA, y asimismo la de facilitar el diálogo con las instituciones oficiales y los países receptores sobre nuevos acontecimientos que repercutan en las operaciones de estos fondos.

El FMI como facilitador

El otro Copresidente del Grupo fue Jaime Caruana, Director del Departamento de Mercados Monetarios y de Capital del FMI. Los servicios de secretaría del Grupo los proporcionó el FMI.

David Murray, que preside la junta directiva de Future Fund —el FSI australiano— aplaudió el papel del FMI como facilitador y coordinador. “Con sus 185 miembros, el FMI es la única institución del mundo que conoce lo suficiente las políticas macroeconómicas y el funcionamiento de los bancos centrales de esos países, así como algunos de los temas que podrían ayudarnos a abordar con más claridad los PPGA”.

Recalcó que “los PPGA siguen siendo un documento voluntario para los fondos soberanos de inversión”, pero señaló que “el FMI es por lejos la mejor institución para guiarnos en esta tarea”.

Other Resources Citing This Publication