Journal Issue
Share
Article

Foro: El caleidoscopio de la globalización financiera Laura Wallace

Author(s):
International Monetary Fund. External Relations Dept.
Published Date:
June 2007
Share
  • ShareShare
Show Summary Details

Los cambios producidos por la globalización financiera en las corrientes transfronterizas de capital y en las instituciones y mercados financieros son más que nada positivos pero no están exentos de riesgo, afirmó Jaime Caruana, Director del Departamento de Mercados Monetarios y de Capital del FMI, el 30 de mayo, ante la Fundación Heinrich Böll y la Asociación Alemana de Banca en Berlín. A todos los participantes en el sistema financiero—hogares, instituciones financieras, reguladores y el FMI— les toca garantizar que los riesgos de la globalización sean mínimos y que los beneficios se distribuyan de la manera más amplia posible.

En general, los hogares se han beneficiado de un acceso más fácil a crédito menos costoso y a alternativas de inversión más variadas, pero están cada vez más expuestos a riesgos de mercado que antes recaían en las empresas o los gobiernos. En muchos países, los hogares tienen que asumir la responsabilidad de la jubilación, la atención de la salud, la educación superior y el cuidado médico de los ancianos, pero a menudo carecen de los conocimientos y la preparación básica para tomar decisiones prudentes sobre finanzas e inversiones.

Caruana afirmó que los gobiernos, los reguladores y el sector privado deben, sin excepción, contribuir a la educación financiera de los hogares, lo cual a su vez estimularía la competencia en la industria financiera. Los gobiernos deberían ocuparse del tema en las escuelas y poner servicios de asesoramiento al alcance de los grupos de bajo ingreso. El sector privado debería comprender a los clientes y ofrecer productos adecuados como proveedor y planes de ahorro redituables como empleador. Los reguladores pueden promover productos transparentes apropiados para todos los inversionistas.

Las instituciones financieras pueden contribuir a la estabilidad reforzando sus sistemas de gestión del riesgo, de modo que puedan manejar la creciente complejidad de los mercados financieros nacionales e internacionales y evitar que repercutan desfavorablemente en otros agentes. A su vez, señaló Caruana, los participantes en los mercados tienen la responsabilidad de imponer a las instituciones financieras una disciplina más rigurosa, premiando a las que se destacan por la solidez de la gestión del riesgo y las prácticas de divulgación, y penalizando a las demás. Para lograr esa disciplina es necesario que las exigencias de divulgación tengan sentido pero que no sobrecarguen a las instituciones.

A los reguladores y las autoridades nacionales les caben dos clases de responsabilidad. Primero, deben instituir un marco de regulación y supervisión basado en el riesgo para cerciorarse de que las principales instituciones financieras que fiscalizan están bien administradas, y cuentan con una capitalización adecuada y buenos sistemas de control del riesgo. La información que les exigen a las instituciones fiscalizadas y que luego distribuyen al mercado debe ser suficiente para mantener un grado eficaz de disciplina. En cuanto a la estabilidad financiera, hay dos elementos clave: más cooperación entre los supervisores, y buena transparencia y diálogo con el sector privado. Los reguladores y las autoridades nacionales deben estar preparados para las crisis y evaluar el impacto internacional que pueden tener sus políticas. Ese es sobre todo el caso de Europa, debido a la expansión de la integración financiera y de la operatoria bancaria transfronteriza. Pero gracias a su mercado regulatorio común, Europa puede ser ambiciosa y dar el ejemplo de buenas prácticas para la coordinación y cooperación con otros países y regiones.

El FMI tiene la responsabilidad de supervisar la estabilidad financiera mundial y los factores que la amenazan, así como de asesorar a sus 185 miembros—casi todos los países del mundo— sobre la solidez de la política económica, y de proporcionar asistencia técnica y cooperación en el desarrollo de los mercados y la infraestructura que la globalización exige.

Laura Wallace

Directora

Jeremy Clift

Redactor Jefe

Elisa Diehl

Redactora a cargo de la Producción

Camilla Andersen

Ina Kota

Archana Kumar

James Rowe

Simon Willson

Redactores

Lijun Li

Kelley McCollum

Ayudantes de Redacción

Julio Prego

Editor de Artes Gráficas

Jorge Salazar

Diseñador Gráfico

Edición en español

División de Español

Departamento de Tecnología

y Servicios Generales

Marcelo Mareque

Traducción

Martha A. Amas

Corrección de pruebas

Christine K. Brown

Composición gráfica

El Boletín (ISSN 0250-7240) es una publicación del FMI. Durante el año aparecen 22 números y el FMI en Foco en español, francés e inglés. Las opiniones e información publicadas no representan necesariamente la posición oficial del FMI. Los mapas que se publican para orientar a los lectores provienen de la Unidad de Cartografía del Banco Mundial; los nombres y las fronteras que aparecen en los mismos no reflejan la posición del FMI con respecto a la situación jurídica de ningún territorio, ni tampoco la conformidad de la institución en relación con dichas fronteras. El material publicado puede reproducirse mencio-nando la fuente de información, salvo las fotografías e ilustraciones que no pueden reproducirse en forma alguna.

La correspondencia debe dirigirse a:

Current Publications Division,

Room 7-106, IMF, Washington, D.C.,

20431, EE.UU. Tel.: (202) 623-8585;

correo electrónico: imfsurvey@imf.org.

El precio de la suscripción anual, para empresas privadas y particulares, es de US$15. Para solicitar la suscripción al Boletín del FMI o publicaciones del FMI, sírvase dirigirse a:

IMF Publication Services, Box X2007, IMF, Washington, DC 20431 EE.UU.

Tel.: (202) 623-7430;

Fax: (202) 623-7201;

Correo electrónico: publications@imf.org.

El Boletín del FMI se distribuye por correo aéreo (Canadá, Estados Unidos y México: first class; otros países: airspeed).

Other Resources Citing This Publication