Article

En Las Trincheras: Un mercado unificado

Author(s):
International Monetary Fund. Communications Department
Published Date:
June 2018
Share
  • ShareShare
Show Summary Details

FOTO: STEPHEN JAFFE/IMF

Arvind Subramanianexplica las ventajas de un nuevo impuesto para la economía y el presupuesto de India

COMO ASESOR ECONÓMICO PRINCIPAL del Gobierno de India desde 2014, Arvind Subramanian ayudó a diseñar el impuesto sobre bienes y servicios del país. En julio de 2017, ese impuesto nacional reemplazó al mosaico de impuestos recaudados por 29 estados y el gobierno federal. El impuesto sobre bienes y servicios se introdujo menos de un año después de la llamada desmonetización, la polémica medida del Gobierno que retiró el 86% de la moneda en circulación.

En esta entrevista, Chris Wellisz de F&D conversa con el ex Director Adjunto del Departamento de Estudios del FMI, Subramanian, sobre cómo el impuesto sobre bienes y servicios creó un mercado interior único por primera vez desde la independencia en 1947.

F&D: ¿Qué obstáculos encontró para convencer a los gobiernos estatales de que apoyaran la creación del impuesto sobre bienes y servicios?

AS: Uno fue, por supuesto, la pérdida de soberanía fiscal. Antes aplicaban estos impuestos de distintas maneras y tenían total libertad para hacerlo. En cambio, ahora todo se decide en común entre el gobierno central y los estados. También podían usar incentivos fiscales para atraer inversiones, algo que era muy valioso para el gobierno de cada estado, pero que llevó al conjunto del país a una carrera destructiva.

F&D: Inicialmente había optado por una estructura muy simple para el impuesto sobre bienes y servicios, pero terminó con seis tasas impositivas, lo que muchos economistas no consideran óptimo por ser más complejo.

AS: En principio todos aceptaron la idea de que tenía que ser simple. Pero cada estado tiene sus propias presiones políticas. Por ejemplo, un estado productor de un bien determinado pedía que ese bien se gravara a una tasa menor. Desafortunadamente, por cuestiones políticas tuvimos que abandonar esta estructura simple basada en tres tasas.

Cuando se puso en funcionamiento, había una tasa alta, de 28%. Se observó que esa propiciaba la evasión; era demasiado alta, y el Consejo encargado del impuesto sobre bienes y servicios comenzó a recortarla. Así que se avanzó, pero aún queda camino por recorrer y espero que con el tiempo las cosas se simplifiquen.

F&D: Algunos sectores importantes, como el petróleo y el sector inmobiliario, no están afectados por el impuesto sobre bienes y servicios. ¿Espera incluirlos en algún momento?

AS: Albergo la esperanza de que la electricidad, el mercado inmobiliario y el petróleo se incluyan algún día. Pero tal y como yo lo veo, y el Ministro de Hacienda lo ha dejado muy claro, todavía estamos esperando a que se estabilice el impuesto. Aún no estamos seguros de cuánto recaudaremos con este impuesto, pero una vez que se estabilice, todos esos sectores pueden ser incorporados.

F&D: ¿Le preocupaba lanzar el impuesto sobre bienes y servicios tan poco tiempo después de la desmonetización, a la que se atribuyó una desaceleración del crecimiento?

AS: Ambos shocks parecen haber quedado atrás y la economía ha empezado a recuperarse de nuevo. Pero no cabe duda de que aquellos dos experimentos políticos tuvieron efectos transitorios.

F&D: ¿El impuesto sobre bienes y servicios ha mejorado la recaudación de impuestos?

AS: Ha habido casi un aumento de 50% en el número de contribuyentes registrados de este impuesto. Vamos a ver un incremento en el registro de contribuyentes, lo que implicará un mayor cumplimiento con el tiempo. Nuestro cálculo conservador es que, una vez se estabilice, este impuesto debería generar otro aumento de la recaudación de 1% a 1,5% del PIB. Va a ser un sistema único; posiblemente, uno de los pocos sistemas de IVA del mundo que consiga cotejar lo que el proveedor dice que ha vendido al comprador y lo que el comprador dice que ha adquirido del proveedor. Una vez cotejados estos datos, se puede intentar reducir la evasión y la falta de cumplimiento.

F&D: ¿Y qué me dice del impacto económico?

AS: Las barreras al movimiento de bienes y servicios dentro de India se van a derribar, así que también esperamos un gran aumento en el comercio interior de India, lo que de algún modo es como un recorte arancelario. Eso también debería contribuir al comercio así como al crecimiento y hacer de la economía india mucho más atractiva para invertir.

F&D: ¿Se han reducido estos beneficios debido a la complejidad de dicho impuesto?

AS: Algunos de los beneficios que se obtienen de la simplicidad y la transparencia se ven debilitados. El Consejo del impuesto sobre bienes y servicios es plenamente consciente de ello.

F&D: Los exportadores se han quejado de que han tardado mucho en recibir los reembolsos. ¿Debería haber habido un esfuerzo mayor en probar el impuesto sobre bienes y servicios antes de ponerlo en marcha?

AS: Nunca es el momento perfecto para aplicar una medida tan vasta y compleja como esta. Podría haber habido mayor preparación en algunos aspectos, pero el mundo real y la política no funcionan así. Hay que aprovechar el momento. Lo importante no es si se está bien preparado o no, sino si se tienen los sistemas para responder ante los problemas.

F&D: ¿Cómo encaja esto con los avances en banca y pagos electrónicos?

AS: Uno de los grandes beneficios colaterales será la inclusión financiera. Muchas pequeñas y medianas

Nunca es el momento perfecto para aplicar una medida tan vasta y compleja como esta.

empresas no tienen fácil acceso al crédito porque su historial no está documentado. Ahora los pagos electrónicos de impuestos pueden descontarse, y se puede crear un mercado de letras y un sistema que mejore el acceso al crédito.

F&D: Desde el punto de vista de la economía, ¿qué le ha enseñado la introducción del impuesto sobre bienes y servicios?

AS: India es un país muy extenso y cada estado quiere saber cuánto exporta al extranjero. Antes no había manera de averiguarlo. Además, ahora podemos hacernos una mejor idea del tamaño de los sectores formal e informal en India como nunca antes. Aparte del aspecto fiscal y del impulso al federalismo cooperativo, vamos a obtener muchísima información que nos permitirá entender mejor la economía y, por tanto, adoptar mejores políticas, lo que será muy, muy importante.

F&D: ¿Cree que las elecciones del próximo año pueden suponer un riesgo para la aplicación o la mejora del impuesto sobre bienes y servicios?

AS: Si el Consejo encargado del impuesto sucumbe a este tipo de populismo, tendrá un efecto muy negativo en el funcionamiento del impuesto a largo plazo. Creo que el espíritu colectivo que hay en el Consejo ayudará a evitar este tipo de populismo. FD

Esta entrevista ha sido editada por razones de extensión y claridad.

Other Resources Citing This Publication